Tratamiento floral para recibir a la primavera

🌸🌷🌸🌷🌸🌷🌸🌷🌸🌷🌸🌷🌸🌷🌸🌷

 

 

🌸🌷🌸🌷🌸🌷🌸🌷🌸🌷🌸🌷🌸🌷🌸🌷

¿Quieres saber más sobre la flor del cerezo?

 

Cherry Plum, Prunus cerasifera, Cerasifera

Las tiernas ramas sin espinas de este árbol o arbusto que alcanza una altura de 3 a 4 metros, se emplean en Inglaterra para proteger del viento las plantaciones de árboles frutales. Las flores de alba blancura son algo más grandes que las del endrino y el espino y se abren entre febrero y abril, antes de que brote el follaje.

Principio:

Cherry Plum está relacionado con el principio de la franqueza y a serenidad. En estado Cherry Plum negativo se trata de sofocar  obsesivamente un proceso evolutivo psíquico-mental.

Es un estado muy crítico. Se percibe a plena conciencia o bien en planos semiconscientes. Las personas que expetimentan conscientemente un estado Cherry Plum crítico dicen, por ejemplo: «Interiormente estoy sentado sobre un barril de pólvora y temo que en cualquier momento me haga volar por los aires», o para mi propio honor me sorprendo concibiendo ideas violentas, como tomar un cuchillo de cocina y clavárselo a mi mujer en la espalda».

En estado Cherry Plum negativo se teme perder la razón, el autocontrol. Los nervios están tensos a punto de estallar; se siente el tictac de una bomba de tiempo interior. La persona teme hacer en cualquier momento algo terrible que la mortificará el resto de su vida. Siente liberarse en su propio interior fuerzas destructivas que a no  puede dominar.

Algunos combatientes describen estados Cherry Plum negativos que surgieron en las trincheras después de largos días de ininterrumpido fuego graneado, o en aquellos soldados capturados que durante semanas sufrieron interrogatorios ultrajantes. En estos casos, la personalidad es aniquilada hasta tal punto que llega un momento en que uno desearía entregarse. En estado Cherry Plum critico existe el auténtico peligro de suicidio, al menos en los planos mentales. Pinturas medievales como Las Tentaciones de San Antonio, en las que las fuerzas del infierno se empeñan en llevar a un santo a la capitulación, representan simbólicamente este estado.

Considerado desde el punto de vista psicológico, la causa de este desequilibrio reside en el miedo a claudicar interiormente. La persona quisiera evitar que aflorasen imágenes del subconsciente que no puede dominar. Los esotéricos señalan a este respecto la posibilidad de que existan cargas kármicas por el abuso de los poderes en otras existencias anteriores.

También han formulado su propia teoría en relación a la re­ciente aparición del estadoCherry Plum en nuestros días: en este planeta se están encarnando almas cada vez más sensibles y deli­cadas, en una atmósfera de creciente caos, intoxicación y explo­tación. El acentuado contraste entre su estructura esencial y las condiciones del medio conduce, en planos más insustanciales, un estado Cherry Plum crónico, que en la gente joven todavía se percibe como una especie de tensa distracción.

En el transcurso del desarrollo mental se puede llegar a estados Cherry Plum negativos antes de dar importantes pasos de decisión. Ideas disolutivas e imágenes destructivas pugnan por invadir la conciencia sin que tengan que estar ligadas a ellas los sentimientos críticos arriba descritos.

En el estado Cherry Plum negativo la personalidad se ha apartado del todo de la vía marcada por el Yo Superior. Por esto no puede disponer en orden las fuerzas mayores que siente cre­cer en ella. Reacciona con miedo. No tiene conocimiento de la ley según la cual en cada proceso psíquico-mental, junto a 1as fuerzas claras, constructivas y positivas, se activan simultánea­mente las del polo opuesto, las fuerzas oscuras, destructivas, ne­gativas. Presa del miedo se intenta mantener estas fuerzas bajo la superficie de la conciencia, pero la presión origina contra­presión.

Tan pronto la personalidad se somete a la guía de su Yo Supe­rior, es conducida a través del caos y la oscuridad a la luz de su verdadero destino, y así a un saber cada vez mayor. Tiene también acceso a poderosas reservas energéticas. De este modo, le es posible soportar extremas adversidades interiores y exteriores que hundirían a otras personas.

Ejemplo del estado Cherry Plum positivo son esos individuos que pasaron el «infierno de la guerra» o que superaron el internamiento en un campo de prisioneros sin la destrucción de su personalidad –

En el estado Cherry Plum positivo podemos sumergirnos profundamente en nuestra subconsciencia y expresar y transplantar a la realidad las ideas y conocimientos allí obtenidos. Podemos manejar de manera espontánea y serena grandes fuerzas y dejar atrás enormes etapas evolutivas.

A veces, en el consultorio, las manifestaciones de este estado aparecen en la primera sesión. Se evidencia el miedo de la perso­nalidad a abrirse mas en su proceso evolutivo. No siempre es fácil reconocer exteriormente este estado Cherry Plum. Los esta­dos Cherry Plum críticos se delatan con frecuencia al irradiar la persona una calma forzada, así como por su expresión rígida, sus ojos muy abiertos y por el poco parpadeo.

Cherry Plum demostró su eficacia con los niños que padecía enuresis. Estos niños se someten a sí mismos a un control tan severo durante el día, que de noche, cuando el control consciente del cuerpo cesa, pueden dar libre curso a sus miedos interiores a través de una micción espontánea.

Cherry Plum es indicado para personas que, a raíz de ideas obsesivas, alucinaciones y la amenaza de psicosis, ya estuvieron internadas en un sanatorio y temen volver a pasar por la misma  experiencia, así como también para aquellas que juegan con la idea del suicidio.

Antes de recomendar Cherry Plum a estas personas, es necesario asegurarse que en calidad de enfermos están bajo el control de un especialista.

Según algunos neurólogos, Cherry Plum ha demostrado su eficacia como ayuda en el tratamiento de la enfermedad de Park­inson y otros síndromes neurológicos parecidos. Además desempeña un papel positivo en la rehabilitación de personas drogadictas.

Delimitación de los estados de miedo de Rock Rose y Cherry Plum:

Rock Rose: Extrema sensación de miedo en una situación con­creta. Se manifiesta exteriormente.

Cherry Plum: El miedo a los propios conflictos subconscientes se disimula todo lo posible. Se deja traslucir poco o nada al exterior.

Síntomas claves del estado Cherry Plum:

Miedo a ceder interiormente, a perder la razón; miedo a que falle la mente; arrebatos temperamentales incontrolables.

Recomendaciones para las personas en estado Cherry Plum:

  • Reunir el valor para abrirse y «saltar».
  • Practicar asimismo saltos físicos, por ejemplo en la piscina desde el trampolín de tres metros de altura.
  • Aportar a la vida elementos lúdicos y espontaneidad.
  • Hacer ejercicios de yoga para armonizar la tiroides.

Frases de programación positiva:

«Dejo en libertad viejas ideas»;

«Mis fuerzas están a mi disposición»;

«Me abandono a mi guía interior»;

«Cumplo mi cometido en la vida».

Síntomas en estado de bloqueo:

  • Psíquicamente, la persona se siente en extremo «empanta­nada».
  • Lucha por el autodominio.
  • Se desespera, llega al borde del colapso nervioso.
  • Teme cometer algo terrible contra su voluntad.
  • Teme a las fuerzas mentales incontrolables en su interior.
  • Teme enloquecer, trastornarse, tener que ir a parar a un manicomio.
  • Ideas fijas, alucinaciones.
  • Extrema tensión y convulsión interior. En ocasiones, po­nerse violento, ir de un lado a otro y observarse de manera forzada.
  • Repentinos e incontrolables accesos de ira, en particular en los niños: se arrojan al suelo, se golpean la cabeza contra pared y otras actitudes análogas.
  • Los padres temen que se les pase la mano; amenaza de malos tratos a los niños.
  • Tienen la sensación de estar sentado sobre un barril de pólvora.
  • Contrariamente a la disposición normal afloran impulsos violentos, teme tener que hacer algo que nunca haría.
  • Juega con la idea del suicidio.

Potencial en estado transformado:

  • Valor, fuerza, espontaneidad.
  • La persona se sumerge profundamente en el subconsciente e integra a la vida real las experiencias y conocimientos allí adquiridos.
  • Establece conexión con una activa fuente energética mental.
  • Soporta las mayores torturas psíquicas y físicas, sin que «su alma sufra daños».

Adquiere grandes conocimientos intelectuales, reconoce su verdadero cometido en la vida y es capaz de realizar enormes avances evolutivos.

CHERRY PLUM (REMEDIO T): los remedios llamados transitorios o agudos (T) son aquellos que permiten re-armonizar estados mentales negativos que no son rasgos de carácter sino desórdenes transitorios. Es una condición que aparece en determinado momento, de repente, pero no requiere asistencia de emergencia. En estos casos el efecto de la flor, si bien es elegida, se siente en pocas horas, o a lo sumo en pocos días. 

Características positivas:

En su estado positivo, la personalidad Cherry Plum tiene la capacidad de penetrar profundamente en sus capas más inconscientes y tomar conciencia de su realidad interior, permitiéndose el fluir de sus emociones.

Es una persona que puede manejar las fuerzas que surgen de su interior en forma espontánea y serena, creciendo y desarrollándose a pasos agigantados.

Posee gran soltura y serenidad en situaciones de tensión  que son vividas con calma y coraje.

Pone la energía a su disposición y acepta su guía interior.

El estado negativo de esta flor puede ser plenamente consciente para la persona que lo padece o sólo medianamente consciente.

  • Cuando hay dificultad para soltarse internamente  sentirse libre interiormente en vez de atado”.
  • Cuando hay temor de “cortocircuitos” mentales y salidas temperamentales descontroladas.
  • Cuando hay gran tensión mental, mirada fija  ojos bien abierto: desorbitados sin pestañear.
  • Cuando se aparenta una tranquilidad ficticia pero se advierte gran tensión interna.
  • Cuando uno se siente tan presionado por determinadas situaciones externas que teme no poder aguantarías más y capitular.
  • Cuando uno tiene miedo a no tener otra salida que matarse  o matar a alguien.
  • Cuando uno teme volverse loco.
  • En adicciones con la característica de compulsividad.
  • En ataque de bulimia  con la misma característica.
  • En situaciones de desesperación por miedo a perder el control y hacer cosas terribles.
  • En personalidades impulsivas que actúan antes de pensar.
  • En estados mentales de tal violencia que el sujeto sólo imagina salidas drásticas para poder aliviarse.
  • En cuadros de melancolía ansiosa, en neurosis obsesivas graves con miedo a la pérdida de control, en cuadros maníaco-depresi­vos.
  • En adolescentes por el incremento de lo instintual.
  • En personas que hace tiempo juegan con la idea de eliminarse. (Además de la necesidad de estar bajo el control de un médico especializado.)
  • En personas verborrágicas, que a pesar de quererlo no pueden frenarse de hablar y hablar.
  • En casos de onicofagia: gente que desea dejar de comerse las uñas pero no puede controlarse.
  • Personas a punto de caer en un surmenage.
  • Personas acalambradas por excesivo intento de control o tensión.
  • En el área de la sexualidad: miedo al orgasmo en la mujer. En el hombre, temor a penetrar. Eyaculación precoz para evitar que la excitación sexual siga creciendo, con el consecuente riesgo de pérdida de control.
  • Para todo tipo de descontrol: de los esfínteres, de la comida, de la presión arterial, de drogas, cigarrillo, alcohol. En ataques súbitos, de ira, violencia o conducta irracional.
  • En niños en casos de enuresis, cuando no se pueden controlar: se les escapa. (Fuera de la etapa evolutiva normal aproximadamente después de los 3 años de edad).
  • Estados de rabia incontrolable, especialmente en niños que se tiran al piso o se golpean la cabeza contra las paredes.

Cambios que aparecen al tomar esta flor:

Tiene  un efecto sedante.

A veces hace aflorar ideas negadas desagradables, penosas, que son las que inconscientemente el paciente estaba controlando.

Es conveniente indicar esta flor como primera prescripción en aquellos casos en que la persona teme abrirse al proceso de desarrollo.

El estado Cherry Plum es un estado muy difícil de diagnosticar a veces.

Frecuentes Verbalizaciones:

“O lo mato o me mato.”

 “En determinadas situaciones temo perder el control sobre ni mismo y volverme loco.”

“Se me mete en la cabeza que tengo que tirar a mi bebé por la ventana y temo no poder frenarme uno de estos días.”

“Cuando estoy en una habitación no pierdo de vista a nadie.”

“Si me enojo, ¡Salvese quien pueda¡.”

“Estoy tan mal que  temo cometer una imprudencia sin darme cabal cuenta de ello.”

“Estoy como sentado en un barril de pólvora, temiendo que voy a volar los aires en cualquier momento.”

“La más leve discusión con mi mujer temo que le voy a clavar un cuchillo ni bien me dé la espalda.”

“Mis nervios están tan tensionados como sí fueran las cuerdas de un violín.”

“A veces hago cosas tan automáticamente como si fuera otra persona.”

“Tengo la sensación como si alguna fuerza se hubiera apoderado de mí y me manejara.”

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.