¿Has combinado el deporte con los Aceites Esenciales?

En los momentos que vivimos actualmente tenemos muy claro que la actividad física y el deporte proporcionan grandes beneficios al organismo y mejora la calidad de vida ya que ayuda a prevenir algunas enfermedades, por eso es importante incluirlos en la rutina diaria. No importa que no se haya practicado nunca ningún deporte, ya que cualquier momento es bueno para empezar.

Con la práctica de ejercicio físico se queman calorías, se aporta más calcio a los huesos, se previene el estrés y el insomnio, se tiene mayor flexibilidad y agilidad y se mejora la circulación, sobre todo si se realiza ejercicio dos o tres veces por semana de forma regular. Todas estas mejores condiciones físicas además ayudan a estar de buen humor 🙂 🙂 🙂

No se trata de incorporar el ejercicio físico de forma drástica, sino de incluirlo en la rutina como algo nuevo que ayuda a sentirse mejor con el propio cuerpo, aporta satisfacción y hace sentir más libre a quien lo practica. Si hasta este momento el tipo de vida ha sido sedentario, se deben introducir pequeños cambios en cuanto a la actividad y a la alimentación para mejorar los hábitos. La actividad física debe practicarse teniendo en cuenta que la frecuencia ha de ser alta, es decir, si se va a hacer ejercicio tres veces por semana durante 30 ó 45 minutos, es conveniente seguir esa rutina durante varios meses. La intensidad, el esfuerzo, depende de la edad, el estado físico y la preparación. No conviene excederse, ya que entonces el ejercicio resulta perjudicial.

Las estadísticas demuestran que la longevidad de las personas se ha incrementado, aunque lo importante no es sólo vivir más años, sino gozar de mejor salud. La ausencia de una actividad física regular produce cambios similares a los que desencadena el proceso de envejecimiento: la presión sanguínea aumenta y disminuye el metabolismo, el corazón y los pulmones pierden eficacia, las articulaciones tienen menos flexibilidad y tanto el sistema nervioso como el inmunológico reducen su actividad. Además se atrofian los músculos y los huesos. Por tanto, el ejercicio cumple un papel mucho más importane que el de la edad en lo que se refiere a la salud y la vitalidad durante la madurez. Un programa adecuado de ejercicios puede modificar incluso algunos problemas corporales. Además, el ejercicio es el medio natural de tranquilizarse, sirve como afrodisíaco, para adelgazar, como laxante, para lubricar las articulaciones, como masaje muscular, para regenerar los huesos y constituye un antídoto para la fatiga crónica, todos ellos problemas que abruman a un número elevado de personas. Como es un relajante natural, es aconsejable encontrar un espacio donde poder cuidar tanto del cuerpo como de la mente, lo que reporte serenidad y paz interior.

DEPORTE Y MENSTRUACIÓN:  en principio no hay restricciones al hacer cualquier tipo de ejercicio físico durante la menstruación, ya que es algo inherente a su organismo y, como tal, el cuerpo lo asume con plena normalidad. El síndrome premenstrual y la menstruación son de carácter fisiológico, y los síntomas que cada mujer experimenta dependen de gran medida de su estado de salud, la edad, la actitud y la cultura. Por ejemplo, algunas mujeres necesitan guardar reposo al menos durante un día del ciclo menstrual, de modo que no pueden realizar actividades deportivas en ese momento.

 

Nos podemos beneficiar de los aceites esenciales antes, durante y después de una jornada deportiva o en cualquier ocasión en la que nuestro sistema muscular se vea implicado de una manera especial.

Aquí van algunas sugerencias…

79 - copia
Aceite Esencial de Lavanda: este aceite esencial es muy útil debido a sus propiedades específicas para reparar los tejidos dañados.

¿Cómo utilizar el aceite esencial de lavanda?:

Podemos utilizarlo, unas gotas mezclado con aceite portador, y masajear la espalda, cuello, piernas, pies y hombros. A la vez fortalece los músculos y las articulaciones. La lavanda es fresca y balsámica, refrescando las partes calientes del cuerpo que se encuentran estancadas e hinchadas. En este caso podemos realizar un preparado de 8 gotas de aceite esencial de lavanda + 15 ml de aceite de almendras.

También podemos utilizar este aceite sobre el pecho como aceite balsámico por la noche cuando tenemos tos o hemos cogido un resfríado. Muchas veces, cuando practicamos deporte, nos quedamos frí@s debido al sudor, un cambio de temperatura brusco … Podemos realizar una mezcla de 3 gotas de aceite esencial de lavanda + 2 gotas de aceite esencial de eucalipto + 10 ml de aceite de almendras.

arbol-de-te2
Aceite Esencial de Árbol del Té: El aceite esencial del Árbol del Té es de gran utilidad para la prevención y el tratamiento de los hongos.

¿Cómo utilizar el aceite esencial de árbol del té?:

Prevención y tratamiento de los hongos en lugares como las duchas de los gimnasios, piscinas, duchas comunitarias en albergues …:

En estos casos podemos hacer una mezcla de 10 ml de aceite de almendras + 5 gotas  de aceite esencial de Árbol del Té masajeando los dedos insistiendo entre los dedos.

Ampollas y rozaduras del calzado:

1 gota  (nunca utilizar el aceite esencial directamente !!!, UTILIZAR EL ACEITE ESENCIAL DILUIDO sobre la ampolla varias veces al día)

cipres 4
Aceite Esencial de Ciprés: útil para el dolor de pies y pies cansados.

¿Cómo utilizar el aceite esencial de ciprés?:

Baño de pies: 

Añadimos al agua tibia 6 gotas de aceite esencial de Ciprés. Mantener los pies en el agua durante 10 ó 15 minutos.

Excesiva sudoración de los pies:

Podemos realizar el baño anterior + 10 ml. de aceite vegetal de avellana +  5 gotas de aceite esencial de Ciprés.

Sudoración corporal excesiva:

50  ml de aceite vegetal de avellana  + 15  gotas de aceite esencial de Ciprés. Aplicar después de la ducha por todo el cuerpo. Secar. Con esta cantidad de aceites nos podemos permitir tenerlo siempre a mano en la mochila cuando hagamos deporte y tengamos que ducharnos fuera de casa.

Calambres musculares:

20  ml de aceite vegetal de macadamia +  3  gotas de aceite esencial de Ciprés

OLYMPUS DIGITAL CAMERA
Aceite Esencial de Naranjo Amargo ó Petit Grain: como buen desodorante puede ayudar a evitar los malos olores que aparecen por la sudoración. Tiene un olor fresco que te encantará. Este aceite esencial también te ayudará a mitigar los calambres y espasmos.

¿Cómo utilizar el aceite esencial de Petit grain?:

Transpiración excesiva  y mal olor corporal:

20 ml de aceite vegetal de avellana + 3  gotas de aceite esencial de naranjo amargo o petit grain

 Calambres:

20 ml aceite vegetal de avellana + 2 gotas de aceite esencial de petit grain + 2 gotas de aceite esencial de mandarina

romero 2
Aceite Esencial de Romero: este aceite esencial tonifica el sistema venoso y reafirma la musculatura dando la oportunidad a nuestro cuerpo a revitalizarlo. Ideal tanto en una enfermedad como en una lesión deportiva.

¿Cómo utilizar el aceite esencial de romero?:

Masaje corporal tonificante:

100 ml de aceite vegetal de macadamia  + 30 gotas de aceite esencial de Romero. Aplicar en masaje ascendente en las piernas desde los tobillos.

manzanilla 1
Aceite Esencial de Manzanilla Romana: añadido a un aceite de masaje, alivia los músculos después del ejercicio.

¿Cómo utilizar el aceite esencial de Manzanilla romana?:

Sinergia:

4 gotas de aceite esencial de manzanilla + 3  gotas de aceite esencial de lavanda + 20 ml de aceite de almendras

brote de menta 1
Aceite Esencial de Menta: tiene propiedades para estimular, relajar y suavizar los músculos. Lo podemos utilizar también para prevenir posibles dolores musculares antes y después del entrenamiento.

¿Cómo utilizar el aceite esencial de menta?:

Sinergia:

4  gotas de aceite esencial de menta + 2 gotas de aceite esencial de romero + 2 gotas de aceite esencial de pomelo + 15 ml de aceite de almendras

 

Aceite Esencial de Gaulteria: compuesto por más  del 95% de salicilato de metilo, con poderosas virtudes antiinflamatorias y analgésicas es el aceite esencial que es conveniente llevar en la bolsa de deporte ya que es muy eficaz en el alivio de los dolores articulares, dolores musculares y tendinitis. 

¿Cómo puedo utilizar el aceite esencial de Gaulteria?:

Sinergia recomendada para tensiones musculares: 5 gotas de aceite esencial de gaulteria + 5 gotas de aceite esencial de bergamota + 20 ml de aceite de almendras

 

A %d blogueros les gusta esto: