Aceite esencial de eneldo – anethum graveolens

ENELDO

aceite esencial de eneldo    -anethum graveolens-

Familia: APIACEAE. Sinónimos: PEUCEDANUM GRAVEOLENS, FRACTUS ANETHI, ANELDO, ANETAVERÓN, HINOJO HEDIONDO

Origen e Historia: es oriunda de la región oriental del mar Mediterráneo donde hoy abunda.

Ya conocida por Dioscórides -aparece listado en “De Materia Médica”- y mencionada en las Sagradas Escrituras y en la medicina de Hildegard de Bingen. Se sabe de su uso en época de babilonios y Asirios (II milenio a. C.). En el antiguo Egipto ya se mencionaba en los Papiros de Ebers (1550 AC) y era usada como verdura y condimento. En la época romana los gladiadores se untaban con aceite impregnado de la planta para adquirir fuerza y resistencia antes de cada combate. En al-Andalus aparece en el Calendario de Córdoba, donde se dice que en el mes de mayo se recoge la semilla del eneldo. De esta planta se aprovechaban no sólo las semillas, previamente secadas al sol, sino también las ramas.

Según el médico Ibn Zuhr, su sabor es semejante al hinojo, y tomado en jarabe hace fluir la leche de la madre; también afirma que el aceite de eneldo suele aliviar los dolores agudos. El cocimiento de semillas de eneldo, con hinojo, comino y jarabe de rosas con miel, tomado en ayunas, era prescrito en tiempos antiguos para curar las dolencias de estómago.

A nivel culinario, la simiente servía para sazonar aquellas carnes gruesas que pueden ser desagradables para el estómago. También se utilizaba en los adobos.

El Eneldo tiene un aroma mentolado, suave, algo alcanforado, especiado y fresco que es estimulante, revitalizante  y equilibrante  y moderadamente amargo. Recuerda al de la alcaravea. El de su hoja tiene el mismo sabor, aunque más ligero y algo dulzón, con un toque alimonado.

El eneldo es una planta resistente que llega a alcanzar 1 m de altura, con hojas muy finas y aromáticas; produce en el extremo de sus tallos pequeñísimas flores amarillas en profuso ramillete. Las semillas, ovaladas, de un color tostado, apenas tienen peso, pues unas 8.000 semillas sólo llegan a alcanzar los 100 gramos de peso. Con un aroma semejante a la alcaravea, tiene un sabor fuerte y picante.

Extracción: se obtine por destilación al vapor (a veces con agua) de:

  • los frutos o semillas

  • la planta o el tallo (frescos o algo desecados)

Propiedades: antidiabético, antiespasmódico, antibacteriano, aperitivo, carminativo, cicatrizante,  diurético, estomacal, vermífugo, expectorante, tónico, estimulador del páncreas y regulador de la insulina y del azúcar en sangre. Lo podemos utilizar en casos de diabetes, problemas digestivos, estreñimiento, indigestión, dolores de cabeza, nerviosismo y deficiencias. Calma el sistema nervioso autónomo (sedante) y cuando lo usamos en difusión con la camomila romana combate el ADHD.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.