Enfoque terapeútico para los niños a través de los cuentos. Cómo ganarnos su confianza y subir su autoestima.

 

Voy a contarte un cuento …

RECOMENDACIÓN: LINGUISTAS RICHARD BANDLER Y JOHN GRINDER  // PSICOTERAPEUTAS VIRGINIA SATIR Y MILTON ERICKSON

Según el modelo de la PNL (Programación Neuro Lingüística), lo que la gente dice es una representación de su experiencia sensorial del mundo que les rodea. Cuando los niños escuchan una historia siempre asocian los sucesos y los personajes del relato (de un cuento, por ejemplo) con su propia experiencia de los hechos.

 

CÓMO INVENTAR UNA METÁFORA EFECTIVA:

     Ejemplo-situación:

     EN LA REALIDAD                                EN EL RELATO

     Aimar (mi sobrino)                                                                Príncipe

       Padre                                                                                         Rey

       Madre                                                                                        Reina

       Familia (yo, su tía «la tata»)                                                   Familia Real

       Regla básica                                                                            Regla básica

       Aimar desordena la cocina, los padres                            El príncipe es desordenado. La familia real está enfadada con el príncipe-

       están descontentos.

 

Pasos a seguir para elaborar la metáfora:

1- Aislar el problema y dilucidar de quién es

2- Identificar gente, lugares y cosas relacionadas con el problema

3- Elegir el contenido de la metáfora (gente, animales) para que refleje la situación real . También puede conseguir ayuda representando la propia fuente del problema.

4- Proporcionar una solución o conducta deseada

5- Establecer una estrategia conectiva, nexo de unión, entre el problema y la solución.

 

GANARSE LA CONFIANZA

El elemento más importante es la buena relación: CONFIANZA. La confianza es la piedra angular de cualquier relación íntima. Para mejorar la forma de comunicarse con el hijo, primero hay que reforzar su relación con él. El relato puede influir en el niño si éste se siente cómodo y relajado. Hay que conocer el «lenguaje» del niño para establecer una comunicación fluída. Si el niño prefiere «sentir» un cuento y usted empieza por describir exhaustivamente las imágenes, debilita el grado de comprensión. Cuando hayamos establecido un fuerte vínculo de compenetración, se puede introducir palabras que representen imágenes y sonidos.

 

COMUNICACIÓN NO VERBAL

Siéntese a su lado y adopte una postura corporal similar. Así nos convertimos en un «espejo» para el niño, quien ve en nosotros una imagen de él mismo. También se puede adoptar un tono de voz tranquilizador y acompasarlo a su respiración. Cuando lo hagamos nos tenemos que asegurar de que no note que lo estamos imitando. Si el niño cambia de posición, hay que dejar transcurrir unos segundos antes de adoptar la postura del hijo una vez más.

 

RECEPTIVIDAD

Los niños deben «sintonizar» con lo que les estamos diciendo. El simple acto de compartir una metáfora no garantiza un cambio en su conducta; además los niños deben estar dispuestos a escuchar cuando se la cuente y deben querer escucharnos.

 

EJERCICIOS DE RELAJACIÓN 

Se requiere un intervalo de tranquilidad para inducirles a un estado receptivo. Se les puede animar a relajarse. Los ejercicios de relajación no deben sobrepasar los 5 minutos. Los niños se pueden impacientar y querer levantarse y salir corriendo. Se puede usar la propia voz para inducir un estado de predisposición. Ralentizando gradualmente nuestra forma de hablar, seremos capaces de crear un estado receptivo y relajado.

     RECOMENDACIÓN: LIBRO «STRESS: AN OWNER´S MANUAL (Estrés: manual del que lo sufre)» de ARTHUR ROWSHAN

 

TÉCNICAS PARA CONTAR CUENTOS

     1- REESTRUCTURACIÓN: se puede cambiar el «marco» de una conducta incorrecta. Puede ser aprovechada en un contexto diferente que permita una perspectiva más amplia de su comportamiento. La insistencia y terquedad del niño puede ser un recurso muy útil en el futuro. La terquedad demuestra que sabe lo que quiere y que perseverará e irá tan lejos como sea necesario para conseguir su objetivo. De esta forma se infrautiliza los recursos del niño. Hay que guiarles para que escuchen su voz interior y reconocer cuándo y de qué manera encauzar su propia energía bajo la forma de pensamientos, emociones y actos.

     2- CITAS INDIRECTAS (ENSEÑANZA INDIRECTA): «cuando se habla a la puerta se espera ser escuchado por la pared». Podemos decir algo al niño en boca de uno de los personajes del relato. Ejemplo: «El elefante le dijo al león: puedes compartir tu comida con los otros animales». Esta sugerencia activa el proceso de aprendizaje de una nueva conducta en el inconsciente del niño. Esta técnica se puede emplear en el proceso comunicativo diario.

    3- PAUSA Y ÉNFASIS: detenerse antes de remarcar los puntos importantes; así se recupera cualquier pérdida de concentración y la atención se centra en el que habla. Lo que digamos después de la pausa adquiere un significado especial.

El énfasis es un recurso auditivo que sirve para reafirmar la importancia de las palabras clave, después de una pausa. Otra forma de enfatizar una sugerencia es incluir el nombre del niño en aquellas partes del relato con un significado especial.

    4- INESPECIFICIDAD: en un relato terapeútico los sustantivos y verbos no especificados facilitan el cambio de pensamientos, actitudes y conductas. Pero no debemos ser muy exhaustivos al describir la acción. El relato debe dejar de lado cuanto tenga de específico. Los niños «completarán» la descripción inespecífica de la acción con su imaginación. Si narramos la acción con términos concretos corremos el riesgo de romper el vínculo de afinidad con el niño. Los niños no se identificarán con el relato si éste proporciona demasiados detalles sobre la acción.

 

 

AUTOESTIMA INFANTIL

Una de las finalidades de los cuentos es fomentar la autoestima del niño. Con una autoestima elevada crecen confiados y felices y con capacidad para enfrentarse a los sucesos.

Definición de autoestima: DISPOSICIÓN PARA EXPERIMENTAR QUE UNO MISMO ES CAPAZ DE SOLVENTAR LAS ADVERSIDADES BÁSICAS DE LA VIDA Y QUE ES MERECEDOR DE LA FELICIDAD.

Los padres con una autoestima elevada sirven de modelo ideal del que aprender

El niño aprende que sus necesidades serán cubiertas de forma correcta y predecible. El niño aprende a responsabilizarse, y este hecho hace que se sienta una persona especial. De ahí surge la autoestima del niño, del sentimiento de obrar correctamente, que es vital para el desarrollo de la personalidad.

DISTINGUIR ENTRE EL NIÑO Y SUS ACTOS: los padres deben evitar insultar, censurar, juzgar, amonestar, ser condescendientes, analizar todos sus actos o pegar a sus hijos. El castigo físico hace que los niños adopten un modelo de conducta agresiva. La mayoría de los castigos corporales destruyen la autoestima del niño. Estos empiezan a creer que ellos y su conducta son una sóla y única cosa, lo que les lleva a pensar que son «malos».

IGUALDAD: tienen el mismo derecho que nosotros a estar en el mundo y por lo tanto, los padres deben ayudar a sus hijos a reconocer esta igualdad de derecho. Cuando son conscientes de su condición y su valía, desarrollan un fuerte sentimiento de autoestima. Se convierten en personas seguras de sí mismas y confían en sus responsabilidades.

METÁFORAS (ESCUELAS WALDORF): tradición oral. No usan libros de texto hasta los 13 años. Los estudiantes se limitan a coger notas. No emplean medios audiovisuales como la televisión, vídeo, cine o los ordenadores. El objetivo del profesor es crear en la mente del alumno imágenes bien estructuradas y estimular su poder creativo. Los alumnos desarrollan así su capacidad de visualización.

Con los cuentos los niños empiezan a escuchar, visualizar y fantasear. Para cada rango de edad hay unos cuentos. 

A los niños les encanta los movimientos de las manos, las expresiones faciales y los sonidos. Hay que asegurarse de que hacemos esto siempre de la misma forma durante todo el relato para ayudar a aprenderlo y recordarlo

REPETICIÓN Y SIMILITUD: a los niños les fascina escuchar una y otra vez un relato que les gusta (doy fe por mi sobrino que siempre me pedía el mismo cuento jeee). Los personajes de los cuentos simbolizan los elementos que se hayan implícitos en cada individuo. Los cuentos son proyecciones del inconsciente colectivo.

Cuento simbólico: «EL MAGO DE OZ»

METÁFORAS EN PSICOTERAPIA: «Utilidades de los hechizos» de BRUNO BETTELHEIM; «El mercader y el papagayo» de DR. PESESCHKIAN

La parte más difícil en la educación infantil es ayudar a que el niño encuentre un significado a su vida, que alcance una «madurez psicológica».

CÓMO INFLUYEN LAS METÁFORAS: las metáforas tienen poder (búsqueda transderivativa).

Tienen 2 estructuras: una superficial (frases, sonidos y secuencia de oraciones) y otra profunda (incluye elementos que son relevantes para el problema del oyente, y es donde éste halla los significados más profundos. Este proceso tiene lugar en el inconsciente.

Cuando los niños escuchan una historia, asocian continuamente lo que oyen con sus propios recuerdos. Los niños buscan conectar su experiencia actual del relato con los sucesos del pasado.

EL USO DE LA VOZ

Existe una conexión indirecta entre la velocidad del discurso del que habla y los latidos del corazón y el ritmo respiratorio del oyente. Un relato con una línea argumental cautivadora y unos personajes interesantes pueden inducir al trance. Incrementar la fuerza del discurso en aquellos pasajes cruciales que aluden a la solución del problema resultaría más efectivo.

DESARROLLO VISUAL: para niños que prestan poca atención a los dibujos, colores, formas y otros tipos de información presentada visualmente; se pueden emplear las siguientes metáforas prácticas:

1- recortar fotos seleccionando algo en común (pelo corto…)

2- distinguir gamas de verde de los árboles

3- …

DESARROLLO AUDITIVO

1- distinguir 3 sonidos diferentes y describir su volumen, tono …

2- grabar 5 voces diferentes

3- pensar como sonarían si tuvieran una voz como la del Pato Donald o Ratón Mickey. Escuchar sus voces mentalmente

4- imaginar qué sonidos emite un gato enfadado, violín roto, pero sólo imaginados, no vocalizados.

DESARROLLO DEL TACTO: pedir al niño que imagine:

1- cómo se sentiría si tuviera que tomar un baño caliente al aire libre

2- cómo se sentiría después de comer muchos caramelos

3- cómo se sentirían si tuvieran que ducharse vestidos

SENTIDO DEL EQUILIBRIO

1- caminar con 1 libro o una tabla de madera sobre la cabeza

2- doblar lentamente una rodilla. Si es fácil, hacer lo mismo con los ojos cerrados.

 

¿CUÁL ES EL MEJOR MOMENTO DEL DÍA PARA EXPLICAR UN CUENTO?

Depende de la naturaleza y el propósito del relato. Los cuentos para irse a dormir tienen un efecto muy beneficioso en los niños. Por este motivo, los cuentos de cuna deberían  contener poco o ningún grado de excitación. Deberían ser historias tranquilizadoras que, una vez explicadas, hicieran que el niño se sintiera adormilado.

Las descripciones gráficas de animales grandes y amenazadores pueden asustar al niño y causarle pesadillas.

 

 

MI HIJO ES HIPERACTIVO. ¿QUÉ DEBO HACER?

Las causas de la hiperactividad son múltiples. Hay que supervisar la dieta del niño. Hay un estrecho vínculo entre lo que comemos y como nos sentimos y comportamos.

Otro factor pueden ser los problemas emocionales. A veces los conflictos entre el niño y sus padres o incluso un compañero de clase pueden iniciar o exhacerbar la hiperactividad. También puede estar provocado por un trastorno neurológico. Paulatinamente, puede introducir algún tipo de actividad tranquila en su rutina diaria y hacer que ésta sea cada vez más pausada. De forma progresiva, puede alargar este intervalo de tranquilidad.

Una vez establecido el período de calma, puede empezar por explicarle relatos breves de 1 minuto ó 2 minutos de duración y posteriormente ir incrementando la extensión de los mismos (esto es lo que yo hacía con mi sobrino debido a su hiperactividad, quería que le siguiera contando cuentos … ACABABA INVENTÁNDOMELOS).

 

¿QUÉ DEBO HACER SI NO PUEDO ENCONTRAR UN FINAL ADECUADO AL CUENTO QUE VOY A EXPLICAR?

La conducta deseada y apropiada define el final de su relato. Si quiere que su hijo tenga más seguridad en sí mismo, el final debe incorporar los recursos necesarios para fomentar la confianza en uno mismo. El protagonista de su cuento deberá emplearlos.

Si tenemos dificultades para inventar un final adecuado, pedir ayuda al niño. Tras explicarle la historia, preguntamos: ¿cómo quieres que termine? ó ¿crees que necesita (o puede hacer nuestro héroe para conseguir su objetivo?.

Esta es la manera interesante de permitir al niño que se involucre en el relato, participando en su creación.

De esta forma, el niño hace intervenir su inconsciente y define la solución más conveniente para su problema.

 

RELATOS PARA LOS PROBLEMAS MÁS COMUNES

ENURESIS (MOJAR LA CAMA): es más común en los chicos que en las chicas, y puede ser una reacción al estrés y al miedo. Resultado de un conflicto padre-hijo. 

El niño al mojar la cama ejerce algún tipo de control sobre sus padres. No se puede criticar o culpar al niño por esto: se empeora y no se sienten felices por ello. Aunque pueden mojar la cama como ostentación de cierta forma de poder, no son conscientes de sus actos.

 

AGRESIÓN: puede ser motivada por:

  1. Los progenitores se rehuyen, son desagradables el uno con el otro y discuten.
  2. Los padres castigan a los hijos por ser agresivos pero no les recompensan por cooperar y compartir.
  3. Aunque prediquen la no violencia , los progenitores se muestran agresivos.

Sugerencias para prevenir o mejorar el comportamiento agresivo de los niños:

  1. Ser claro y consecuente acerca de lo que se espera de sus hijos.
  2. Reaccionar con firmeza, pero no con violencia, cuando el niño desobedece.
  3. Establecer un «tiempo muerto» cuando el niño está furioso, para que se serene.
  4. Recompensar el buen comportamiento con abrazos, alabanzas y privilegios.
  5. Enseñar al niño a resolver los problemas diarios de modo pacífico.

La agresión es la ira descontrolada. Es preferible que no juegue durante 5 minutos, que intentar razonarles su comportamiento. Se guían por el ejemplo más que por las explicaciones lógicas.

COMPASIÓN Y BONDAD: a veces, los padres piensan que sus hijos son demasiado pequeños para comprender e incorporar virtudes como la compasión o la bondad a su comportamiento habitual, pero los niños pueden aprender el valor de estas virtudes a cualquier edad. Nunca hay que subestimar la capacidad de aprendizaje de los niños.

DECIR LA VERDAD: es importante animar a los niños a decir la verdad. En lugar de enfadarse cuando el niño admite haber cometido una falta, los padres deberían decir » se necesita mucho valor para admitir haber hecho esto. Me alegra de que me lo hayas contado».

Y, ahora, hablemos sobre qué podemos hacer para solucionar el problema». De esta forma el niño le tendrá a los padres el suficiente grado de confianza como para contarle la verdad y hablar del asunto cara a cara.

 

RECOMENDACIONES LITERARIAS:

 

  • «Cómo contar cuentos». Arthur Rowshan. Edit. Integral. Desarrollo personal
  • «Cómo hablar a los niños para que escuchen y cómo escuchar a los niños para que hablen». Adela Faber y Elaine Mazlish
  • «Los 6 pilares de la autoestima». Nathaniel Branden
  • «Los antecedentes de la autoestima». Stanley Coopersmith

 

 

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: