Esencias Florales: descargas gratuitas y bibliografía

 

“Esta obra de curación se ha hecho, se ha publicado y se os ha dado gratuitamente para que os podáis ayudar a vosotros mismos”

Dr. Edward Bach, 1936

wild_oats_2

Podéis clickar en los siguientes enlaces:

Una explicación de la Verdadera Causa y de la Curación de la Enfermedad:

Cúrate a tí mismo  1931 

Los doce curadores y otros remedios. Edición definitiva:

Los doce curadores y otros remedios_1941

An explanation of the real cause and cure of disease (English Version):

Heal_Thyself Ed.2009

The Twelve Healers and Other  Remedies. Facsímile 1936 edition prepared by the Bach Centre. November 2010. (English Version):

The_Twelve_Healers_and_Other_Remedies  1936

BIBLIOGRAFÍA

 
26

*”Flores de Bach. 38 Descripciones dináminas”. Ricardo Orozco
*”El Nuevo Manual del Diagnóstico Diferencial de las Flores de Bach”. Ricardo Orozco
*”Inteligencia emocional y Flores de Bach. Tipos de personalidad en Psicología Contemporánea”. Ricardo Orozco
*”Flores de Bach. Manual de aplicaciones locales”. Ricardo Orozco
*”Flores de Bach. Diagnóstico diferencial entre esencias”. Ricardo Orozco
*”Los remedios florales del Doctor Bach para mujeres. Eficaces terapias para los trastornos femeninos”. Judy Howard
*”Los remedios florales del Doctor Bach para niños. Guía de uso para los trastornos de la infancia y la adolescendia”. Judy Howard
*”Terapia floral y estimulación psicosensorial en el niño con deficiencia psíquica”. Boris C. Rodríguez
*”Curarse con las flores de Bach. Un extraordinario método natural para transformar cualquier estado de ánimo negativo y recobrar el equilibrio”.  Sonia Mantovani
*”Enfermedades de la piel y terapia floral”.  Eduardo H. Grecco
*”Taller de Flores de Bach. Un curso con ejercicios para aprender a utilizar todo el potencial de las flores del Dr. Bach”.  Stefan Ball. Centro Dr. Edward Bach (Inglaterra)
*”Flores que sanan. Cómo utilizar las esencias florales”.  Patricia Kaminski
 
129

FLORES DE BACH. GRUPOS DE EMOCIONES: Grupo 7 – Sensibilidad hacia los demás

¿CÓMO FUNCIONAN LAS FLORES?:

«Quizá, lo que más cuesta entender sobre las Flores de Bach es el hecho de que las flores puedan curar las emociones. De algún modo, todo intento de contestar a esta pregunta necesita una metáfora poque, a decir verdad, todavía no entendemos nada sobre la vida, la conciencia y los sentimientos; salvo lo que sabemos a través de las metáforas.
Las metáforas cambian con el paso del tiempo, por supuesto. En sus primeros informes, el Dr. Bach empleaba la metáfora de las vibraciones y hablaba de vibraciones receptivas entre cierta plantas y ciertos estados mentales. Hoy, muchos hablan de la flores como «medicinas energéticas» y creen que, al igual que la homeopatía, funcionan a los mismos niveles de energía.
Sean cuales sean, las metáforas empleadas para describir el funcionamiento de las flores no son demasiado importantes. De hecho, se puede prescindir de todas ellas. El Dr. Bach hizo lo siguiente: cuando hubo terminado su trabajo y preparado la última versión de Los doce curadores pensó que ya no era necesario hablar de vibraciones. «No hacen falta ciencia ni conocimiento alguno mas que los sencillos métodos que aquí describo». Esto fue lo que dijo, a la vez que dictaba la nuea introducción para Los doce curadores en 1936: «(…) y los que más beneficios conseguirán de este regalo enviado por Dios serán aquellos que lo conserven tan puro como es: sin ciencia, sin teorías, pues todo en la naturaleza es muy simple».

Texto extraído del libro: «TALLER DE FLORES DE BACH», de Stefan Ball (Centro Dr. Edward Bach-Inglaterra)

A continuación haremos un desarrollo de las flores que intervienen en este grupo:

ROCK WATER

 Rock Water,  Agua de roca,  provenientes de fuentes con poderes curativos

Aquí no se recurre a las plantas, sino al agua preparada, proveniente de fuentes no explotadas de la naturaleza virgen, a las que los habitantes de los alrededores les atribuyen efectos curativos desde tiempos inmemoriales. En la actualidad, estas fuentes medio olvidadas entre árboles y pastos expuestas al sol y al viento, todavía se encuentran en muchas regiones de  Inglaterra.

Principio:

Rock Water esta relacionada con las cualidades anímicas de 1a capacidad de adaptación y la libertad interior. En estado Rock Water negativo nos vemos atrapados entre rígidas máximas técnicas y concepciones apartadas de la realidad.

A lo largo de toda la vida nos erigimos un pétreo monumento de ideales intelectuales, normas morales e ideas perfeccionistas de salud. Pero de pronto nos encontramos frente a este monumento como un chico travieso, con la obligación sobrehumana que nosotros mismos nos imponemos, de corresponder en la vida diaria a ese elevado modelo. ¿Podemos hacerlo?

En estado Rock Water negativo, se renuncia a la mayor parte de las cosas que hacen agradable y gratificante la rutina, porque se cree que son irreconciliables con una severa, y a menudo ascética, concepción de la vida. En su calidad de abstemios, otros  individuos son los únicos que en el momento del brindis en  honor de una pareja que celebra sus bodas de plata no levantan la  copa de champán, sino que piden con una modesta sonrisa un vaso de soda.

Las personas de tipo  Rock Water desearían estar en plena forma física tanto en el interior como en el exterior, y con verda­dero celo hacen todo aquello que a su juicio les ayudará a lo­grarlo. El hombre que muy temprano, a las siete de la mañana, ‘va a la piscina, para hacer con férrea voluntad los cincuenta lar­gos de rigor después de una hora de carrera por el bosque, y luego come con aire grave su mueslí, preparado por él mismo con los aditamentos por él elegidos, es un caso clásico de Rock Water.

En estado Rock Water agudo, el individuo también quisiera ser un modelo que sugiriera inconscientemente ideas a otras per­sonas, las estimulara tal vez a hacer suyas sus propias ideas para tomar «también el camino correcto». Los representantes occi­dentales de las comunidades religiosas orientales que deambulan por la metrópolis con su típica indumentaria y serena dignidad, personifican este aspecto del estado Rock Water.

Muchos caracteres Rock Water exigen de sí mismos ser santos ya en este mundo. Se comprimen dentro de un férreo corsé de principios y disciplinas de todo tipo. Se someten, por ejemplo, cada día y durante horas, a disciplinas del yoga; viven según un estricto régimen macrobiótico o realizan determinados rituales de oración donde se encuentren.

A menudo, sus elevadas teorías e ideales se distinguen sobre todo por haber derivado de antiguas tradiciones que, en su tiempo y en su lugar, provocaron grandes cosas, pero que en el mundo actual ya no cuajan y por eso son difíciles de llevar a la práctica. En su mayoría, las personas en estado Rock Water ne­gativo no lo reconocen y se martirizan con autorreproches cuando a raíz de otras exigencias más apremiantes de la indigna vida cotidiana, no pueden realizar sus ejercicios diarios. A su vez, esto hace a su evolución más daño de lo que pueden beneficiarla largas horas de respiración, oración, meditación, etc.

En estado Rock Water no se es muy fecundo ante los demás como interlocutor. Ya se trate de cuestiones de política, de ecolo­gía o de temas filosóficos, el individuo ve lo que reconoce como correcto para sí mismo, pero de manera «muy absoluta». Simplemente, se niega a reconocer determinadas cosas que no encajan   en el propio esquema.

Sin embargo, a diferencia de Vervain, nunca pretenderá imponer su propia cosmovisión a un interlocutor, porque está de­masiado ocupado en la realización de sus propias expectativas de alto vuelo. Antes bien, en estado agua roca negativo  al igual que Water Violet- se tiende a una cierta presunción, a una forma su­blime de soberbia intelectual, a un compasivo meneo de cabeza interior, unido a la sensación de «¡qué suerte que yo esté en lo cierto!».

En estado Rock Water no se reconocen las imposiciones interiores a las que la persona se somete constantemente y que sofocan en ella las necesidades humanas más esenciales. Se pasa   por alto hasta qué punto se está forzando diariamente la propia  personalidad, hasta qué punto las disciplinas impuestas por uno mismo están ahogando la alegría de vivir. Estas desmedidas y permanentes exigencias se manifiestan, tarde o temprano, en   muchas personas del tipo Rock Water a través de síntomas de inflexibilidad física muy variados. En estas personalidades, las necesidades físicas rara vez son armónicamente integradas.

En estado Rock Water negativo, el individuo se identifica interiormente, de una manera muy acentuada, con los principios  suprapersonales en el plano mental. La personalidad muy cristalizada se queda anquilosada en determinadas decisiones y de este modo ignora los reclamos de la realidad. Se empeña en ser que en su opinión es bueno y en ningún caso lo que según su raciocinio no es bueno. Pero quizá, precisamente lo que cree que no es bueno es lo que necesita para su desarrollo. Y tal vez lo que considera bueno no esté previsto aún en su actual ciclo de vida.

Su error reside en una gran porfía y perspectivas de tinte material por completo equivocadas. Egoístamente quisiera imponer un desarrollo y confunde el efecto interior con la causa exterior para ello. Ha olvidado que determinadas formas de vida son la consecuencia, pero no la causa, de la evolución inte­lectual.

Cuando la personalidad quiere imponer un cambio exterior que todavía contraría el propósito interior de su alma, lucha con su Yo Superior en lugar de dejarse conducir por él.  La personalidad no comprende que el así llamado autodominio no se origina cuando nos concentramos en nosotros mismos, sino cuando olvidamos nuestro yo en servicio de los demás.

Debiera alentarse a las personas en estado Rock Water negativo a mirar por fin a los ojos a su verdadera personalidad con un animoso «nadie es perfecto» y confiarse más a las ondas de la vida real que a las muy loadas teorías. De este modo dejarían de ser un deleznable cascajo anguloso para convertirse en un canto odado del arroyo, que va saltando sin esfuerzo de una situación difícil a otra de la vida.

Los pacientes que necesitan Rock Water deberían quitarse de una vez para siempre su férreo chaleco de fuerza y dejar de ignorar los goces de la vida. Es interesante la reacción que experimentó un sensitivo después de tomar Rock Water. Dijo sentir suaves caricias por todo el cuerpo» y «un renacer a la realidad».

Podríamos calificar a los individuos en estado Rock Water  positivo como idealistas acomodadizos, pues son capaces de dejar de lado loables principios y dogmas cuando se enfrentan con nuevos conocimientos y magnas verdades. Se mantienen abiertos. Utilizan su disciplina para la observación constante y el examen de sus ideales en la situación real de su vida. De este modo, con el transcurso del tiempo logran materializar de hecho muchos de estos ideales y se convierten espontáneamente en  ejemplo para los demás.

Los casos de Rock Water tan agudos como los citados anteriormente, no se presentan a diario en el consultorio. Sin em­bargo, Rock Water suele suministrarse como remedio temporal, ya que casi todos los individuos sofocan inconscientemente, o conscientemente según las circunstancias, necesidades vitales en determinadas situaciones.

He aquí la diferencia entre Rock Water y Water Violet en táctica de no inmiscuirse:

Rock Water: Quisiera sentirse superior en el plano intelectual; interiormente terco;    está demasiado concentrado en su propio perfeccionamiento.

Water Violet: A menudo es superior en el campo intelectual, con frecuencia exagera demasiado su tolerancia, casi se  excede en su respeto por la individualidad de los demás. Quisiera que lo dejaran en paz.

Síntomas clave del estado Rock Water:

Severidad y puntos de vista rigurosos, necesidades reprimidas, tendencia a ser demasiado duros consigo mismos.

Sín tomas en estado de bloqueo:

  • Acentuado afán de perfección.
  • Se subordina la propia vida a teorías estrictas y, a veces, a ideales exagerados.
  • Tendencia a reprimir las propias necesidades, en la creencia de que eso no concilia con su principio de vida. Así se pierde la alegría de vivir.
  • Hacer todo por alcanzar y conservar la perfección; escribir «disciplina» con mayúscula.
  • Imponerse elevadas cimas y obligarse casi hasta el sacrifi­cio a vivir de acuerdo con ellas.
  • No reconocer las presiones a las que uno se somete día tras día.
  •  Espiritualidad mal entendida: aferrarse a un aspecto parcial tangible (técnica de meditación, dieta, etc.) y hacer de ello  un objeto de culto.
  •  Aspirar obsesivamente a un perfeccionamiento espiritual,pero perseverar porfiadamente en determinadas represio­nes.
  • Creer que los apetitos mundanos obstaculizan el desarrollo espiritual, pretender ser santos en la Tierra: ascetas, faqui­res flagelantes espirituales.  
  • Sofocar las necesidades físicas y emocionales más elementales.
  • Al dedicarse con empeño a la meditación, el individuo  seve atrapado porque «quiere» hacerlo con demasiada inten­sidad.
  • La persona deja de interesarse por los demás porque está completamente dedicada a su propio perfeccionamiento.
  •  A menudo se trata de vegetarianos, macrobióticos y antial­cohólicos muy estrictos.
  • Tendencia a hacerse reproches cuando no se pueden soportar las rigurosas disciplinas que uno mismo se ha im­puesto.
  • Las necesidades físicas no son bien integradas, por lo que en las mujeres se presentan a menudo trastornos menstrua­les.
  • Muchos síntomas de estrés en el cuerpo.

 Potencial en estado transformado:

  • Idealista abierto, capaz de apartarse de sus teorías y principios cuando es confrontado con un nuevo conocimiento o una verdad más profunda.
  • La persona no se deja influir por otros porque sabe que en el momento oportuno encontró en si misma el verdadero conocimiento.
  • Puede llevar a la práctica elevados ideales y vivirlos antici­padamente.
  • Por su alegría de .vivir y paz interior se convierte para los  demás en un modelo natural.

Recomendaciones  para las personas en estado Rock Water:

  • «Aflojar» en todo concepto.
  • Concederse más goces y diversiones mundanas.
  • Ser sincero consigo mismo: mirarse al  espejo por la noche y decirse la verdad con respecto a las vivencias afectivas del día.
  • Ejercitarse en una mejor diferenciación entre la teoría y la práctica. No entregarse demasiado a teorías extrañas sino sondear por uno mismo lo que es adecuado y lo que no lo es.
  • Ejercicio físico sin reglas rígidas, por ejemplo: patinaje, ex presión corporal, etc.

Frases de programación positiva:

«Me dejo llevar por la corriente de la vida»;

«Estoy abierto a nuevas experiencias y conocimientos»;

«Permitiré que todos los ámbitos de la vida tengan lo suyo»;

«Dejo crecer las cosas».

ROCK WATER (REMEDIO C): el remedio caracterológico o crónico (C),  es un remedio básico que corresponde a la estructura de carácter de cada individuo. Es para personas que vivieron en esa condición por períodos prolongados. En estos casos siempre hay rasgos de carácter que hay que tomar en cuenta. El tiempo que tarda en modificarse esa estructura depende de la edad y situación de cada persona, y siempre sucederá en fases, nunca abruptamente, y puede durar semanas o meses.

Características positivas:

Idealistas con la suficiente plasticidad para adaptarse a la realidad, pudiendo poner entre paréntesis sus convicciones cuando se enfrentan con situaciones nuevas.

Mantienen su mentalidad abierta y usan su disciplina en concretar sus ideales dentro de un mareo interior de libertad siempre acorde con las posibilidades del exterior.

Ejemplo para otros en su apertura a nuevas experiencias e insights.

Estado negativo:

  • Personas con ideas rígidas, teóricas, alejadas de la realidad o con ideales de tipo espiritual fijos e inamovibles.
  • Personas con conceptos morales o de salud sumamente perfeccionistas que suelen idealizar.
  • Personas que se niegan a sí mismas todas aquellas pequeñas cosas que hacen más agradable y fácil de vivir lo cotidiano.
  • Personas con una visión ascética  y estricta de la vida.
  • Personas que llegan hasta el sacrificio con tal de estar en estado  físico o mental óptimo según su escala de valores.
  • Personas que buscan ser ejemplo para otras y esperan que los más adopten su ideal del camino correcto.
  • Personas que en las discusiones, sean de política, religión o filosofía, adoptan una posición rígida. inamovible desde un punto de vista totalmente personal e ignoran lo que no cabe dentro de su esquema.
  • Personas que a diferencia de Vine, no intenta imponer sus ideas pero se aíslan en un orgullo vanidoso y de inalterable rectitud.
  • Personas que no son conscientes de sus renuncias internas, que son constantes y permanentes e incluyen determinados placeres de la vida en aras de una rígida disciplina interior, arrastrando en esto a quienes las rodean.
  • Personas con falta de compasión consigo mismas. Llegan al autosacrificio para dar el ejemplo.
  • Son personas que se fijan metas altísimas y se esfuerzan al máximo para vivir de acuerdo con ello, llegando al fanatismo.
  • Son personas que no interfieren en la vida de otros por estar de demasiado preocupadas con su perfección personal.
  • Personas rígidas físicamente tanto a nivel muscular como en su coyunturas o articulaciones, como expresión física de la rigidez con la que viven. Suelen sufrir de artrosis, gibas  problemas de columna.
  • Personas muy perfeccionistas o que buscan la perfección.
  • Autodiscisciplina extrema.
  • ‘Tienen puntos de vista dogmáticos. Un padre puede echar a su hija de la casa porque rompió con alguna norma. Sin piedad rompen lazos afectivos.
  • Según M. Scheffer son personalidades que pelean con el Ser Superior en lugar de dejarse guiar por él, intentando forzar cambio de afuera hacia adentro en vez de escuchar la voz interior.
  • Personas espartanas en su estilo de vida que no permiten que nada interfiera en sus objetivos. No buscan llamar la atención d e los demás.

Verbalizaciones frecuentes:

“Yo no brindo porque no tomo alcohol”

“Mente sana en cuerpo sano, por eso yo corro todos los días a las 6 de la mañana, luego voy a nadar y luego desayuno un jugo de frutas y una tostada. Soy muy consecuente en esto”

“Me dicen que soy muy duro conmigo mismo, y que tengo convicciones muy rígidas. Es cierto que a veces me privo de determinadas necesidades”

“Mis amigos se ríen de mis principios y de mis ideas de perfección”

“Hago grandes esfuerzos para no sucumbir a las ganas de romper con la dieta sana que me Impuse”

“Prefiero dormir menos a dejar mis momentos de meditación”

“Dicen que mis rasgos faciales son duros”

“A veces me duele el cuello, pero principalmente la espalda”

“Mis menstruaciones son muy dolorosas, tengo como espasmos, cólicos en el bajo vientre que me ocasionan mucho sufrimiento”

“Hace unos años me psicoanalicé, porque quería ser perfecto”

Al tomar Rock Water:

Puede dar sueño porque relaja y permite hacerse más flexibles.

verbain

Vervain, Verbena officinales, Verbena

Esta planta enhiesta, robusta, que alcanza hasta 60 centímetros de altura, crece a la vera de los caminos, en suelos secos y áridos y en  las praderas soleadas. Las flores inferiores, pequeñas, de color lila o malva se abren entre julio y septiembre.

Principio:

Vervain está relacionada con la capacidad del alma para la autodisciplina y la sujección. En estado Vervain negativo, la propia ‘voluntad se dirige acentuadamente hacia afuera y se dilapida la propia energía de manera antieconómica.

Durante un viaje de escolares, el maestro elige al pequeña Pedro para que le recuerde la hora en todo momento a fin de que el itinerario se desarrolle con fluidez. Lleno de orgullo por esta distinción, el muchacho se entrega a su misión con fogoso celoso piensa en ella al acostarse, y cuando despierta de noche enseguida se pregunta qué hora es. Quiere cumplir su cometido no solo en un ciento por ciento sino en un ciento cincuenta porciento, y de este modo casi se pasa de la raya. Cuando el maestro le mira por casualidad, enseguida le da la hora. Cuando sus compañeros se retrasan, les anda detrás como un relámpago y les suplica que se den prisa; todos deben saber lo importante que es la puntualidad. Ese viaje no le brinda descanso ni distracción al pequeño Pedro. Siempre está interiormente en guardia, y sus compañeros acaban por ponerle el mote de «el reloj». Se trata de un ejemplo  precoz del carácter Vervain.

En las personas de tipo Vervain arde una llama interior por lo general una idea positiva, con la que están casi totalmente compenetrados y no pueden descansar hasta convencer de ella a quienes les rodean. Los presidentes de las sociedades de beneficencia y asociaciones de salud pública que dedican su vida privada ~ tiempo libre y horas de la noche a la «buena causa» y no les  arredra ninguna polémica, llevan este sello Vervain. Siempre están en activo y se sienten obligados, como los actores con su papel. Con fervor de misioneros tratan de ganar para la buen causa a todo individuo que tiene que ver con ellos. A veces tienen éxito, otras no. La razón es que son más abogados apasionados, empeñados en abrumar al interlocutor con un fuego graneado de argumentos, que hábiles diplomáticos que permitan de vez cuando expresarse a los demás.

Por este abuso innecesario de la propia fuerza de voluntad, a larga la cuenta energética queda en números rojos. Interior y exteriormente estos individuos se ven nerviosos y tensos y  reaccionan con irritación cuando las cosas no les sale como las habían imaginado. Esto los induce a comprometerse más y más, a sacar más de sí mismos. No se regalan un solo minuto adicional de ocio durante el día y pocas horas de sueño durante la noche sobrestiman su vitalidad y cada vez depredan más su salud . De repente «pescan una gripe» porque su cuerpo ya no tiene defensas.

Algunas personas en estado Vervain negativo se han dado tanta cuerda interiormente que, aunque lo quisieran, no podrían  obtener una verdadera relajación física. Sus colosales tensiones musculares se exteriorizan en sus marcadas facciones y en la manera como realizan sus actividades corporales con excesivo desgaste de energía. Por ejemplo, cuando toman un lápiz lo hacen con tanta fuerza que casi lo quiebran entre los dedos, y cuando suben una escalera, sus pasos resuenan como si llevaran botas de soldado.

Las personas del tipo Vervain proyectan su energía al exterior, contrariamente a Rock Water, a veces quisieran imponer a los demás su felicidad. Son los revolucionarios interiores que «iracundos por una buena causa se lanzan a las barricadas» y a veces no advierten la avalancha de complicaciones que desencadenan con su actitud. Son los «predicadores ambulantes espirituales» las personas con conciencia de un apostolado, aquellas que nunca pueden frenar la lengua», que están dispuestas a perder 1ibertad por sus ideas. En caso extremo, es también el estudiante que por sus ideales se rocía con gasolina y se prende fuego en público. Lamentablemente, esta gente daña a veces más a 1a buena causa de lo que la beneficia y pronto se la deja de lado por fanática. He aquí el drama el error en el estado Vervain negativo estos individuos han escuchado la llamada del alma y quiere obedecerla. Pero les inunda por momentos demasiada energía positiva para la que la personalidad y el cuerpo no están del todo preparados. La personalidad se esfuerza en utilizar esa energía pero le falta conocimiento de determinadas leyes y la necesaria experiencia en el manejo de tanta energía positiva. La personalidad toma esta energía e intenta «hacer algo» con ella, de acuerdo con sus propias ideas limitadas, en lugar de dejarla actúa simplemente a través deella intenta hacer pasar por una manguera muy estrecha un chorro d agua considerable.

La personalidad debe aprender que esa energía no le fue dada para dilapidarla sin orden ni concierto según su propio criterio sino que habrá de aprovechar ese don. A esto se suma también el buen cuidado del cuerpo, el recipiente de esa energía, al que no ha de torturar. Debe reconocer que la presión siempre genera reacción, que no es menester «vender» una buena idea obsesivamente, sino que es mucho más convincente cuando la persona misma personifica esa idea, cuando «es» esa idea.

En estado Vervain positivo, un hombre ha practicado y aprendido a dominar su divina inquietud y a emplear su energía con amor, pero bien orientada. Está colmado de su misión, pero siempre dispuesto a escuchar otras opiniones y a analizar sus puntos de vista cuando lo estima necesario. Piensa en parámetro de mayor envergadura. A través de su fuego interior logra arrastrar y encender de entusiasmo a otros sin esfuerzo.

He aquí la diferencia esencial entre los estados Vine y Vervain:

Vervain:  Quisiera entusiasmar a otros en una idea y ejerce para ello demasiada presión en su exceso de celo.

VineEjerce una presión consciente para imponer sus propias metas.

Síntomas clave ad estado Vervain:

Un exceso de celo en favor de una buena causa se desgastan las propias energías de irritable a fanático.

Síntomas en estado de bloqueo:

  • Entusiasmado por una idea, desea arrastrar a otros.
  • Exaltación ante las injusticias.
  • Aceleración: se quiere hacer todo en un ciento cincuenta por ciento.
  • Impulsivo, idealista hasta el celo misionero.
  • Se da cuerda interiormente; siempre pronto a intervenir.
  • Por exceso de celo dice a los demás cómo deben proce­der, intenta actuar por ellos; trata de imponerles su felici­dad..
  • Deseo de convertir a los demás, avasallándoles y fatigándo­les con un exceso de energía.
  • Exageración, insistencia en el empeño de «vender» a otro una idea, dejando de ese modo de servir a la causa.Persecución de un tema o una idea hasta la muerte; fanatismo.
  • Impulsado por la «ira justiciera en favor de una causa, se lanza a las barricadas».
  • Con ánimo y capacidad para aceptar riesgos, la persona está dispuesta al sacrificio por alcanzar la meta.
  • Se siente obligado a seguir adelante con un enorme des­pliegue de energía, aun cuando las fuerzas físicas están agotadas.
  • Irritabilidad y nerviosismo. Desesperación cuando las cosas no se presentan tal como las quisiera.
  • A menudo, nerviosismo al hablar y movimientos rápidos.
  • Inquietud interior que no permite relajarse: ojos, músculo y cabeza totalmente en tensión.
  • Niños superactivos, a los que no se consigue meter en la cama por la noche.

Potencial en estado transformado:

  • Se consigue abrazar la propia causa y se concede a los demás el derecho a su propia opinión.
  • En ocasiones, el individuo se deja convencer por otros bue­nos argumentos.
  • Se ven las cosas con una mayor amplitud de miras.
  • Se está en condiciones de emplear la gran energía interior de una manera más acertada y amable en una misión que valga la pena.
  • El «portador de la antorcha» puede entusiasmar, inspirar y arrastrar consigo a otros sin esfuerzo.

Recomendaciones para las personas en estado Vervain:

  • Comprender que, bajo una presión sostenida, todo sistema acaba por quebrantarse y con esto nadie sale favorecido.
  • Aceptar que el éxito no siempre es el resultado de la inten­sidad del esfuerzo, sino de la táctica psicológica adecuada.
  • No atropellar a los demás, sino «acompañarles en su camínar».
  • Intercalar momentos de relajación en el programa del día sentarse, hacer ejercicios respiratorios, etc.
  • Practicar el Tai-chi y otras meditaciones de movimientos  lentos y armónicos.
  • Practicar deportes o asistir a clases de baile para canalizar positivamente la energía y la concentración.

Frases de programación positiva:

«Me retraigo y dejo acercarse a los demás»;

«Refreno mi energía para emplearla con prudencia y con un propósito»;

«Me convierto en recipiente de poderes superiores y me abandono por entero a mi guía interior».

VERVAIN (REMEDIO C):  el remedio caracterológico o crónico (C),  es un remedio básico que corresponde a la estructura de carácter de cada individuo. Es para personas que vivieron en esa condición por períodos prolongados. En estos casos siempre hay rasgos de carácter que hay que tomar en cuenta. El tiempo que tarda en modificarse esa estructura depende de la edad y situación de cada persona, y siempre sucederá en fases, nunca abruptamente, y puede durar semanas o meses.

Características positivas:

Las personas en el estado Vervain positivo son individuos con gran fuerza de voluntad y coraje, cuando están convencidos de lo que quieren. Son de principios fuertes y éticos. Suelen tener mucho proyectos y son muy activos, de carácter fuerte y decidido. Se fijan metas que cumplen con mucho entusiasmo.

Son justos con los demás y respetan las opiniones de los que consideran más sabios o más capaces que ellos, reconociendo sus propias limitaciones, sin sentir que por eso pierden prestigio.

Pueden manejar sus inquietudes usando sus energías efectiva y amorosamente. Son personas luchadoras, aun en la enfermedad cuando otros hubieran abandonado mucho antes.

Suelen pensar en contextos amplios, inspirando a los demás con su carácter exuberante. Irradian calidez y compromiso. Se muestran abiertas y positivas. Si es necesario se frenarán un poco para que otros también puedan llegar.

En sus aspectos negativos:

  • Personas muy perfeccionistas, con una ideación tan intensa que no les permite relajarse. Característico en políticos, abogados, oradores, etcétera.
  • A nivel corporal suelen tener contracturas en el cuello, espalda, hombros, brazos, artrosis cervical.
  • Personas que intentan convencer a otros de que tienen razón, en lo que sea: suelen tener principios e ideas fijos. Son muy discuti­doras.
  • Personas que duermen poco, pero no padecen por ello son muy tensas en la mitad superior del cuerpo.
  • En aquellos que son querellantes, tercos, competitivos, fanáticos.
  •  Mujeres con apatía sexual. Problemas ginecológicos. Trastornos con la progesterona (hormona de la segunda mitad del ciclo men­strual), Fibromas, tumores, patologías uterinas.
  • En hombres con problemas cardiovasculares.
  • En NIÑOS caprichosos, que quieren “esto” y gritan, no lloran. Has­ta que no se les da el gusto no paran.
  • En NIÑOS hiperacUvos o hiperquinéticos o con exceso de vitalidad niños que nunca se quieren ir a dormir a la noche.
  • Personas con mala distribución de la energía, que por eso se cansan, duermen mal. Exceso de tensión.
  • En cuadros maníacos.
  • En preparto por sus cualidades relajantes  (junto con Rescue Remedy).
  • Para aquellos que son despóticos sin verdaderamente darse cuenta. Siempre creen que tienen razón y las que valen son sus razones.
  • Personas tensas interior y exteriormente que reaccionan con enojo cuando las cosas no se dan como pretenden que se den.
  • Por la sobrecarga energética en la mitad superior del cuerpo, tie­nen déficit en la mitad inferior y eso les trae problemas  circulatorios en las piernas.
  • Personas que empujan a los que están a su alrededor,  liderando, dirigiendo, faltos de humildad, intolerantes. Pueden llegar a enloquecerse por el poder.
  • No toleran cuestionamientos a sus ideas. Entran muy fácilmente en discusiones. No soportan la mediocridad.
  • Suelen ponerse a defender a los que consideran más débiles que ellos.
  • Hiperactivos, siempre en movimiento, muchas veces con varias  actividades al mismo tiempo. Su mente siempre adelantándose.
  • Les gustan los desafíos y se entusiasman con sus metas.
  • Personas que sin medir las consecuencias dicen lo que hay que decir en forma apasionada, dedicándose con todo a su labor, in tentando que otros las sigan, a veces con éxito, otras no. Personas que intentan convencer a los demás bombardeándolo  con sus argumentos. pero no buscan dominar  sólo convencer.
  • A veces hasta actúan por los otros forzándolos a lo que creen que es bueno para ellos.
  • lmpu!sivos,  idealistas, imaginativos. a veces fantasiosos, agotan a los demás   explicándoles  y tratando de convencerlos.
  • Para estados intensos de enamoramiento o de odio.
  • En psicosis para las ideas fijas.
  • Mujeres que sufren de frigidez porque acumulan toda la energía en la mitad superior del cuerpo y no pueden aflojarse y “entregarse”.
  • Personas con hipertensión arterial.
  • Personas que se cansan por tener la energía mal distribuida. Siempre están en actividad.
  • Sus movimientos son veloces y ásperos.
  • Como les es difícil relajarse suelen quejarse de tensión muscular dolor en los ojos, dolores de cabeza, contracturas.
  • En situaciones tan dramáticas como la pérdida de un hijo, Vervain ayuda a aceptar el destino de alguna manera, sobrellevando la sensación de injusticia, la rabia y el dolor ( junto con Chicory y Star of Bethlehem).
  •  En bebés tensos.
  •  Personas que no se pueden desconectar: piensan en lo que tienen que hacer ahora, dentro de un rato, mañana. la semana que viene progamando mentalmente todo el tiempo.

Frecuentes verbalizaciones:

“Cuando alguien comete una injusticia salto como leche hervida

 “ Me exaspero fácilmente.”

“Si no me salen bien mis proyectos, me deprimo hasta que se m ocurren nuevas ideas para hacer algo.”

“¿Quieres que te demuestre que tengo razón…?”

“Reconozco que me gusta que piensen como yo.”

“Yo soy muy vehemente y cuando me controlo me siento tenso frustrado.”

“Cuando se me pone algo en la cabeza no descanso hasta que logro realizarlo o impulsar a otros a que lo vean desde el mismo punto de vista que yo.”

“Más de una vez me veo en dificultades por no poder callarme 1a boca, aunque piense que tengo razón.”

“No me agrada que me cuestionen y por eso expongo mis ideas con mucha claridad yextensión.”

“Cuando estoy convencido de que es como yo digo, lo sigo muerte.”

“Me irrito con facilidad cuando se me contradice.”

“A veces estoy tan tenso que se me rompe la punta del lápiz al escribir.”

“Me pongo muy nervioso cuando las cosas no me salen como y quiero.”

“Mis hijos me dicen que parezco una aplanadora con mi dinamismo e impulsividad.”

”No me   siento bien hasta que las cosas no me salen perfectas.”

Cuando se toma Vervain:

Tener en cuenta que en aquellas personas que son hiperactivas o hipomaníacas para no deprimirse, al tranquilizarse se pueden llegar a deprimir un poco. En este caso evaluar si se agrega luego  Gentian o Chicory en el caso de que se sientan muy solas y abandonadas.

vine

Vine, Vitisvinifera, Vid

Esta planta, que trepa hasta alcanzar los 15 metros o más, prospera en­ países cálidos. Sus pequeñas flores verdes y fragantes crecen en apretados racimos. La  época de floración varía según el clima.

Principio:

Vine está relacionada con la capacidad anímica para la autoridad y la imposición de la propia voluntad. En estado Vine negativo agudo, el individuo se vuelve duro, ávido de poder y poco respetuoso con la individualidad de su prójimo.

Vine es una forma de energía extremadamente fuerte que confiere a la persona dotes de mando por encima de lo normal  pero al mismo tiempo impone a su personalidad las más altas exigencias, pues es demasiado grande la tentación de dejarse  hipnotizar por esta fuerza volcánica y emplearla sólo para la satisfacción de limitados fines egoístas.

Los caracteres del tipo Vine son muy eficientes, ambiciosos  insuperables en fuerza de voluntad y presencia de ánimo. Siempre encuentran un camino para salir de una crisis y tienen las riendas en la mano. En la lucha por la supervivencia, son los campeones acostumbrados al triunfo. Tarde o temprano esto les conduce a la convicción interior de solitaria infalibilidad, y piensan que les hacen un favor a los demás si les dicen cómo hacerlas cosas, e insisten en  que así se hagan…

«Ignoro que es lo que la gente  quiere, pero esto solo es por bien…», alega el autoritario jefe de sección a su colega que quisiera señalarle su estilo de mando demasiado militar «De cualquier modo estosno tienen ninguna noción»   Menea la cabeza y pasa a considerar elorden del día. Cuando su  sección  arroja los  mejores guarismos al efectuarse la siguiente comparación de ven­tas, reflexiona si no debiera aprovechar la oportunidad para tra­tar de hacerse cargo de la sección de su colega. Escrúpulos…, ¿juego limpio?… ¡Es ridículo! «En el mundo de los negocios tam­bién hay que aprender a pasar por encima de los cadáveres.»

Muchos impíos, canallas y tiranos de la historia universal y d la literatura, desde Dionisos hasta Nerón, personifican el estado Vine negativo. No se necesita más que abrir un semanario ilus­trado: las noticias sobre dictaduras, crueldades y torturas indican que la energía Vine negativa también asola hoy nuestro planeta con la violencia de siempre.

En estado Vine negativo se pierde por completo la sensibilidad respecto a los demás y sees víctima de los propios conceptos rigurosos: « El niño debe ser tratado con dureza!», dice el padre que se alegra de que su hijo sienta sólo miedo por él en lugar de cariño. «Vosotras no debéis pensar, sino hacer exactamente lo que yo os diga…», manifiesta la severa profesora de baile y agita su varita. Entre las personas que requieren Vine se encuentran para nuestro asombro muchos artistas dotados de gran sensibilidad y ambición que se obligan a ejercitar día a día con férrea voluntad. Detrás de ello está la preocupación por la condición, por las fechas fijadas para los estrenos, el temor por la carrera Este  temor, aunado a la ambición, a la férrea voluntad y el afán interior de triunfo, constituye el conflicto básico en casi todo estado Vine.

Evidencia la equivocación de la personalidad que utiliza las poderosas fuerzas que fluyen a ella, para las cuales no siempre está del todo preparada, sólo para su propia ventaja, para satisfa­cer su propia voluntad en lugar de ponerlas al servicio de un plan superior. «¿De qué sirve ser un semidiós, si no se es un ser divino?»; esta exhortación de un maestro espiritual estadounidense es válida muy en particular para las personas con acentuados rasgos Vine.

Cuando la persona toma Vine y se abre a su Yo Superior y a, los elevados propósitos de su alma, advierte cómo la sustenta esa misma fuerza con la que antes pretendía controlarlo todo. Siente  cómo la fuerza de voluntad se combina sabiamente, con el amor y el poder. Como su actitud ya no es exclusivamente egoísta, sino que obra en el sentido del Gran Todo, cada vez fluye por si sola con más fuerza. Se convierte en instrumento de un plan superior, y automáticamente sirve con sus actos a los intereses positivos del su prójimo. Su reconocimiento, consciente o inconsciente, hace que los caracteres Vine positivos generen renovadas fuerzas y les confiere una autoridad natural que es ejercida sin veleidades dedominación.

En estado Vine positivo se reconoce que las así llamadas acentuadas cualidades de mando, en realidad sólo son requeridas en situaciones de crisis pasajeras y que el resto del tiempo, como lo dijo muy bien Federico el Grande, sólo somos «el primer servi­dor del Estado». La persona cumple su misión de ayudar a los demás a encontrar su propio camino.

A menudo, en la práctica el estado Vine se presenta con otro estado aparentemente opuesto, por ejemplo, con Pine o Cen­taurv. Entonces, el conflicto que se desencadena en la personali­dad podría consistir, por ejemplo, en que la gran capacidad de influir (Centaury) tendría que ser compensada por la fuerza de voluntad y rigor (Vine).

En las mujeres, el estado Vine, condicionado por los papeles que desempeña, se presenta generalmente en una forma encubierta  la férrea voluntad rara vez se verbaliza en duras exigencias; más bien se- lee en la mirada y en los actos.

Pueden acompañar al estado Vine negativo todos los síntomas físicos que son expresión de una gran tensión interior, como por ejemplo: presión elevada endurecimiento de los vasos sanguíneos y de las articulaciones, diversas neurosis,   etcétera.

Síntomas claves del Estado Vine:

Dominador, ambicioso, ávido de poder, el «pequeño tirano».

Síntomas en estado de bloqueo:

  • Muy capaz, en extremo seguro de sí mismo, fuerte poder del yo.
  • Se acepta de buena gana el mando y a menudo se es «el sal­vador con presencia de ánimo en las situaciones de emer­gencia».
  • Se corre el peligro de hacer mal uso de las propias aptitudes para alcanzar metas personales de poder.
  • Irreverente con respecto a la opinión de los demás.
  • Ni por un segundo la persona duda de su superioridad y por lo tanto impone a otros su voluntad.
  • El tirano de la casa, el dictador.
  • Carácter duro, despiadado hasta la crueldad, sin cargos de conciencia.
  • El cerebro se antepone al corazón
  • Se ejerce la autoridad imponiendo conscientemente el miedo a los demás.
  • Aun enfermo, el individuo indica al médico lo que tiene que hacer y no da tregua a las enfermeras.
  • No discute, porque de cualquier modo siempre tiene la razón.
  • Las personas que se niegan a participar en cl juego del poder son ignoradas.
  • En ocasiones, mentalidad de ciclista. La inflexibilidad interior puede conducir a extrema tensión interior y dolores corporales.
  • Los niños golpean con brutalidad a sus compañeros de juego.

Potencial  en estado transformado:                                        

  • Un jefe sabio y comprensivo, el pedagogo amado que tiene una autoridad natural; el «buen pastor».
  • Buena disposición para delegar poder y poner las dotes del mando al servicio de un gran fin.
  • Capacidad para ayudar a los demás a ayudarse así mismo y encontrar su propio camino.

Recomendaciones para las personas en estado Vine:

  • Trabajo en equipo. Ejercitarse para ser uno entre muchos.
  • En el diálogo buscar la combinación con el Yo Superior de interlocutor.
  • Realizar ejercicios de yoga para lograr la armonía de campo energético.
  • Practicar Tai-chi, la vivencia del flujo de energía.

Frases de programación positiva:

«Gobernar significa servir»;

«Reconozco y respeto la personalidad irrepetible de cada individuo»;

«Brindo  ayuda para ayudarme a mí mismo»,

«Hágase tu voluntad»

VINE (REMEDIO C): el remedio caracterológico o crónico (C),  es un remedio básico que corresponde a la estructura de carácter de cada individuo. Es para personas que vivieron en esa condición por períodos prolongados. En estos casos siempre hay rasgos de carácter que hay que tomar en cuenta. El tiempo que tarda en modificarse esa estructura depende de la edad y situación de cada persona, y siempre sucederá en fases, nunca abruptamente, y puede durar semanas o meses.

Aspectos positivos:

Líderes sabios, comprensivos y amados por su natural autoridad que utilizan para guiar sin dominar, respetando la libertad individual. ­Ayudan a otros a ayudarse y encontrar su propio camino. Aquellos que sienten que la voluntad se une con el amor y fuerza con la sabiduría y que van recargando energía porque se ponen al servicio de algo que los trasciende.

Personas que saben qué tienen que hacer en momentos de emergencia y son rápidas para la acción.

Personas que saben que gobernar es servir.

Aspectos en desequilibrio:

  • Para aquellos padres de familia que manejan el hogar con puño de hierro.
  • Para todo lo relacionado con lo dictatorial, tiránico, dominante, inflexible y arrogante.
  • Para aquellos que intentan ejercer un dominio sádico sobre los demás.
  • En cuadros melancólico-masoquistas (donde el sadismo se vuel­ca sobre el propio sujeto).
  • En personalidades sumamente omnipotentes y ambiciosas. En problemáticas relacionadas con el poder, el dominio, el mane­jo con y de la autoridad.
  • Los hombres Vine son muy cariñosos con sus hijos y queridos por ellos, pero se ponen mal cuando éstos crecen e intentan in­dependizarse.
  • Problemas con la columna lumbar baja., intestino, hemorroides, algunos casos de impotencia sexual, patologías rectal, sacra, En hipertensión arterial , lumbalgias, incluso tumores.
  • Están muy derechos, inflan el pecho como para llevarse el mundo por delante, gritan para que se los obedezca
  • Suelen tener gran control sobre si mismos, por eso se quejan de contracciones musculares . Cuando pierden ese control pueden  caer en ser jugadores compulsivos por su necesidad de poder (en este caso el que les daría el dinero).
  • Los que buscan la posesión por la posesión misma, no por el afecto. Su autoestima pasa por el poder y no por el amor.
  • Necesitan una tropa  a la cual mandar.
  • Suelen dirigir a los médicos en un tratamiento.
  • Necesitan imponer su autoridad cueste lo que cueste.
  • Cuando esta personalidad se da en mujeres. tienen la característica de ser muy ambiciosas, con metas claras, frías y duras.
  • En NIÑOS con tendencias a la crueldad.
  • ‘Si la flor es la indicada para el paciente, pero éste sufre de hipotensión  tener en cuenta  lo que esta en equilibrio  no se toca, así que no va a bajar la presión arterial si no es ese el desequilibrio.
  • Personas con gran fuerza, poder y presencia de ánimo. Van a encontrar una salida a toda situación de crisis y siempre van a tener las riendas en sus manos.
  • Personas cuya autoestima pasa por el poder, no por el querer.
  • Personas convencidas de que son infalibles, que creen hacer ur favor a los demás diciéndoles cómo hacer las cosas e insistiendo en que las hagan a su manera.
  • Dictadores.,crueles y torturadores. Estilo autoritario tipo militar con ideas y opiniones fijas, tiranos.
  • Personas con pocos sentimientos de compasión hacia sus semejantes.
  • Para todo tipo de personas muy ambiciosas que se imponen disciplinas férreas por su compulsión a ser exitosos, conflicto típico del Vine negativo.
  • No siempre el estado Vine de dureza y necesidad de poder se expresa verbalmente, sino que se ve a través de gestos, miradas actos.
  • Personas que buscan atemorizar a los demás con el fin de dominarlos
  • No discuten cosas porque de todas maneras suponen que tiene razón e ignoran a los que no se acoplan a su juego de poder.
  • Suelen adular a sus superiores y amedrentar a sus subordinado’
  • En NiÑOSque amedrentan a sus compañeros de juego.
  • Suelen tener enfermedades que involucran dolores intensos.
  • Actúan sólo desde lo racional, excluyendo lo afectivo y sin discriminar lo saludable de lo enfermizo en relación con sus ambiciones.
  • Personas que se enferman y desde la enfermedad tiranizan a todos los que tienen a su alrededor.
  • Personalidades que sólo saben dar afecto a través de cosas material.

Verbalizaciones:

“Yo estoy aquí para manejar, gobernar y dirigir.”

“Yo estoy de acuerdo con lo de ‘sangre, sudor y lágrimas’.”

“Tengo problemas cuando se trata de mandar y obedecer, por eso siempre hay dificultadesentre mi jefe y yo.”

“No sé por qué se enojan, silo hago por su bien.”

“En situaciones complicadas se me permite el mando de la situación porque soy el único que no pierde la cabeza.”

Cuandolas cosas están duras, siempre termino imponiéndome.”

“Negocios son negocios. y hay que ser despiadado si es necesario.”

“No pienses, sólo haz lo que yo digo.”

“Yo me reconozco como muy capaz, muy seguro de mí mismo, con gran fuerza de voluntad.”

“Dicen de mí que soy ambicioso y presuntuoso.”

Yosé lo que es bueno para mis hijos y tienen que marchar a son de mi tambor.”

“No me Importa la opinión de los demás. En mi casa mando yo.”

“!Esto es lo que , vas a hacer!” (Jamás diría ¿te gustaría hacer esto así?.”

Cuando se toma Vine:

El remedio no quita la cualidad de seguridad o liderazgo, que es positiva en sí misma, sino que equilibra y hace menos rígidas a la  personas.

Muchas veces las personas que necesitan Vine también necesitar Mimulus, Pine, Larch o Centaury por la necesidad que tienen de compensar sus aspectos más débiles y conflictivos a través de una coraza de autoritarismo y poder. (Dando Vine se puede destapar la inseguridad subyacente.)

Es un remedio de uso más frecuente en hombres.

Vine trabaja tanto sobre los aspectos autoagresívos como sobre los heteroagresivos.

Permite conectarse con la autoridad interior.

 chicory

Chicory, Cichorium intybus, Achicoria

Esta planta muy ramificada alcanza hasta 90 m de altura. Crece en suelos pedregosos, campos improductivos y caminos abiertos. Sus flores estrelladas de un color azul brillante no se abren todas al mismo tiempo son muy sensibles y se marchitan enseguida de haber sido arrancadas.

Principio:

Chicory está relacionada con la capacidad anímica del sentimiento maternal y el amor abnegado. En el estado Chicory negativo estas cualidades se dirigen a lo negativo y se truecan en egoísmo.

Hemos sido invitados a una reunión. Cornelia, la niñita de 1a casa que cuenta nueve años, nos abre la puerta. Su aspecto es muy dulce con sus rizos que le llegan a los hombros y su primer vestido largo. Está encantadora. Los demás invitados comparten la misma opinión. Cornelia se solaza en su éxito y actúa condescendiente como una estrellita de cine. Sin embargo, cuando poco a poco el interés de los mayores se centra en temas más adultos la cosa no parece agradarle, y con la excusa de querer llenar la copas vacías, revolotea de grupo en grupo y trata de inmiscuirse en su conversación. Cuando al dar las doce su mamá le dice que es hora de ir a la cama, la niña se enfada y prorrumpe en un sonoro llanto, con lo cual vuelve a atraer hacia sí la atención d todos los invitados. Este es el comportamiento característico de una criatura de tipo Chicory.

Muchos niños necesitan Chicory. Desde la cuna se advierte que reclaman la continua atención de los miembros de la familia y reaccionan con malhumorados berridos cuando se les deja solos. De mayores, ya no logran nada con el llanto, apelan a otras tretas, a todos los recursos, desde la zalamería a enfermar e intentar pequeñas coacciones: «Haré mis tareas escolares, pero sólo si mañana puedo faltar a gimnasia».

Chicory es un estado anímico negativo que no debe pasarse por alto y que siempre atrae energéticamente la compasión de los demás. Se presenta en ambos sexos y a cualquier edad y se basa sobre todo en querer ejercer influencia, tener exigencias, no querer abandonar ideas, cosas y sentimientos.

Pongamos atención, por ejemplo, en cómo se saludan dos fa­mosos tenores en una recepción: por fuera con jovialidad y acen­tuado espíritu de colegas, pero en su interior se adivina el pe­queño Yo acurrucado y alerta para ver si el otro cosecha más muestras de simpatía que él. Este comportamiento es también típicamente Chicory.

Algunos describen este sentimiento como un agujero negro o un tonel sin fondo que necesita ser llenado sin cesar con dedicación, reconocimiento y autoconfirmación. Para satisfacer esta necesidad en estado Chicory negativo, la persona pone en juego su recia voluntad y toda su destreza manipulativa. Como en un estado tan vacío uno mismo no puede dar amor, se sufre de inseguridad interior y variados miedos de perder. Cuando a pesar de este déficit afectivo, se logra activar los sentimientos estos tienen inevitablemente carácter de inversión: «Te amo, a condición de que…». Una experta inglesa en el sistema Bach describe gráficamente el estado Chicory negativo como el de The needy mother (La madre necesitada), en contraposición al estado Heather, «el niño necesitado».

En los individuos acentuadamente Chicory existe en potencia una gran fuerza interior y auténtica capacidad de amar, que también se puede despertar si la persona está dispuesta a realizar un giro interior. Evidentemente, el agujero negro sólo se puede llen­ar con la fuente del amor que brota en nuestro interior, que fluye incesante de nuestra alma. Tan pronto ponemos abnegadamente esta actividad al servicio de los demás y del Gran Todo, de  acuerdo con los mandamientos de nuestra alma, advertimos cómo esta fuente de amor divino comienza a manar y sentimos crecer en nosotros una fuerza y seguridad increíbles. Entonces ya no necesitamos imponer la dedicación y el amor, porque vendrán por sí solos. Tampoco habremos de temer volver a perder esta dedicación, porque la fuente interior del alma no se agota.

El propio Bach comparó el estado Chicory positivo con el arquetipo de la «madre universal», el potencial maternal del alma que está latente en todo ser humano ya sea mujer u hombre. Los esotéricos dan a este respecto la hipótesis de que en Occidente hay tantos individuos en estado Chicory negativo, porque se han separado de la conciencia demasiadas facetas de esta gran energía madre arquetípica y sólo se han concentrado en una, la más fácil de aceptar, la de la «virgen», personificada en la Virgen  María, por ejemplo. Otra interesante reflexión esotérica es que los individuos que en muchas existencias han estado bajo la influencia universal de una “madre Iglesia” que exige obediencia.

 Las personas en estado Chicory negativo muestran una acentuada postura a la expectativa. A menudo, basta que aparezcan por la puerta para saber lo que desean. El ejemplo clásico de un estado Chicory negativo es la «supermamá» que subyuga a su hijos con invisibles brazos de pulpo, y en los más débiles de voluntad deja traumas para toda la vida. Constantemente preocupada por los asuntos de su familia y su ramificado circulo de conocidos, pretende inmiscuirse en todo. Organiza, critica; gobierna y dirige como una mariscala. Siempre tendrá algo que perfeccionar, proponer o censurar. Lema: «¡Sólo lo digo por tu bien!».

La madre Chicory muy a menudo es infinitamente servicial más aún, casi impone a la familia sus actos de bien, y cuidado con que no sean aceptados con gratitud. A los caracteres de acentuado matiz Chicory les gusta disponer de los sentimientos de la vida de sus allegados en una especie de intimo orgullo de propietario.

Las madres Chicory sólo se sienten bien en el círculo de «su seres queridos». Los hijos, ya adultos, deben viajar desde muy, lejos para pasar los días de fiesta con mamá para no decepcionarla, y si se oponen, la buena señora insiste tanto por teléfono que consigue hacerlos venir.

No a todos les resulta fácil liberarse del amor de una madre tan posesiva. Algunos hijos y sus familias viven durante decenios bajo su influencia y pierden la oportunidad de realizar importantes progresos en su propia vida de pareja. Cuando, por fin, un hijo encuentra las fuerzas para liberarse, la madre Chicory manifiesta claramente su decepción. «¡Cómo puedes hacerme esto después de todo lo que hice por ti!», se queja llena de autocompasión.

Aunque usamos aquí a la supermadre para ejemplificar el estado Chicory negativo, también se da, por supuesto, con la misma frecuencia en los hombres. Así, no existe casi ningún jurista sin este potencial.

Detrás de cada estado Chicory hay un profundo vacío anímico, un vacío interior, a menudo la sensación de ser indeseable y no querido por nadie. De hecho, no pocas veces antecede a un estado Chicory negativo una infancia desprovista de amor.

En estado Chicory positivo, la gran energía maternal puede ser desembolsada positivamente, sacamos de lo que está lleno, podemos dar desinteresadamente, sin esperar una retribución exigirla interiormente. Abogamos por los demás con auténtica entrega. Extendemos alas de calor, amabilidad y seguridad bajo las cuales otros seres pueden sentirse amparados.

En la práctica, casi siempre encontramos en los casos Chicory una madre problemática, así como una cantidad de síntomas somáticos concomitantes, por ejemplo: manifestaciones patógenas de sujeción, manifestaciones de estancamiento de la energía en el dominio inferior, manifestaciones físicas de intoxicación emocional y espiritual. Entre los antiguos egipcios la Chicory ya era considerada la amiga del hígado.

Síntomas clave del estado Chicory:

Postura posesiva de la personalidad que se inmiscuye y manipula  en demasía. Espera una total dedicación por parte de los demás cuando no se logra imponer la propia voluntad, se exterioriza una actitud de autocompasión.

Síntomas en estado de bloqueo:

  • Egoísmo, despotismo, postura excesivamente exigente.   
  • Cumple el papel de gallina clueca en cuanto a las necesidades, deseos y procesos de la propia familia y el circulo de amigos.
  • El individuo siempre tiene algo que observar, proponer corregir.
  • Superprevisor, súper atento.
  • Nunca hace algo sin reflexionar.
  • Amor condicionado: «Te amo, si…».
  • Intenta alcanzar mucho por la vía indirecta.
  • Manipula, procede con diplomacia, demuestra destreza en la táctica con tal de imponer la propia voluntad o conservar su influencia.
  • Coacciones afectivas.
  • Quisiéra mantener lazos afectivos ya superados, por ejemplo, la relación madre-hijo, novia-novio, y otras.
  • Le cuesta perdonar y olvidar.
  • Siente miedo tácito a perder amigos, relaciones o posesión
  • Se siente fácilmente relegado, postergado u ofendido.
  • Autocompasión: «Nadie me quiere».
  • Exagera en la descripción de la propia «miseria».
  • En ocasiones se refugia en una enfermedad para despertar simpatía o ejercer influencia.
  • Cuando no logra imponer la propia voluntad, se enoja eventualmente hace el papel de mártir.
  • Rompe en llanto por la ingratitud de los demás.
  • Habla de lo que «el otro le debe».
  • Niños que siempre reclaman atención.
  • Problemática psicológica de madre.

Potencial en estado transformado:

Arquetipo de la «madre eterna».

  • Con gran amor y auténtica abnegación se preocupa por lo demás.
  • Se entrega sin esperar ni necesitar retribución.
  • Calor, amabilidad, delicadeza; está cobijada en sí misma.
  • Ofrece a los demás protección y seguridad.

Recomendaciones para las personas en estado Chicory:

  • Ejercicios de relajación física.
  • Hacerse dar masajes.
  • Ejercicios respiratorios para armonizar el corazón.

Frases de programación positiva:

«Doy sin exigir»;

«Libero lo que sujetaba»;

«Respeto los límites de cada individuo»;

«Saco de lo que está lleno»;

«Hallo seguridad en mí mismo»;

«Abro en mi provecho la fuente divina que hay en mí».

CHICORY (REMEDIO C): el remedio caracterológico o crónico (C), es un remedio básico que corresponde a la estructura de carácter de cada individuo. Es para personas que vivieron en esa condición por períodos prolongados. En estos casos siempre hay rasgos de carácter que hay que tomar en cuenta. El tiempo que tarda en modificarse esa estructura depende de la edad y situación de cada persona, y siempre sucederá en fases, nunca abruptamente, y puede durar semanas o meses.

Aspectos  positivos:

Personas con gran fuerza interior y gran capacidad de amar, continentes, cariñosas, afectivas, con un tipo de amor maternal desinteresado que se encuentra latente en todo ser humano, tanto hombre como mujer  que da sin pretender recibir, sinceramente interesado en los demás.

Quienes pueden dar calidez, amabilidad, seguridad y protección a otros, en un marco de libertad e independencia hacia aquellos a quienes aman, respetando el lugar individual de cada uno.

Las personas Chicory poseen un penetrante poder de discernimiento, acompañado de una voluntad implacable, una infatigable  determinación hacia la consecución de las metas que se fijan y un espíritu de justicia hacia los más débiles.

Cuando se encuentran en desequilibrio:

  • Personalidades dependientes, preocupadas por que los quieran, buscando garantías afectivas. Atentas a no ser pasadas por alto o lastimadas.
  • Someten al otro o se hacen las víctimas.
  • Aman en forma egocéntrica, egoísta, posesiva, tanto consciente como inconscientemente.
  • Buscan ser centro, atraer la atención sobre sí todo el tiempo.
  • Pueden intentar suicidarse o hablan del suicidio. Siempre se sienten víctimas (del tipo histérico).
  • En ambos sexos y en todas las edades, personas muy demandan­tes, aferradas a ideas, objetos, sentimientos y personas. Tienen dificultad para desprenderse de lo que sea.
  • Comen con avidez pero selectivamente.
  • Esperan mucho de los demás. Temen perder amigos, relaciones posesiones.
  • Madre judía o italiana que no suelta a los hijos, agarrándolos con tentáculos invisibles.
  • Personas que tienen que saber todo y estar en todas las situaciones, tanto de la familia como del circulo de sus amistades.
  • Personas que siempre se meten en todo, organizan, critican, dirigen a los demás.
  • Personas que siempre tienen algo que corregir, sugerir o cambiar.
  • Amor posesivo y manipulador que busca gratitud, reconocimiento, y recompensa.
  • Detrás de cada personalidad Chicory suele encontrarse una persona con gran vacío interior, muchas veces sintiéndose no querida y seguramente no habiendo sido bien amada.
  • A veces se ve en gente con cierta carencia afectiva que los hace ser como un “barril sin fondo”, demandando permanentemente amor, afecto, reconocimiento como reaseguro. Por esa inseguridad interior siempre temen perder afecto, cosas, que entonces buscan ganar por la fuerza.
  • Para quienes lloran con extrema facilidad. Discutidores. Se irritan. Son quejosos.
  • Les resulta difícil olvidar y perdonar.
  • Se enojan si no logran lo que quieren, haciéndose los mártires sintiendo cuán ingratos son todos.
  •  Evitan contacto físico con la gente. Tienen dificultades con el contacto de piel a piel. No saben besar.
  •  Hay personas cuyo egoísmo, egocentrismo y posesividad se manifiestan como avaricia.
  •  Hacen sentir culpables a sus seres queridos si no los obedecen.
  • Muchas veces es el complementario de una persona Centaury.
  • Se manejan predominantemente en relaciones bipersonales.
  • Se ofenden con mucha facilidad, se aíslan, se retraen si no consiguen lo que pretenden.
  • Apegados a su trabajo. Son personas que trabajan muchos años en el mismo lugar. (Relacionado con su estilo posesivo.)
  • Eligen profesiones que les permiten el dominio sobre los demás.
  • Así como les gusta comer pero selectivamente, también eligen sus figuras de apego.
  • Personalidades fuertes. Relaciones simbióticas. Relaciones de so­breprotección. Organizan y dirigen a su familia alrededor de ellos.
  • Para aquellas personas que dedican un cuidado excesivo a la casa.
  • Pueden llegar a enfermarse para dominar y obtener compasión.
  • Como a la personalidad Chicory negativa le cuesta soltar, dejar desprenderse, es indicado dar el remedio también en adicciones.
  • Se deprimen ante situaciones de abandono.
  • Producen asfixia por el abrazo de tipo emocional tan fuerte que resulta opresivo, agobiante, abrumador. Por eso da resultado en el ASMA tanto en niños como en adultos.
  • En NIÑOS que son hijos únicos o que permanentemente demandan atención, y lloran con desesperación cuando los dejan solos.
  • Niños muy posesivos con sus juguetes.
  • Niños que buscan cualquier recurso para chantajear afectivamente.
  • Personalidad que toma y no da. Hace reclamos que, aunque vale­deros, terminan aprisionando o aferrándose al objeto de su afecto.
  • Controlan todo, hasta el tratamiento del que son objeto.
  • En duelos, porque se aferraron al recuerdo del muerto o del novio que dejaron.
  • En depresión post-parto por haber tenido que soltar al bebé.
  • En mujeres con trastornos al nivel de los estrógenos. Suele regularizar el período menstrual.
  • En trastornos cardiovasculares, siempre como agregado a la tera­péutica implementada por el médico especialista.
  • En hipotensión.
  • En personas celosas o aferradas a recuerdos que no pueden soltar.

 Cuando se ha tomado Chicory, si estuvo bien indicado:

Al tiempo la persona se siente mucho más relajada, de mejor humor y comienza a desprenderse de cosas que venía acumulando a  lo largo del tiempo a pesar de que hace mucho que ya no las necesitaba. También se observa que crecen mejor y más fuertes las uñas y cabello. Saca la depresión, cuando ésta está relacionada con algunas   emociones en desequilibrio que cubre esta flor. Permite dar una mano cuando se la piden y tranquilamente, sin esperar recompensas.

Verbalizaciones más frecuentes:

“Haré ésto hoy sólo si no tengo que hacer lo otro mañana.”

“Sólo te lo digo porque te quiero bien.”

“Cómo me puedes hacer esto después de todo lo que yo hice por ti.”

“Si ya no sirvo más para nadie, ya sé lo que me queda por hacer.’

“Yo te quiero a condición de que tú…”

“Gracias a mí eres lo que eres.”

“Puedes ir adonde quieras, que yo me voy a quedar sola aquí es­perando que regreses, seala hora que sea.”

“He sacrificado mi vida por mis seres queridos, y ¿qué recibí a cambio?”

“¿Cómo me dices eso a mí?”.

“Mejor estaría muerta.”

“Nadie aprecia lo que hago.”

 

beech

Beech, haya

“Para quienes sienten la necesidad de ver más bondad y belleza en todo lo que les rodee. Este remedio sirve para hacer frente a las cosas que parecen equivocadas, se adquiera la capacidad de ver lo bueno que surge dentro de ellas. Así podrán ser más tolerantes, indulgentes y comprensivas con los diferentes caminos que cada individuo y todas las cosas recorren en dirección a su propia perfección final”.

Características emocionales: Beech está representado por el arquetipo de “la Intolerancia”. Este nos remite al complejo psicológico de la “diferencia”. Lo que esta huella inconsciente rememora es la dificultad, la no aceptación del ser humano de lo distinto y la relación que enseña es aprender a aceptar la diversidad. Por otra parte este arquetipo tiene que ver con la rigidez, pero esencialmente con la debilidad. El “fuerte” permite las ideas, gustos y pensamientos diferentes, el “débil” teme que atenten contra su existencia. “  El Dr. Bach escribió en relación a esta flor: “es obvio que ninguno de nosotros está en posición de juzgar o criticar, porque el más sabio de nosotros ve y sabe solamente un diminuto fragmento del Gran Esquema de todas las cosas y no podemos juzgar, sabiendo tan poco, sobre cómo trabajará el Gran Plan”.

Características psicológicas: Este estado emocional se relaciona con la capacidad de aceptación de lo imperfecto. La persona en estado Beech negativo tiene una clara tendencia a resaltar los errores o defectos de los demás, en detrimento de las virtudes. Esto se traduce en una actitud crítica e intolerante. Tienen la convicción de que marcando los defectos ajenos están ayudando al otro a mejorar y corregir sus defectos. Las cualidades de la mente Beech en estado positivo, se ha desarrollado en este caso negativamente, y se ha orientado en la búsqueda de imperfecciones en el prójimo. En su tarea inquisitoria Beech carece de diplomacia y, a menudo, reacciona ante los demás con sarcasmo e ironía, por lo que pueden resultar muy hirientes y antipáticos. En su arrogancia Beech no puede comprender que mucha gente no ha tenido las mismas oportunidades que él para desarrollarse y no acepta el comportamiento de los demás. Desconoce la habilidad de situarse en el lugar del otro. Le falta comprensión e indulgencia. Es estricto, rígido y de ideas fijas. A veces, los pequeños hábitos, idiosincrasias y las costumbres de otros le molestan hasta un grado imposible de medir y fuera de toda proporción en comparación a su poca importancia. Dada su actitud, Beech tiene una clara tendencia a la soledad, o mejor dicho, al aislamiento. No trata de imponer a los otros sus rígidos conceptos, simplemente no comprende que los demás no piensen como él, y solo entiende una manera de ver las cosas y de actuar: su manera. En estas personas subyace un miedo ante la vida. Les cuesta expresar sus verdaderos sentimientos amorosos. No puede decir “te necesito” “te amo”, porque esto es vivido como ser débil. Estas personalidades en cambio suelen decir: “No te basta con lo que hago” o “Yo expreso mis sentimientos con acciones”. Muchas de estas personalidades suelen surgir de familias donde hubo que “tragarse” mucho odio, humillación y desilusiones. De este “color” verán el mundo más tarde.

Tendencias psicosomáticas: Tensión y rigidez en la parte superior del cuerpo (mandíbulas, pecho, cervicales). La tensión y la rigidez se acumula también en los hombros y brazos. Sufre de intolerancia a los ruidos. Se le agarrotan los músculos. Tiene tendencia a la presión alta y problemas digestivos. Se ha utilizado Beech con éxito en casos de tos irritativa, rigidez y dolores; en ambos casos el denominador común era la irritación y la intolerancia hacia los síntomas. Los rasgos faciales de estas personalidades suelen ser rígidos. Padecen continua rigidez en el pecho y la mandíbula inferior, mal humor, irritabilidad e intolerancia. Otra característica de esta personalidad bastante significativa es que a veces aprietan los puños sin darse cuenta de ello.

Características espirituales: La personalidad comprende mal el programa de enseñanza que le dicta su Ser Superior y rechaza las experiencias negativas. Este miedo subyacente ante la vida y esta negación, los llevan a tener una conducta crítica y de superioridad, cuya función no es otra que la de protegerse del medio. La personalidad desarrolla un rígido código de conducta propio, plagado de mecanismos de defensa que le ayudan a contrarrestar la voz de su Ser Superior. Se proyecta excesivamente hacia afuera, lo que unido a su mente minuciosa, tan proclive a quedarse enganchada en las imperfecciones que hay en todo, determina que no se pueda contactar con las experiencias en profundidad, ni mucho menos interiorizarlas, no sacando por tanto una enseñanza de ellas. No logra introducirse afectivamente en los demás ya que emocionalmente se encuentra bloqueado. Se ha creído ver este bloqueo a nivel del chakra del corazón (pecho). Puede decirse que hay casi una absoluta desconexión con el Ser Superior.

REMEDIO: Para ayudar a restablecer el contacto con el Ser Superior, aporta tolerancia y comprensión, humildad e indulgencia. Corrige la rigidez. física y psíquica. Permite ver que, además de los nuestros, hay otros patrones de comportamiento que pueden ser igualmente válidos y, que en todo caso, tienen el mismo derecho a existir, ya que cada ser trabaja su perfección según su propia naturaleza. Ayuda a percibir la belleza y la virtud que hay en todas las cosas y favorece la aceptación de la vida con todas sus imperfecciones. El sentimiento de aislamiento y rechazo es sustituido por una sensación de unidad en la diversidad y de parentesco entre almas.

El aspecto positivo de esta flor aparece cuando se hallan las emociones equilibradas. Se desprenden las cualidades de tolerancia y comprensión de las dificultades de los demás y la habilidad de ver lo bueno en cada persona y en cada cosa.

FLORES DE BACH. GRUPOS DE EMOCIONES: Grupo 6 – Desánimo y desesperanza

CÓMO TRATAR LAS DOLENCIAS FÍSICAS:

«El Dr. Bach describió su sistema con las flores como «el más perfecto que ha conocido el ser humano», debido a su simplicidad y a que trata la enfermedad desde su auténtica raíz, es decir, los propios desequilibrios de la personalidad. Sin embargo, esto no significa que las flores de bach sean la única vía de ayuda cuando uno está enfermo.
En primer lugar, existen dolencias físicas cuyo origen es externo (como un alimento en malas condiciones o la fractura de un hueso), y en estos casos no deben tomarse las flores como una forma de tratamiento alternativa a una adecuada atención médica de tipo ortodoxo. Lo mejor que hay para curar un hueso roto es colocarlo recto; se trata de un problema físico que, por tanto, requiere una solución física.
Después existen casos en que el desequilibrio es tan acentuado que se ha somatizado en una dolencia física. Por ejemplo, el estrés emocional puede hacer que el cuerpo sea vulnerable ante un virus. Es cierto que si se recupera el equilibrio el cuerpo puede ganar fuerza para combatir al enemigo, pero también pueden utilizarse otros medios para asegurar que el problema se solucionará con la mayor rapidez posible. No olvide que las flores forman parte de la medicina «complementaria» y no de la medicina «alternativa».

Texto extraído del libro: «TALLER DE FLORES DE BACH», de Stefan Ball (Centro Dr. Edward Bach-Inglaterra)

A continuación haremos un desarrolo de las flores que intervienen en este grupo:

roble

Oak, Quercus robur, Roble albar

El roble, uno de los árboles sagrados de nuestros antepasados, crece en bosques, bosquecillos y praderas. Florece a fines de abril o principios de mayo. En la misma planta se dan las flores masculinas y femeninas

Principio:

Oak está relacionado con la capacidad anímica de la fuerza y perseverancia. En estado Oak negativo, estos rasgos caracterológicos se ponen en práctica con demasiada rigidez.

En lugar de dejarse llevar de la mano (hablando gráficamente) por su Yo Superior y ser conducido por él a través de los períodos difíciles y bellos de la vida, la personalidad persiste equivocadamente en un estrés de rendimiento permanente, elegido por ella misma. La vida es una lucha continua, y los individuos del tipo Oak tienen todas las cualidades para ser siempre vencedores: la resistencia primitiva, la perseverancia casi sobre humana,fuerza de voluntad poderosa, valor, lealtad al deber, inflexible esperanza y elevados ideales.

La personalidad Oak ha olvidado que no sólo los logros y las victorias hacen de la vida algo digno de ser vivido y, que, precisamente, un luchador saca fuerzas para nuevas hazañas de los momentos más sutiles, más amenos o más sentimentales.

Si el individuo no se concede estas pausas creativas su vida interior se vuelve cada vez más espartana y pobre. Trabaja, pero el corazón no le acompaña ya como es debido. No dejar de trabajar, se convierte inadvertidamente en finalidad absoluta y el hombre en una máquina programada para producir que funciona impelida por automática dinámica propia hasta alcanzar su límite natural de deterioro. Sobreviene entonces la repentina deficiencia, el colapso nervioso, la corrosión psíquica de los émbolos que, cuando la fuerza de voluntad es aún mayor, se puede manifestar bajo la forma de síntomas de enfermedad física con entumecimiento y disminuida flexibilidad.

La expresión del lenguaje corriente «estar como un Oak», que se aplica a individuos particularmente vigorosos, resistentes, y leales al deber, no es casual.

Es interesante destacar que los robles son tan resistentes que pueden sobrevivir aun en lugares con intensa irradiación telúrica, en los que otros árboles  como por ejemplo la haya, se achaparran. Dado que esos lugares atraen los rayo más que otros, cuando hay tormenta el vulgo suele decir: «Evita los robles y  busca las hayas».

Asimismo, es interesante señalar que el «canciller de hierro Otto von Bismarck, que tenia muchos rasgos típicamente Oak aprovechaba la energía Oak positiva cuando, como se informa  se colocaba largo rato junto a los corpulentos robles de su finca para «recargarse con la fuerza de sus antepasados». A menudo las personas que usan Oak tienen un aspecto robusto y vigoroso como el de este árbol.

«Es el sostén de la empresa, una verdadera bestia de trabajo la única persona en la que se puede confiar plenamente», dicen llenos de admiración quienes rodean a una persona con acentuados rasgos Oak. «¡De nada valen las quejas, lo que hay que hacer, se hará!», dicen las personas Oak, y se arremangan con la mayo naturalidad. Las personas de cuño Oak son las que estudian de noche para hacer su bachillerato aunque les lleve años. Las madres Oak bregan sin tregua velando por su familia. Aunque no hayan tenido vacaciones en años, no admitirán jamás su agotamiento.

Los individuos de cualidades Oak no se conceden nada. En momentos de crisis, mantienen a flote a toda una familia o apoyan a todo un pueblo, y no siempre se les reconoce o gratifica como es debido su enorme esfuerzo. Cabe decir que ellos mismos tienen parte de culpa. Al vigoroso tipo Oak le repugna interiormente mostrarse débil ante los demás, aunque sólo sea de vez en cuando. Por su miedo, en parte mal entendido, a depender de alguien prefiere morderse la lengua a pedir ayuda.

Los caracteres Oak son de una mentalidad noble, más aún principesca. Ayudan a otras personas por propia iniciativa, y nada les hace mis infelices que no poder cumplir con las obligaciones que ellos mismos se impusieron. Nada les desalienta tanto como defraudar las supuestas expectativas de los demás, pues les gusta experimentar el reflejo de la alegría que ellos procuran a quienes les rodean, alegría que creen tener que negarse a sí mismos en el arduo y pedregoso camino de su vida.

Cabria preguntarse qué induce a un hombre a rendir en tan magna escala y, a diferencia de la mayoría de las personas, no decaer a pesar de todas las vicisitudes. He aquí una respuesta desde el punto de vista esotérico. En lo profundo de su interior, los caracteres Oak tienen la certidumbre de la grandeza  y de la inmortalidad de su alma, y consideran un deber mantener alto esta herencia.

La vida presente se experimenta con frecuencia como una «caída transitoria de la gracia», y la certeza interior de la inmortalidad de su alma les da fuerzas para soportar este descenso. Las vicisitudes exteriores de esta travesía por la vida   habrán de servir para romper los patrones de conducta fijos, cristalizados a través de muchas existencias y volver a hacer al alma dúctil y por ende capaz de crecer.

Tan pronto la personalidad reconoce esto, consciente o inconscientemente, y en lugar de luchar empedernida, obedece flexible a los impulsos interiores de su Yo Superior, la travesía por la vida resulta más fácil y agradable.

Quien toma Oak observa enseguida cómo cede la presión interior y las energías fluyen más ricas y en cierta manera más libres. El corazón, los sentimientos y la vitalidad se renuevan. Retorna el elemento lúdico y con él el acrecentado gozo de vivir como consecuencia, los cometidos que la persona se ha im­puesto se pueden realizar con menor esfuerzo. Esta persona se siente realmente fuerte como un roble, al que le llegan sin cesar de su propio suelo renovadas fuerzas originales.

En el período de convalecencia de enfermedades penosas, Oak prueba su eficacia, cuando el paciente, a pesar de su inflexible voluntad, acaba por cansarse de las prolongadas medidas terapéuticas, por ejemplo, de los ejercicios físicos, los baños, etc. En estos casos, el Oak le devuelve ímpetu y crea un nuevo principio psicológico para continuar sin presión.

A veces se confunden los estados Oak y Elm. He aquí la diferencia decisiva:

Elm Contempla su actividad como una misión. El estado de agotamiento es transitorio.

Oak: A menudo considera su trabajo como una obligación. El estado de agotamiento puede ser crónico.

La antítesis absoluta del tipo Oak es el tipo Gorse. A este úl­timo las dificultades le hacen claudicar, mientras que el Oak jamás se rinde.

Síntomas claves del estado Oak:

El luchador derrotado y exhausto que a pesar de todo sigue adelante con valentía y jamás se rinde.

Síntomas en estado de bloqueo:

  • Fiel a sus deberes la persona es confiada, tenaz.
  • Tiene tendencia a abrumarse de trabajo y luego se siente interiormente desalentada y vencida.
  • Aun completamente exhausta y agotada, no se lamenta jamás.
  • Hace gala de una resistencia y paciencia casi sobrehumana.
  • Es infatigable y perseverante en sus empresas, jamás se da por vencida.
  • Lucha con denuedo contra todas las dificultades sin perder la esperanza.
  • La persona sólo trabaja impulsada por el sentimiento de deber.
  • Soporta la carga de los demás.
  • Ignora su impulso natural de descansar.
  • Se esfuerza para no dejar traslucir su cansancio y su debilidad.
  • La persona es admirada porque no se rinde.

Potencial en estado transformado:

  • Es resistente, digna de confianza, constante, fuerte, razonable.
  •  Puede soportar grandes cargas con aire soberano.      
  •  Supera las contrariedades de la vida con valor y  ahínco.

Recomendaciones para las personas en estado Oak:

Hay que alentar a estas personas para que no lo vean todo con tanta seriedad y de vez en cuando hagan lo que le venga en gana; salir de vacaciones, divertirse, hacer locuras, dedicarse a pasatiempos tontos, etc.

 OAK (REMEDIO C Y T): los remedios llamados transitorios o agudos (T) son aquellos que permiten re-armonizar estados mentales negativos que no son rasgos de carácter sino desórdenes transitorios. Es una condición que aparece en determinado momento, de repente, pero no requiere asistencia de emergencia. En estos casos el efecto de la flor, si bien es elegida, se siente en pocas horas, o a lo sumo en pocos días. Existe también el remedio caracterológico o crónico (C), que es un remedio básico que corresponde a la estructura de carácter de cada individuo. Es para personas que vivieron en esa condición por períodos prolongados. En estos casos siempre hay rasgos de carácter que hay que tomar en cuenta. El tiempo que tarda en modificarse esa estructura depende de la edad y situación de cada persona, y siempre sucederá en fases, nunca abruptamente, y puede durar semanas o meses.

Aspectos positivos:

El temperamento Oak es el de personas luchadoras, esforzadas, estables, que no pierden la esperanza ni aflojan en la adversidad. Son firmes y confiables como lo es el roble. Otros muchas veces recurren a estas personas para ser guiados o consolados.

Siempre van a encontrar fuerzas para seguir adelante a pesar de las dificultades pero con conciencia de sus límites y posibilidades de rendimiento y resistencia  sin abandonar por eso su espíritu de lucha.

 En sus aspectos negativos:

  • En niños a los que les cuesta soportar el ritmo escolar diario.
  • Para aquellas personas sumamente responsables y confiables que en determinados momentos se sienten agotadas, pero igual con­tinúan luchando sin aflojar.
  • Aquellas personas que ven que están excedidas en su trabajo, pero no se quejan, al revés, agregan más aun.
  • En situaciones de colapso nervioso, surmenage, stress por agota­miento.
  • En contracturas de hombros y cuello por exceso de trabajo.
  • En personalidades sobreexigidas, por ejemplo: ejecutivos, psicoa­nalistas, que siempre creen que “pueden más”. No exigen a los demás, sino a sí mismos.
  • Cansancio y agotamiento por exceso de trabajo. Enfermos, traba­jan igual.
  • En pacientes psicosomáticos porque no escuchan las señales de su cuerpo.
  • Para ayudar a recuperarse en enfermedades de larga duración, cuando el paciente a pesar de sus esfuerzos se agota frente a continuos tratamientos. Oak le dará fuerza e ímpetu para perse­verar.
  • En personas con exigencia de rendimiento a ultranza, con devo­ción hacia sus obligaciones, inquebrantables en sus ideales.
  • Personas que con el tiempo se ponen más austeras y empobreci­das por vivir como una máquina de producir si no se permiten momentos de descanso y creatividad.
  • Personas que temen mostrarse débiles frente a otras. Jamás van a pedir ayuda. Creen que pueden solas.
  • Aquellos que temen desilusionar a los demás en lo que creen que esperan de  ellos.
  • Aquellos que creen que son imprescindibles.

Frecuentes Verbalizaciones:

“Mi señora piensa que trabajo demasiado.”

“Siempre me digo que no vale aflojar.”

Yo aprendí en casa que hay que hacer todo lo que se empieza hasta el final.”

“Yo no descanso nunca. No me hace falta. Estoy bien así.”

“Las pocas veces que me engripé siempre fue un fin de semana nunca en días de trabajo.”

“Siento que cargo toda la tensión sobre mis hombros y en mi nuca.”

“Hago y hago y a la noche me cuesta desenchufarme para poder dormir.”

“A mí me enseñaron: primero el deber, luego el placer.”

“No hay que quejarse. Hay que terminar con la tarea cueste lo que cueste.”

“¿Vacaciones? No,no me gustan. No sé qué hacer en las vacaciones.”

“Por fuera luzco bien. Por dentro estoy destruido”.

pino-albar

Pine, Pinus sylvestris, Pino silvestre o pino albar

Este árbol esbelto, que alcanza hasta 30 metros de altura, presenta una corteza de color castaño rojizo en su parte inferior y castaño anaranjado más arriba. Crece en bosques y en los suelos arenoso de las landas. Las flores masculinas y femeninas están cubiertas de abundante polen amarillo.

Principio:

Pine está relacionado con la capacidad anímica de arrepentimiento y perdón. En estado Pine negativo nos aferramos obstinadamente a nuestra culpa.

Puede tratarse de un sentimiento de culpa provocado por un  hecho reciente, porque olvidamos cerrar una ventana y la cotorra  se  escapó, o puede tratarse de sentimientos de culpa muy remotos, arquetípicos, inconscientes, hasta remontarnos al pecado original o la culpa de Eva que tentó a Adán con la manzana. Junto con Holly, Pine es quizá uno de los estados anímicos humano más existenciales, y no siempre es fácil de reconocer en otra persona.

Un estado Pine inconsciente a menudo se delata por formulaciones  inconscientes que evidencian un sentimiento de culpa como: «No me perdonaré haber sido tan desatento» o «Perdó­neme que me siente» o «Sé que es culpa mía que el muchacho sea tan revoltoso…» o «En realidad mis padres deseaban una hija, pero hubieron de conformarse con un varón».

En los individuos de acentuados rasgos Pine, con frecuencia el estado de ánimo presenta un tinte de culpa, y como conse­cuencia se muestran físicamente cansados y agotados. En la vida de los caracteres Pine la frase «alegría de vivir» se escribe con letra muy pequeña. Se cuentan entre las personas que nunca están del todo satisfechas con los logros positivos que consiguen y se reprochan interiormente por no haberse esforzado un poco más. En estado Pine negativo exigimos mucho más de nosotros mismos que de los demás, y cuando estas elevadas expectativas no se cumplen, nos colmamos interiormente de autorreproches.

Otro rasgo típico del estado Pine es cargar con la culpa por los errores de otras personas, pues se consideran copartícipes en la responsabilidad. Así, por ejemplo, se sienten culpables cuando deben reclamar a una vecina desaprensiva que baje el volumen de su equipo estereofónico. Con frecuencia, los niños Pine son la cabeza de turco de su clase y permiten que los castiguen sin pro­testar por cosas que no les son imputables. Cuando los caracte­res Pine enferman o están extenuados, piden disculpas a quienes les rodean. Si cinco personashacen  cola en una panadería ysólo quedan cuatro panes, siempre será el tipo Pine el que renun­ciará a su derecho, porque se sentiría culpable en su fuero in­terno por haber dejado a otro sin pan.

Es como si un individuo en estado Pine negativo se discul­para interiormente por el solo hecho de haber nacido; quizá por­que en lo profundo de su ser no está convencido de merecer la existencia humana. No es raro que percibamos aparejada con ésta una postura básica de temor infantil, acuñada inconscientemente por ideas dogmáticas, religiosas, con rigurosos manda­mientos y prohibiciones: «Debes trabajar», «No debes desear el sexo». Dios lo ve todo y sabe también que como seres humanos hace mucho que hemos fracasado, y porque esto es así, ya no nos queda sino el castigo y la penitencia, dolorosos e intensos. Ojo por ojo y diente por diente.

Y cuando no llega castigo alguno de arriba, se lo imponen ellos mismos. Por esta razón muchas personas en estado Pine ne­gativo cargan inconscientemente con una cruz. A veces, aducen también que liberan a otros de su karma. Algunos tienen una manía de sacrificarse casi masoquista y, por ejemplo, se castigan de por vida con un compañero desconsiderado, sin conocer la  causa interior. Dan amor a lo que ellos consideran amor, sin poder reclamarlo para sí mismos. Un error trágico de la persona­lidad en varios sentidos que destruye la vida.

Cuando la personalidad se excluye del amor, de la corriente de la vida, no puede fluir por ella la energía divina. Entonces no sólo secciona su propio nervio vital, sino atenta también contra la Unidad, contra la Creación. Con sus programas de culpa autodestructivos irrita y perjudica todo su entorno.

La causa de esta postura reside también en la dirección visual completamente equivocada, de la personalidad, que se limita a seguir su estrecha comprensión del bien y del mal y se atreve a querer juzgar, en lugar de aceptar simplemente lo que llega saber a través de la conducción de su Yo Superior.

En este cuerpo no puede alcanzar progreso alguno sin fracasos y errores. Precisamente, los conflictos en torno a estos errores son los que proveen al individuo de la energía necesaria para su desa­rrollo. Por lo tanto, debe cometer errores, incurrirá en ellos una y otra vez, y por último estos errores le acercarán más y más a su alma y a Dios.

¿Por qué habría de culparse, pues? Quien retiene sus faltas y no se ama ni se perdona a sí mismo, tampoco puede amar ni perdonar a otros. ¿Dónde está entonces el sentido de una relación humana?

A través de Pine se puede aprender a entender el verdadero contenido de la idea cristiana de la redención. Se puede aceptar que un ser humano no tiene que sentir culpa alguna porque su culpa fue expiada desde hace mucho, antes de que llegara al mundo, por el sacrificio simbólico en la cruz. Tan sólo le resta decir sí a esta circunstancia.

En estado Pine  positivo sentimos que ya pasó el tiempo del vindicativo Dios de Moisés y sus severos mandamientos, que ya no se necesita castigar, sino que cada cual, en la medida en que puede sentir verdadero y puro arrepentimiento, se acerca a su rendición.

A las personas capaces de transformar un grave estado Pino negativo, les fluye mucha energía. Pueden ayudar a su prójimo a solucionar problemas similares con palabras consoladoras, con el intercambio de experiencias o, a veces, sólo a través de su irradiación energética, con su mera presencia.

En la practica al estado Pine le sigue, a menudo, el estado Willow o el estado Holly.

He aquí la diferencia entre el sentimiento de impureza en el estado Crab Apple y los sentimientos de culpa en el estado Pine:

Pine: hace un asunto propio de sus sentimientos de culpa y se aferra a ellos. Debe soltarlos.

Crab Apple: se siente impuro, sucio, pero no asume ninguna responsabilidad interior por ello, personalmente, desearía librarse de esos sentimientos lo antes posible.

Síntomas clave del estado Pine:

Autorreproches, sentimientos de culpa, desaliento.

Síntomas en estado de bloqueo:

  • En la conversación, el individuo emplea a menudo fórmulas de disculpa.
  • No se puede perdonar algo, sino que se culpa de ello.
  • Tiene tendencia a sentir cargos de conciencia.
  • En situaciones ambiguas, asume la culpa por los demás.
  • Se siente responsable por las faltas de los otros.
  • Se impone exigencias máximas (más que a los demás) e interiormente se siente culpable cuando no las puede cumplir.
  • Aun cuando obtiene éxitos se reprocha no haber hecho  mejor esto o lo otro.
  • Se fija más en sus limites que en sus posibilidades, se  mina con espíritu autodestructivo a través de conceptos negativos de sí mismo.
  • Trabaja más que a conciencia, y esto le hace fácil presa de estrés  emocional.
  • Se siente sin valor, inferior, un «desvalido» que espera ser apaleado.
  • Se disculpa por estar enfermo, deprimido o agotado.
  • En lo profundo de su ser se siente acobardado.
  • Le cuesta aceptar algo, porque inconscientemente cree no merecer nada.
  • Se siente culpable cuando debe decir a otro a las claras su opinión.
  • Es poco generoso consigo mismo; cuando la demanda supera a la oferta, enseguida se echa atrás.
  • Piensa que no se ha ganado el amor, se niega interiormente el derecho a vivir: «Perdóneme usted por haber nacido»
  • Frecuente postura de temor infantil.
  • A veces, una avidez masoquista por sacrificarse.

Recomendaciones para las personas en estado Pine:

  • Reconocerse a sí mismo en la certeza de que cada indivi­duo merece amor y su culpa ya le ha sido perdonada.
  • Realizar ejercicios de yoga para la unión del chakra de la tiroides (principio Buda), del tercer ojo (Moisés) y de chakra del corazón (Jesús).
  • Descubrir dónde nos excedemos y dónde nos imponemos metas impracticables. Abandonar estas metas y formular nuevas.
  • Por la mañana, realizar ejercicios físicos para mantenerse en forma a fin de tomar las reservas vitales para el día.

Frases de programación positiva:

«Me amo tal como soy»;

«Me perdono, pues ya fui perdonado hace mucho»;

«Nací y ya fui redimido»;

«Cada error es un paso para acercarme más a Dios»;

«Me abandono a mi guía interior».

Potencial en estado transformado:

  • Confiesa las faltas cometidas, las acepta, pero no se aferra a ellas.
  • En lugar de culpa, siente verdadero arrepentimiento, puede perdonarse y olvidar.
  • Tiene una profunda comprensión del ser humano, en particular de los sentimientos humanos.
  • Carga con las preocupaciones de los demás, pero sólo cuando es razonable.
  •  Gran paciencia, humildad, modestia interior.  
  •  Verdadera comprensión de la idea cristiana de redención.

 PINE (REMEDIO C Y T):  los remedios llamados transitorios o agudos (T) son aquellos que permiten re-armonizar estados mentales negativos que no son rasgos de carácter sino desórdenes transitorios. Es una condición que aparece en determinado momento, de repente, pero no requiere asistencia de emergencia. En estos casos el efecto de la flor, si bien es elegida, se siente en pocas horas, o a lo sumo en pocos días. Existe también el remedio caracterológico o crónico (C), que es un remedio básico que corresponde a la estructura de carácter de cada individuo. Es para personas que vivieron en esa condición por períodos prolongados. En estos casos siempre hay rasgos de carácter que hay que tomar en cuenta. El tiempo que tarda en modificarse esa estructura depende de la edad y situación de cada persona, y siempre sucederá en fases, nunca abruptamente, y puede durar semanas o meses.

Aspectos positivos:

Son aquellas personas que, a pesar de sus equivocaciones siguen adelante sin deprimirse  aprendiendo y capitalizando sus errores. El conocimiento así adquirido les ayuda a evitar repetirlos.

Personas que saben que un tropezón no es caída. Que evalúan realisticamente sus posibilidades y sus responsabilidades. Que se aceptan tal cual son, que pueden sentir remordimientos pero también perdonarse.

Son las que miran sus potencialidades y no sus fallas, a las que no obstante reconocen, pero no permiten que los frenen.

Son personas con gran comprensión de la naturaleza humana, mucha paciencia, humildad y simplicidad.

Aspectos negativos:

  • Hay una autorreferencia acusatoria constante. Culpa y autorreproche.
  • En cuadros de melancolía  en los que el paciente se reprocha permanentemente sintiéndose falto de valores.
  • En los caracteres obsesivos que por buscar la perfección siempre se están criticando por lo que han hecho.
  • Toda situación de culpa, sea real o fantaseada.
  • Para los que sienten como catastrófica una equivocación y no se pueden perdonar.
  • Para aquellos que albergan sentimientos de culpabilidad durante muchos años o también para quienes sienten culpas recientes.
  • Para quienes se sienten culpables no sólo de sus propios errores, sino que se adjudican las fallas de los demás. Piden perdón. Se sienten poco valiosos.
  • Para aquellos que andan agobiados por la vida.
  • Suelen pedir disculpas muy a menudo en el transcurso de una conversación.
  • Suelen elegir profesiones muy sacrificadas.
  • A veces se atan a personas muy enfermas o que demandan mu­cho cuidado y atención.
  • Gente con tendencias místicas.
  • Sienten culpa en situaciones placenteras, por ejemplo frente al placer sexual. Como si estuvieran haciendo algo indebido.
  • Mujeres golpeadas que se quejan pero no acusan. Quienes cargan con la culpa para proteger la imagen de los que quieren.
  • A veces se descubre que sus disculpas están relacionadas a nivel inconsciente con haber sido indeseados, entonces es como pidieran perdón por haber nacido.
  • Debido a la energía que desgastan para mantener a raya sus sentimientos de culpabilidad, suelen sentirse cansados, sin fuerza con poca alegría de vivir.
  • Se estancan y no logran un mayor desarrollo personal.
  • Nunca están plenamente satisfechos consigo misma, a pesar de las experiencias positivas, que no alcanzan para eliminar el autorreproche.
  • Por su actitud terminan siendo el chivo expiatorio de un grupo, esto vale tanto para los adultos como para los niños.
  • Siempre renuncian en favor de otros.
  • Siempre se sienten “pecadores” a la espera de castigo.
  • Sin tener conciencia de lo que hacen, sus deseos masoquistas de sacrificio y castigo los hace elegir parejas desconsideradas y agresivas.
  • ­Son capaces de dar amor a otros, pero no a sí mismos.
  • Si se enferman, piden disculpas por ello.
  • Se consideran a sí mismos cobardes.

Frecuentes verbalizaciones:

“Sé que mis padres buscaban una nena y salí varón.”

“Disculpe, yo sé que es culpa mía que mi hijo sea tan inquieto.”

“Esto salió mal porque yo tuve que ver. .”

“Esto me salió bien, pero si me hubiera esforzado más, habría salido mejor.”

“Me remuerde fácilmente la conciencia.”

“Cuando los otros se conducen mal, siempre creo que es por algo que hice o dije yo.”

“Cuando me dicen que quieren hablar conmigo  pienso que es para retarme.”

“Me cuesta recibir regalos. Creo que no me los merezco. .”

“Siempre creo que tengo que trabajar el doble que los demás para justificar mi sueldo.”

“Cuando me enfermo tengo la sensación de tener que disculparme. .”

“Nunca me perdonaré el descuido que tuve. .”

“Disculpe porque voy a pasar delante de usted.”

Puede suceder en algunos casos, que después del desbloqueo que produce Pine sea necesario seguir con Willow o Holly.

estrella-de-belen

Star of Bethlehem, Ornithogalum umbellatum, Leche de gallina

Esta planta, emparentada con la cebolla y el ajo, de 15 a 30 cm de al­tura y alargadas hojas divididas por una raya blanca central, se encuen­tra en bosques y campos- Las flores, verdes por fuera y blancas como la leche por dentro se abren en abril y mayo solo cuando brilla el sol.

Principio:

Star of Bethlehem está relacionada con la capacidad anímica del despertar y la reorientación. En estado Star of Bethlehem nega­tivo, el individuo persiste en un letargo mental y espiritual, en una especie de adormecimiento interior.

Star of Bethlehem ayuda a superar todas las secuelas de shocks  físicos, espirituales o mentales, sin importar que el «trauma psíquico» se haya originado en el momento de nacer, o lo provocara ayer el percance ocurrido al cerrar la puerta del coche y pillarnos un dedo.

Star of Bethlehem es el ingrediente más importante de la combinación que entra en Rescue, pues sintetiza la acción de las otras cuatro esencias florales. Neutraliza los acontecimientos causantes de shock y de este modo hace que enseguida vuelvan a ponerse en marcha los mecanismos de autocuración del cuerpo.

Por shock se entiende toda repercusión energética directa que nuestro sistema energético no puede asimilar y a la que reac­ciona con una distorsión, independientemente que esta distor­sión haya sido registrada en forma consciente por la personalidad o no. En todo caso, todo shock se mantiene en el sistema energético y causa un cierto entumecimiento en su campo de influencia .

Casi todos los individuos sufren en el curso de su vida traumas psíquicos que no pueden superar. Algunos se manifiestan enseguida en el cuerpo físico. Por ejemplo, de la noche a la ma­ñana le rescindieron a una cosmetóloga el contrato de alquiler de su instituto y a partir de ese momento tuvo deficiencias en la au­dición hasta que tomó Star of Bethlehem.

Otros shocks no se manifiestan sino al cabo de meses o años. En esos casos, una enfermedad, como por ejemplo una artritis, no se podrá relacionar con la causa desencadenante sino después de largas exploraciones, si es que se logra.

Las más diversas enfermedades llamadas psicosomáticas tie­nen su causa, como sabemos, en un trauma energético no re­suelto, pues toda personalidad reacciona en forma individual a su deficiencia orgánica específica.

El estado Star of Bethlehem negativo se manifiesta rara vez como un verdadero rasgo caracterológico. Las personas en que se da esto parecen muy delicadas y algo amortiguadas. A menudo, hablan en voz muy baja que se apaga aún más al final de las frases. Se mueven con lentitud y tienen una fina inclinación por las cosas mágicas y místicas. Hay muchas personas así, lo que parece indicar que en las personas de este tipo existe una vieja carga fatal, en la que tuvieron su papel la magia, el abuso de ambición y el consumo de drogas.

El error fundamental en la mente del individuo en estado Star of Bethlehem negativo reside en la negación interior de la personalidad a tener participación activa en la vida.

En lugar de desempeñar en el teatro de la vida el papel que le ha sido conferido bajo la dirección de su Yo Superior, la persona­lidad se aparta de todo lo que no quisiera sentir, «se cierra», se hace el muerto en cierta medida. De este modo, se acumula una falta de asimilación que escorifica interiormente los sistemas su­tiles, a veces hasta los intoxica y hace cada vez más difícil la transmisión de información dentro de los distintos planos ener­géticos. Consecuencia: al menor requerimiento de energía, el sis­tema no da abasto, está como paralizado; se suman cada vez más. dominios parciales pequeños que se correlacionan adecuada­mente.

Bach llamó a Star of Bethlehem «el consuelo del alma y la mitigadora de los dolores».

Star of Bethlehem despierta a la personalidad de su letargo  espiritual y la conduce de nuevo hacia su Yo Superior. Revitaliza ­conexiones energéticas, en especial en el dominio nervioso. Pueden resolverse las recidivas. La personalidad se integra en todos  los planos, se vivifica y puede volver a superar las cargas energéticas normales. Experimenta gran vitalidad, claridad mental y fuerza interior.

En la práctica diaria, Star of Bethlehem se emplea con bas­tante frecuencia ya que en la actualidad casi nadie se libra de tener un trauma que le cause un shock. Cuando la combinación prescrita no da los resultados esperados, habría que  pensar en aplicar Star of Bethlehem junto con Holly y Wild Oat. Tal vez aya en el sistema un shock inconsciente que lo bloquea todo. En este caso, Star of Bethlehem actúa como catalizador.

En el tratamiento concomitante de enfermedades psicosomaticas resistentes a la terapia, Star of Bethlehem logró resultados sorprendentes, especialmente cuando se toma durante periodos prolongados, a veces meses enteros. Con frecuencia, Star of Bethlehem ha tenido una acción compensadora en casos de sensación de tensión en el cuello y trastornos nerviosos de la deglución, o sea en casos de shocks que se han quedado estancados.

En los casos de sordera, ceguera, parálisis o falta  de entendimiento, siempre debiera pensarse en la Star of Bethlehem.

Las personas que a lo largo de su vida han ingerido muchos narcóticos mejoran a menudo con Star of Bethlehem, combinado con  Crab Apple.

Para los recién nacidos se recomienda Star of Bethlehen con Walnut para contrarrestar el shock del nacimiento y la adaptación a una nueva forma de existencia. Algunos terapeutas sugieren agregar esta mezcla al agua del baño.

A veces, Star of Bethlehem ayuda a las mujeres que sufren de hemorragias abundantes en sus períodos menstruales, pues cada menstruación es un pequeño parto y si se quiere, un mini-shock. Las terapias en las que se reelaboran traumas psíquicos, como  por ejemplo, el rebirthing, encuentran una buena ayuda en Star of Bethlehem.

Diferencia esencial entre Honeysuckle y Star of Bethlehem:

 Honeysuckle: Negación inconsciente a aceptar un aconteci­miento pasado.

Star of Bethlehem: Incapacidad de superar una vivencia trau­mática.

Síntomas clave del estado Star of Bethlehem:

Secuelas de shocks físicos, mentales o psíquicos, independientemente de que sean recientes o se hayan producido hace mucho tiempo. «El consuelo del alma y mitigador de los       dolores.»

Síntomas en estado de bloqueo:

  • Desencanto, tristeza, pesar paralizante después de decep­ciones, malas noticias, accidentes u otros sucesos causantes de shock. El suceso puede remontarse a la infancia y ser también inconsciente.
  • Las vivencias afectivas desagradables repercuten por largo tiempo en la persona.
  • En una situación en la que se necesita ser consolado, no se acepta consuelo alguno.
  • Dificultad de superar afectivamente situaciones desagrada­bles pasadas.
  • Posibles síntomas físicos concomitantes: insensibilidad, paso tambaleante, voz velada.
  • Asombro ante el comportamiento desvergonzado de algu­nas personas.

Potencial en estado transformado:

Claridad mental, vitalidad y fuerza interior. Buena capacidad de adaptación del sistema nervioso a las alteraciones energéticas. Capacidad  para reponerse rápidamente.

STAR OF BETHLEHEM (REMEDIO T):  los remedios llamados transitorios o agudos (T) son aquellos que permiten re-armonizar estados mentales negativos que no son rasgos de carácter sino desórdenes transitorios. Es una condición que aparece en determinado momento, de repente, pero no requiere asistencia de emergencia. En estos casos el efecto de la flor, si bien es elegida, se siente en pocas horas, o a lo sumo en pocos días.

Características positivas:

Personas de gran vitalidad, claridad mental, fuerza y paz interior.­ Son honradas y justas y son buscadas por sus buenos consejo

Tranquilos frente a la toma de decisiones, tienen buen discernimiento y armonía interior que se refleja en el exterior.

Son capaces de adaptarse a cualquier cambio de energía con buena capacidad de elaboración de las experiencias vividas. Tienen  facultad de recuperarse rápido y no bloquearse energéticamente.

Características negativas:

  • Para aquellas personas que no pudieron elaborar alguna situación traumática física o emocional, antigua o reciente.
  • Personas que sufren de enfermedades crónicas como artritis, asma, arritmias cardíacas, relacionadas con lo emocional, y noconsiguen modificar el cuadro con tratamiento psicoterapéutico.
  • En enfermedades de la tiroides.
  • En disfonias leves, fallas en la emisión de la voz, anestesia en los sentimientos, inestabilidad o vacilación al caminar, palidez excesiva.
  • Menstruaciones muy copiosas o falta de las mismas.
  • Algún estado que se hubiera manifestado después de alguna operación con anestesia demasiado fuerte.
  • Todo tipo de shocks, desde muy fundamentales hasta haber agarrado un dedo con la puerta.
  • En partos muy dificultosos.
  • Para aquellos que andan por la vida como adormilados, obnubilados interiormente, con movimientos lentificados.
  • Para el recién nacido por el trauma del nacimiento junto con Walnut para facilitar el cambio a una nueva forma de vida. (También se puede poner esta combinación en el agua del baño.).
  • Para personas infelices, tristes, paralizadas por el pesar, desilusionadas, que recibieron malas noticias, que vieron o estuvieron en algún accidente. También para situaciones inconscientes.
  • Indicado en situaciones de preparto, prequirúrgicas y posquirú gicas, dentro del Rescue Remedy o solo.
  • Fundamental en psicosis.
  • En vivencias que incluyen muertes, abortos, pérdidas económi­cas, migraciones.
  • En personas que aun habiendo tenido una pérdida importante no la pueden expresar, no pueden llorar. Esta flor logra desblo­quear este estado y libera la mente de su tristeza.
  • Para tos o carraspera por cosas que se le “atragantaron” a uno.
  • En manifestaciones psicosomáticas relacionadas con situaciones vividas que actuaron como una invasión al yo del sujeto.
  • Cualquier tipo de reacción relacionada con un punto débil de la persona, sea éste debido a una situación antigua o actual.
  • Tiene capacidad relajante cuando hay tensión en la garganta o problemas con la deglución.
  • Personas que aparecen como drogadas o vencidas, que hablan en voz muy baja y no terminan la oración que empezaron, cuyas energías parecen estar en el limite de sus posibilidades.
  • Personas que parecen cerradas a lo que sucede en el exterior, como si estuvieran muertas en vida.
  • Para personas que tienen inclinación hacia la magia y el misti­cismo.
  • Junto con Crab Apple para aquellas personas que han tomado muchos sedantes, a lo largo de su vida.
  • En situaciones de duelo, ayuda a acortar dicho periodo.
  • En los síntomas fóbicos que a veces aparecen después de una situación traumática como accidentes o  muertes, dar primero Star of Bethlehem antes que ninguna otra flor.

Frecuentes verbalizaciones:

“Me sucedió algo que me dejó totalmente sacudido y no puedo digerirlo.”

“Vivencias y sentimientos desagradables me persiguen desde hace tiempo y no puedo olvidarlos.”

“Todavía sueño con mi última operación aunque ya pasaron varios años.”

“La desfachatez de algunas personas me deja mudo.”

“No hay consuelo para mí, aunque no lo exteriorice. No tengo miedo, tengo dolor.”

“Me doy cuenta de que oscilo de un extremo al otro en mi estado de animo y esto me hace tener ataques de nervios cada tanto.”

“El susto se me quedó atragantado aquí en la garganta.”

El efecto de Star of Bethlehem:

  • Va a restaurar los mecanismos de autocuración del cuerpo.
  • “Conforta y consuela las penas y los dolores” (E. Bach).
  • Es un sellador de pérdidas de energía psíquicas porque neutraliza cualquier forma de trauma energético.
  • Limpia el campo, desalojando los estados mentales originados por shock, permitiendo luego indicar otros remedios más ligados á lo caracterológico.
  • Atenúa el impacto de los traumas.
  • Es un integrador de la personalidad.
  • Estructura, organiza, suelda la ruptura del campo energético (por eso se indica en la disociación  psicótica también).
  • En algunas personas produce una sensación de aceleramiento .Si este es el caso, agregar Impatiens.

 Recomendaciones:

  • No son aconsejables en los estados agudos, aunque sí se podrá  tener en cuenta en períodos de recuperación.
  • Drenaje linfático.
  • Terapias en las que se elaboran los traumas energético por ejemplo, el rebirthing (renacimiento).
  • «Cuidar» los riñones.

Frases de programación positiva:

«Libero todos los bloqueos de energía»;

«Todo mi sistema respira»;

«Mi mente está clara y luminosa»;

«Hay en mí comunicación entre todos los planos».

sweet-chesnut

Sweet Chestnut, Castanea sativa, Castaño dulce o castaño común

Crece en bosques abiertos, en suelos esponjosos, moderadamente humedos, y alcanza hasta 20 metros de altura. Los capullos, de intensa  fragancia, no aparecen sino después de brotar las hojas entre   junio y agosto o sea más tarde que en la mayoría de los árboles.

Principio:

Sweet Chestnut está relacionado con el principio de la reden­ción. En estado Sweet Chestnut negativo el individuo ha llegado a un punto en el que está convencido que ya no le queda esperanza alguna de ayuda.

Acerca de Sweet Chestnut Bach escribió: «Es (1a flor) para el estado interior atormentado, en el que parece estar amenazada hasta la propia existencia del alma, para la desesperación sin ali­cientes de aquellos que creen haber llegado al límite de su resis­tencia».

Desde el punto de vista de la intensidad del sufrimiento, Sweet Chestnut es, ciertamente, uno de los estados anímicos negativos más graves, pero exteriormente no siempre se manifiesta tan dramático como se  lo describe más arriba, ya que se desarrolla con frecuencia en planos más profundos y el afectado no tiene conciencia de él.

El estado Sweet Chestnut negativo es el momento en el que la personalidad está completamente sola, por así decirlo, con la espalda contra la  pared  y se siente indefensa  desvalida como un polluelo que se ha caído del nido. Se encuentra entre el cielo y la tierra sin ningún sostén, como el paracaidista que tira infructuosamente de la soga del paracaídas. Lucha sin quejarse y valientemente alimenta esperanzas, pero ha llegado al final y se encuentra con las manos vacías. Ya no hay ayer ni mañana, sino un presente vacío y desesperado. Sabemos que a lo sumo puede ser cuestión de horas, hasta que la gran marea rompa el dique.

El estado Sweet Chestnut negativo es la hora de la verdad, la confrontación más rigurosa de la personalidad consigo misma, ~ tí mismo tiempo su último equivocado intento de cerrarse y de defenderse contra un decisivo cambio interior. Es la noche, sin la cual no puede volver a amanecer.

La intensidad del sufrimiento parece superar la capacidad humana, los limites de la resistencia se prolongan. Esto sucede así para que todas las viejas estructuras de la personalidad pueda abrirse y abandonarse a fin de crear espacio para nuevas dimensiones de conciencia.

El estado Sweet Chestnut siempre preludia decisivos pasos evolutivos, como por ejemplo: la disolución de una sociedad autodestructiva que se ha mantenido durante muchos años. A menudo, este estado, guardián del umbral, se encuentra también a comienzo del verdadero desarrollo espiritual. El hombre experimenta lo que significa estar solo y comprende que únicamente través de este total repliegue en sí mismo, queda expedito el camino a otro plano de la conciencia o hacia Dios. Reconoce que lo quitan todo porque debe  marchar con las manos vacías para poder tomar lo nuevo que viene hacia él; comprende que debe abandonarse por entero para nacer de nuevo.

«Cuanto más grande es la aflicción, más  cerca se está de Dios», reza un pasaje de la Biblia que describe muy bien el efecto de la energía Sweet Chestnut. El estado Sweet Chestnut positivo   el estado de la confianza en Dios a pesar de las contrariedad en son escuchadas las llamadas de auxilio y pueden sucede milagros. Sweet Chestnut ayuda a pasar por las dolorosas fases de transformación sin perderse o quebrantarse.     .

Las personas en estado Sweet Chestnut negativo siempre se empeñan en ocultar su desesperación a quienes las rodean, igual que las Agrimony, y en los momentos de la más profunda depresión jamás concebirían la idea de poner fin a todo como los Cherry Plum.

Por esta razón, no siempre es fácil reconocer en el consultorio al estado Sweet Chestnut. Las expresiones como: «Ya no  se qué decir» o «Verdaderamente ya no sé qué más hacer…» son claros indicios.

Los auténticos caracteres Sweet Chestnut son raros. El desarrollo de estas personas se caracteriza, la mayoría de las veces por sucesos exteriores o vivencias interiores extremas, pero que no siempre son experimentadas por ellas con aflicción, aunque si como si estuvieran al final de todo.

Síntomas clave del estado Sweet Chestnut:

Profunda desesperación. Creen haber llegado al límite de lo que puede soportar un ser humano.

 Potencial en estado transformado:

  • La experiencia de la nada en el umbral hacia nuevos hori­zontes.
  • La persona estaba perdida y vuelve a encontrarse.
  • El ave fénix que resurge (le las cenizas.
  • Reconoce la oportunidad de un cambio decisivo. Comienza la travesía hacia si mismo.
  • Puede volver a crecer  experiencias personales de Dios.

Síntomas en estado de bloqueo:

  • La situación parece desesperada y no se sabe cómo seguir.
  • Se tiene la sensación de haber alcanzado el punto máximo de resistencia.
  • Situación límite: la persona se siente interiormente perdida, en un vacío desvalido y en total aislamiento.
  • Extremo estado anímico de excepción.
  • «La noche tenebrosa del alma.»
  • Parece imposible que un individuo pueda soportar tanto cree que Dios le ha abandonado.
  • Pérdida total de esperanza (un estado más agudo que Gorse) pero sin dejarlo trasuntar.
  • Se sabe que en este momento debe sobrevenir algo esencialmente nuevo.

Recomendaciones para las personas en estado Sweet Chestnut:

  • Creer en el principio de aprender a través del sufrimiento en la idea de la redención.
  • Descanso en lugares muy luminosos y naturales.

Frases de programación positiva:

«Primero tendrá que hacerse de noche, para que amanezca un nuevo día»;

«A través de la noche hacia la luz»;

«Cuando más grande es la aflicción, más cerca está 1a ayuda de Dios»;

«Mi ser interior es indestructible».

SWEET CHESTNUT (REMEDIO T): los remedios llamados transitorios o agudos (T) son aquellos que permiten re-armonizar estados mentales negativos que no son rasgos de carácter sino desórdenes transitorios. Es una condición que aparece en determinado momento, de repente, pero no requiere asistencia de emergencia. En estos casos el efecto de la flor, si bien es elegida, se siente en pocas horas, o a lo sumo en pocos días. 

Características positivas:

Personas que tienen confianza aun en situaciones ele gran adversidad en que sus pedidos de ayuda sean escuchados. Que tienen la posibilidad de atravesar períodos difíciles de transformación profunda, a veces en situaciones sumamente críticas, sin quedar destruidas en ese proceso o perder su identidad.

Para quienes en los momentos de extrema tortura interior ni pierden la fe y son capaces de recibir ayuda.

En estado de desequilibrio:

  • Cuando hay un grado de angustia intolerable, no referida a alguna situación particular.
  • Cuando hay un sentimiento de desazón, desolación, vacío interior o un sentimiento difuso que hace correr el riesgo de descompensación de la personalidad.
  • Cuando hay una sensación de no tener salida  de chocarse con la espalda contra una pared y no poder seguir.
  • Para las personas que sienten que están en el limite de lo que pueden tolerar
  • Por la intensidad del sufrimiento es uno de los estados más negativos, no obstante no piensa en el suicidio como salida (éste sería Cherry Plum).
  • A veces la persona sólo tiene conciencia de estar tremendamente desprotegida y sin posibilidad de ser ayudada, sintiéndose a merced de las circunstancias como si fuera un bebé recién nacido.
  • Sensación de estar en medio de la nada, sin antes, sin después con un presente de desesperación.
  • Estado de emergencia agudo con la sensación de caos y destrucción.
  • Sensación el   stress extremo que da la impresión de quebrarlo uno y sin posibilidad de reaccionar contra eso. No tiene esperanza de poder salir de la situación, pero no lo conversa con los demás.
  • Sensación de tensión cual la cuerda de un violín a punto de romperse.
  • Angustia con depresión, desesperación, desesperanza y extrema exigencia.
  • Angustia de tipo existencial, donde el sujeto se siente muy solo.
  • Personas que se sienten mental y corporalmente en el límite de sus fuerzas y de su resistencia. Ya no pueden más y sólo les que da enfrentar la destrucción -no autodestrucción- y el aniquilamiento.
  • En cuadros psicóticos o neuróticos severos. El sujeto no se refiere a situaciones concretas ni particulares, no llora ni ubica la angustia físicamente, como opresión.
  • Desasosiego. Situaciones en que el sujeto se siente al borde del aniquilamiento en completa soledad, por ejemplo en determina das experiencias místicas.
  • En enfermedades terminales.

Verbalizaciones frecuentes:

“Mi situación no tiene salida. Ya no sé cómo seguir.”

“Estoy totalmente desesperado, ya no aguanto más así.”

Estoy tan angustiado que no puedo más.”

“Estoy con un paredón ante mí y no puedo más que chocar contra él.”

“Yo ya no cuento ni con ayuda ni esperanza para nada.”

“Me siento como suspendido en el vacío a punto de caerme y sin tener de dónde sostenerme.”

“Ahora sí que no sé cómo todo esto va a continuar.”

“Estoy como dentro de un túnel oscuro sin ver nada de luz al final del camino.”

“Se me rompe el corazón, estoy lastimado casi físicamente.”

“Tengo una montaña por detrás y un precipicio por delante, imagínese mi angustia.”

Sweet Chestnut:

  • Este remedio actúa rápidamente y trae bienestar y alivio.
  • En situaciones agudas y extremas actúa como ansiolítico.
  • Da una extraña sensación de compañía, el paciente ya no se siete tan solo.

willow

Willow, Salix vitellina, Sauce

Entre las muchas variedades de sauce, ésta es fácil de reconocer porque en invierno sus ramas se tiñen de un brillante color dorado-anaranjado. Crece en terrenos húmedos y bajos. Las flores masculinas y femenina se desarrollan en árboles distintos.

Principio:

Willow se relaciona con las cualidades anímicas de la propia responsabilidad y de la mentalidad constructiva. En estado Willow  negativo sólo se busca la culpa en el mundo exterior, se piensa a menudo de una manera negativa y destructiva.

En estado Willow negativo se está descontento con el propio destino e interiormente se le guarda rencor por tratarnos tan mal. Tampoco se entiende que otros puedan vivir alegres y despreocupados. Realmente, se toma a mal y se está tentado de echar a perder su buen humor. Todos tenemos días así, en los que no sabemos a qué atenernos. Son la expresión del estado Willow negativo pasajero.

Lamentablemente, este estado puede tornarse crónico y repercutir de manera muy destructiva en las personas y en todo su entorno. Así como una manzana podrida infestará tarde o temprano a las sanas que están en la misma cesta, el individuo en estado Willow negativo crónico causa en su entorno un efecto contagioso como derrotista  y aguafiestas.

En este estado el individuo se siente como un pobre gazapo como víctima de un maligno destino que siempre se ensaña con el. «¿Qué he hecho para merecer esto?», «¿Cómo puede ser tan injusta la vida?», Clama quejumbroso, sin ocurrírsele pasar revista a su propia conducta.

Willow es un estado en el cual el individuo proyecta acentuadamente hacia afuera sus decepciones y su rencor. Como es natural, se desarrolla con mayor frecuencia en personas que ya superaron la mitad de su vida y reconocen inconscientemente cuán pocas ilusiones y esperanzas alimentadas llegaron a materializar.

El antiguo jefe de sección, al que le presentan como gerente a un ex compañero de trabajo, se siente atropellado por él y tratado con menosprecio. «Bueno, como es algo mejor, puede darse el lujo…», rezonga, dejando caer la comisura de los labios y con una expresión de pesadumbre.

Los caracteres Willow negativos se pasan gruñendo y se rodean de un muro invisible de negatividad.

Son capaces de guardar en su corazón durante largos anos su rencor hacia una persona o una situación, sin ponerla jamás sobre la mesa o analizarla abiertamente. Así, la suegra enojada con su nuera porque el joven matrimonio adquirió su propia casa, se muestra cortés con ella, pero subsiste una relación tensa entre ambas. Su secreta venganza, practicada durante años, con­siste en no ser jamás verdaderamente complaciente con la nuera, criticaría en sus diálogos con el hijo, aunque siempre de manera solapada, y rebajaría en su interior. Esta actitud le provoca como reacción regulares ataques de reuma.

Las personas en estado Willow negativo son comparables a un volcán despierto que arroja columnas de humo asfixiante, pero que jamás hace erupción.

Que la nuera ayude a su suegra reumática con las compras, le lave las cortinas, es cosa lógica que no requiere mención ni muestras de agradecimiento, pues los tipos Willow son grandes para exigir, pero no quieren dar nada de si mismos, y a la larga consiguen que todos los que se acercan a ellos amistosamente y con espíritu servicial acaben por cejar poco a poco en sus esfuerzosy retirarse.

De este modo, cada vez están más solos y amargados y poco a poco quedan aislados de la vida. Si en otro tiempo iban a juntar a los bolos con agrado, en el futuro lo harán cada vez  con menos frecuencia porque «el nuevo encargado es muy desatento con ellos». Si antes les gustaba ir al teatro, ahora se quedan en casa «porque las nuevas obras son demasiado superficiales o negativas».

Mírese como se mire, en este estado sólo salta a la vista el lado  negativo de la vida. He aquí una típica exteriorización de un paciente Willow que se encontraba en vías de recuperación: Ya me va mejor, pero estoy lejos de estar tan bien como aparento. Es como si uno mismo quisiera frenarse para no dejar aflorar algún sentimiento positivo.

En estado Willow se es «víctima» y en consecuencia se    apela a la excusa general de no poder asumir responsabilidad alguna por culpa de su destino. La persona afectada se empecina en  señalar con el Indice al mundo exterior y se niega estrictamente a tomar en cuenta o tan sólo ponderar los nexos entre los sucesos exteriores y su propio estado interior.

¿Cuál es el error en el estado Willow negativo? En este caso reside también en la negativa de la personalidad a aceptar la guía de su alma y de su Yo Superior. En estado Willow no se está de acuerdo, sobre todo, con los resultados de la vida, porque se juzga el éxito no por la experiencia interior, sino principalmente   por criterios materiales. Por ejemplo, no poder mantener un bella imagen, no haber recibido el titulo de doctor honoris causa, no haber conseguido la casa en la montaña, ¿no son motivos sufi­cientes para encolerizarse con el propio Yo Superior o el destino? Sin embargo, el rencor y la desilusión no bastan. La personalidad trata de bloquear todos los intentos de guía del Yo Superior me­diante «muros negativos. En lugar de colaborar con él, lo ataca con una resistencia pasiva. De este modo, no sólo se daña a si misma, sino que emponzoña su entorno y así atenta contra la Gran Unidad.

En un pertinaz estado Willow negativo, se debe aprender, como primera medida, a reconocer y aceptar el propio resenti­miento, la propia negatividad, pues en tanto no se cambie de postura con respecto a uno mismo, nada podrá moverse en el ex­terior. En segundo lugar, sería menester reconocer que todo pen­samiento rencoroso es un ladrillo energético más en la construc­ción del muro de negatividad que va oscureciendo el propio sol, pues todo experimento exterior es la consecuencia de una pro­yección mental interior, y cada individuo vive en un mundo ideado y creado por él mismo en algún momento. Quien se siente víctima, tarde o temprano será una víctima.

Donde hay mucha sombra, también hay mucha luz. Para salir de un estado Willow negativo es necesario ejercitarse conscien­temente en concentrar la mente en el lado claro de los aconteci­mientos. El Willow no sólo es considerado símbolo de la tristeza, sino también alegoría de infinito conocimiento e infalible sabidu­ría, porque en cualquier momento se le pueden cortar ramas nuevas.

En estado Willow positivo reconocemos que no somos víctimas, sino arquitectos de nuestro destino y que tenemos infinitas posibilidades intelectuales para construir un futuro positivo. En consecuencia, las personas que han superado su estado Willow negativo irradian fe, serenidad y optimismo, pues ya saben que en la mano de cada uno está ser el forjador de su infortunio o de su  suerte

En el curso de un proceso mental es fácil caer en un estado Willow cuando se toma conciencia de lo negativo, pero la perso­nalidad es aún demasiado débil para integrarlo. Se proyecta el enojo interior sobre uno mismo y sólo después sobre el muro exterior se desarrollan agudos prejuicios y la persona se muestra ­poco cooperativa.

En los enfermos que van de médico en médico, de terapeuta en terapeuta, el estado Willow se da con frecuencia combinado con el estado Vine.

Diferencia de las emociones negativas entre los estados Willow y Holly:

Holly: Persona más activa, franca, vuelca directamente al exterior su rabia, su odio, su desconfianza, etc.

Willow: Más pasiva: los sentimientos negativos están dirigidos hacia el interior y provocan resentimiento y la sensación de ser víctimas. La ira bulle bajo la superficie.

Síntomas clave del estado Willow:

Encono interior, resentimiento, «la víctima del destino».

Síntomas en estado de bloqueo:

  • Se adopta ante la vida una actitud amargada, se guarda rencor al propio destino; el individuo se siente tratado injustamente.
  • No se siente responsable de’ su situación. Atribuye la culpa a las circunstancias o a los demás.
  • Cree que la vida le ha escatimado mucho.
  • Se siente librado a una situación e inerme.
  • «Exige» del destino, pero no está dispuesto a «dar».
  • Acepta cualquier ayuda de los demás como algo lógico, y a la larga esta actitud hace que quienes se muestren servicia­les se aparten de él:
  • Destaca fundamentalmente el lado negativo de las cosas, por esta circunstancia le tienen a menudo por pesimista y aguafiestas.
  • Se considera impotente.
  • Interiormente envidia el mejor destino, la suerte o la salud de los demás.
  • En casos extremos hasta intenta echar a perder el buen humor y el optimismo de los otros.
  • Pensamientos venenosos y taimados debido al encono in­terior.
  • Hierve en callada ira, pero no llega a explotar.
  • Interiormente rehúsa aceptar su propia negatividad y por este motivo nada puede cambiar.
  • Al sanar de una enfermedad admite de mala gana que se  siente mejor

Potencial en estado transformado:

  • Postura básica positiva.
  • Se asume la plena responsabilidad por el propio destino.
  • La persona reconoce y acepta los nexos entre su forma de pensar y los acontecimientos exteriores.
  • Sabe que por la ley «así como es por dentro, así son cosas afuera» puede atraer lo positivo o lo negativo y trabaja conscientemente con este principio.
  • Se convierte de «víctima» en «dueño» de su propio destino.                               ­

Recomendaciones para las personas en estado Willow:

  • Meditar sobre la ley cíe la causa y del efecto, sobre la idea del karma.
  • Buscar actividades que exijan responsabilidad y deparen amor y reconocimiento, como por ejemplo: tratar con niños.
  • Buscar la compañía de personas alegres, libres de preocu­paciones, por ejemplo: ingresar en un coro o un grupo musical­
  • Buscar entretenimientos creativos en los que podamos «ex­presarnos» y tener vivencias de éxito.
  • Practicar sistemas naturales de purga, por ejemplo: ayuno, drenaje linfático.

Frases de programación positiva:

«Tomo mi vida en mis manos positivamente»;

«Pienso, obro y creo cosas positivas»;

«Cada vez reconozco más la ley de causa y efecto en la vida cotidiana»;

WILLOW (REMEDIO C Y T): los remedios llamados transitorios o agudos (T) son aquellos que permiten re-armonizar estados mentales negativos que no son rasgos de carácter sino desórdenes transitorios. Es una condición que aparece en determinado momento, de repente, pero no requiere asistencia de emergencia. En estos casos el efecto de la flor, si bien es elegida, se siente en pocas horas, o a lo sumo en pocos días. Existe también el remedio caracterológico o crónico (C), que es un remedio básico que corresponde a la estructura de carácter de cada individuo. Es para personas que vivieron en esa condición por períodos prolongados. En estos casos siempre hay rasgos de carácter que hay que tomar en cuenta. El tiempo que tarda en modificarse esa estructura depende de la edad y situación de cada persona, y siempre sucederá en fases, nunca abruptamente, y puede durar semanas o meses.

Características positivas:

Personas con pensamiento constructivo y responsabilidad por lo que les ocurre, que pueden tolerar las adversidades y evaluar su participación en ellas en lugar de buscar la culpa en los demás.

Aquellos que en vez de sentirse víctimas, se sienten los arquitectos de su propio destino. Los que son conscientes de que la mente humana tiene innumerables posibilidades de construirse un futuro positivo y promisorio. y sabiendo eso irradian fe, calma y optimismo.

Aspectos negativos:                                                                   

  • Personas amargadas,. rencorosas, que enfrentan la vida con encono, Se sienten como las víctimas del destino.
  • Postura exigente muchas veces mezclada con rasgos masoquista.
  • Pacientes que se quejan detallando sus desgracias, pero no cuestionándose cambiar su manera de pensar.
  • Personas con problemas de tipo reumático u otros dolores intensos.
  • Personas que han pasado por muchas operaciones y/o accidente.’
  • Aquellos que son quejosos. Resentidos, protestones. y por eso son ­aislados por las demás personas.
  • Para los que juzgan la vida en relación con el éxito que les aporta.
  • Personas que andan con cara de enojo permanentemente. Agrio, avinagrados, prejuiciosos. echan la culpa a los demás de su desgracias.
  • En algunos casos se puede observar una mezcla de depresión con rabia.
  • Personas quejosas de malestares estomacales, intestinales, gases.
  • Quienes irradian tristeza, negatividad. Nada les viene bien y tampoco aceptan que algo mejore. Suelen ser los típicos aguafiestas.’
  • Son los que toman sin dar, porque de todas maneras el mundo les debe”.
  • Sumamente criticones pero sin tomar conciencia de ello. Es su actitud frente a la vida.
  • Sienten compasión hacia sí mismos, con quejas, lamentos y mal-humor cuando las cosas van mal. No pueden ver el lado positivo de los sucesos ni perdonar u olvidar.
  • Personas que viven automortificándose y también mortificando a quienes tienen cerca.
  • Por él resentimiento que tienen, no aceptan jamás que sus desgracias personales pueden ser el resultado de sus propias actitu­des y toman a mal la felicidad y el éxito de los demás. Actitud envidiosa y destructiva hacia el mundo.
  • Son sumamente desagradecidos y están convencidos de que es una obligación de los demás hacerles favores.
  • Envidian a los otros por su buena fortuna y se sienten tentados de arruinarles el día.
  • No se Sienten cómodos ni consigo mismos. Se irritan fácilmente. Son difíciles de tratar. pero no son explosivos. Suelen sentirse humillados e insatisfechos.
  • Si es un estado que se prolonga por mucho tiempo puede tener un efecto muy destructor sobre la persona y su entorno.
  • Personas que después de la mitad de la vida se dan cuenta de que han cumplido muy pocos de sus ideales y esperanzas y pro­yectan su resentimiento y desilusión a su alrededor. Rencorosos que buscan revancha, a veces en forma solapada y después de años. Parecen amables pero debajo de esa máscara hay como un volcán en permanente peligro de erupción.
  • Personas que intentan abortar cualquier sentimiento positivo que pudiera aparecer en sus vidas.
  • Niega su negativismo, esto hace que nada pueda cambiar.
  • Son susceptibles, mal humorados, agrios, cara larga.
  • Disfrutan con las discusiones, pero más disfrutan cuando logran amargarle el día a los demás.
  • Sienten lástima de sí mismos y están amargados porque la vida ha sido tan injusta con ellos.

Tomando Willow:

El paciente dirá “Si, tal vez me sienta un poco mejor, pero no tanto como usted pudiera creer’ Por eso es una flor que requiere mucho tiempo para poder modificar el estado negativo

Es importante tener en cuenta que muchas veces el síntoma egosintónico, es decir, que el paciente no tiene conciencia de lo que le pasa. No le molesta.

Frecuentes Verbalizaciones:

“Me parece injusto que la vida me haya privado de tantas cosas”

“La culpa de mi miseria es de los médicos. Para ellos yo soy sólo alguien que puede pagar.

“El destino me jugó una mala pasada, eso me amarga.

“Como yo no me divierto, que no se divierta nadie.”

“¿Por qué a los demás les tiene que ir mejor que a mi? A mí la vida tampoco me regaló nada.”

“Parece que yo atrajera la desgracia.”

“A nadie le importa nada de mí.”

“No sé de qué se puede alegrar uno.

“¿Por qué todo lo negativo a mí y a los demás todo lo bueno?”

“No es culpa mía si las cosas siempre nos salen mal.”

“¿Por qué voy a agradecer? Ya era hora de que me tocara algo a mí.”

“¡Yo no creo merecer esto!”

“¡Qué injusta es la vida!”

“Todo lo que nos pasa es culpa de que en su trabajo a mi marido no le reconocen todo lo que vale.”

crab-apple

Crab Apple, Malus pumila, Manzano silvestre

Probablemente se trate de un manzano cultivado que luego creció silvestre. Presenta copa ancha y ramas terminadas en espolones. Su altura máxima es de 10 metros. Crece en setos vivos, montes y claros del bosque. Las flores, de pétalos acorazonados, son de un color rosa fuerte por fuera, y blancas con un ligero matiz rosado por dentro. Florece en mayo.

Principio:

Crab Apple está relacionado con el mundo del orden, la limpieza, la perfección. Con frecuencia, caen en estado Crab Apple las personas que tienen ideas muy precisas acerca de cómo debiera ser su entorno, su cuerpo y su interior: inmaculados.

Todo lo que se aparta de estas ideas de pureza ideales pero muy personales, los confunde y molesta. Les entristece, a veces les desespera y en casos extremos llegan a aborrecerse a sí mimos. Puede haber sido un pensamiento negativo al que no debieran haberse dejado arrastrar, una enérgica observación que se les escapó en contra de su propia naturaleza interior. Pueden ser tres granitos inofensivos en su rostro lo que tanto les molesta; de buena gana irían a consultar enseguida a un dermatólogo. Pueden ser también los dos centímetros que faltan por empapelar en una habitación lo que no les deja pensar en otra cosa que conseguir enseguida otro rollo de papel para corregir el defecto. En todo caso, el motivo es, la mayoría de las veces, relativamente insignificante en relación con los aspavientos que se hacen por él.

El error de la personalidad reside también aquí, en una falsa perspectiva. De acuerdo con sus propias máximas limitadas, observan cortes por así decirlo, buscándolos con lupa, se fijan y se pierden en el detalle hasta que ya no ven el bosque por detenerse en el árbol. Si pudieran mirar en la otra dirección y abrirse hacia su Yo Superior, hacia principios de orden más elevados, ganarían automáticamente una mayor distancia, verían las cosas en sus proporciones correctas y recuperarían pronto el sosiego.

Esto es más fácil de decir que hacer para los pacientes que re­quieren Crab Apple, pues en su mayoría son más sensibles que el término medio de personas y recogen en los planos más sutiles mucho más de lo que por su constitución pueden tolerar. A me­nudo, esta carga inconsciente les da la sensación de estar sucios o necesitados de limpieza. Cuando no conocen aún recursos métodos mentales de purificación, tratan de librarse de las cosas en el plano corporal. A veces esto puede adquirir formas grotescas: lavarse las manos constantemente o ducharse hasta seis veces al día. Hubo pacientes Crab Apple que ni podían besarse sin usar antes un rociador bucal. En este estado, que en verdad es un ideal de pureza mal entendido, se tiene con much­a frecuencia una relación alterada con respecto a su total corporalidad.

Debido a su extraordinaria sensibilidad, las personas que necesitan a menudo Crab Apple quedan tan impresionadas por una pequeñez que se dedican de lleno a asimilarla interiormente, agotando las energías para considerar problemas mayores. Las amas de casa que tienen la manía de la limpieza presentan, con frecuencia, problemas Crab Apple. Si entran en casa los niños con los pies mojados, se preocupan, en primer lugar, de las manchas que quedarán en la alfombra, y sólo después de haberlas limpiado recapacitarán en algo que es más importante, como es en los pies mojados de sus hijos que podrían ser causa de un resfriado.

El exacerbado deseo interior de pureza convierte a las personas que padecen este estado en seres extraordinariamente temerososrespecto a los insectos, las bacterias, alimentos supuestamente en malas condiciones y ante el peligro de infecciones de todo tipo. Tan pronto aparece en el periódico la primera noticiade una ola de gripe, se apresuran a tomar todas las precauciones para no contarse entre las víctimas.

Esto no es tan infundado como pueden creer personalidades de otro tipo, pues esta gente parece poseer una aptitud especiales para atraer impurezas y energías oscuras provenientes de su entorno. En estado Crab Apple positivo, alguna de estas persona son capaces de transformar las fuerzas oscuras en potenciales curativos. Una experta en el sistema Bach las califica con mucho acierto, de «aspiradoras de polvo espirituales». Un ejemplo superlativo de este avanzado estado Crab Apple positivo es el actual Mahan Tántrico, el maestro del Tantra Yoga blanco capaz de absorber en sus ejercicios de grupo la energía bloqueada de 150 y más personas, al mismo tiempo transformarla en su interior como si fuera un filtro, y luego dejarla fluir nue­vamente al grupo como energía purificada. El maestro  se llama a si mismo con jovialidad garbage picker (recogedor de basura).

Aun cuando esta energía Crab Apple positiva, hiperdimensional, puede, pueda encarnarse sólo en un individuo y en un momento todo el que se encuentre en el estado Crab Apple positivo experimenta un transunto de ella. Reconoce que los desequilibrios exteriores son, en definitiva, sólo el reflejo del desequilibrio interior, y por lo tanto está en su poder restablecer la armonía en exterior a través de la transformación interior. Este conocimiento es el primer paso para la curación.

Crab Apple purifica de las impresiones negativas, por ejemplo, después de un trabajo sucio, después de la larga y penosa  atención a un enfermo. En contraposición a las demás esencias florales, posee a menudo un doble efecto. La purificación se puede operar en el plano espiritual y en el físico.

Por esta razón, Crab Apple ha probado muchas veces su eficacia en el tratamiento concomitante de impurezas de la piel de todo tipo, por supuesto siempre conjugado con otras flores de Bach recomendadas para el carácter. Para uso externo se vierten unas diez gotas del frasco de toma  en una bañera. Cinco gotas son suficientes para sinapismos y compresas.

Algunos terapeutas recomiendan Crab Apple como ayuda en una cura de ayuno, otros para aliviar las secuelas de una borrachera. Algunos lo recetan cuando amenaza un  resfriado   o para   manejar mejor los efectos de una quimioterapia intensiva (antibióticos y narcóticos). En casos aislados con su administración s  se ha conseguido eliminar cálculos biliares.

Algunos terapeutas toman una combinación de Crab Apple y Walnut entre una y otra sesión para mantener lo más reducido posible la influencia del campo energético de los pacientes sobre su propio campo de energía. Conjuntamente con Rescue, Crab  Apple se ha empleado también para tratar plantas invadidas por una plaga o que han sido transplantadas.

Síntomas clave del estado Crab Apple:

Nos sentimos sucios, impuros o infectados, tanto en lo interior como en lo exterior. Obsesión por los detalles. «La flor de la limpieza.»

Síntomas en estado de bloqueo:

  • Obsesión por la limpieza, tanto en el plano psíquico-mental como en el corporal.
  • Una sensibilidad característica por la «higiene espiritual».
  • Llegar a aborrecerse por haber hecho algo que no armoniza con su verdadera naturaleza interior.
  • Necesidad apremiante de lavarse, para librarse de senti­mientos impuros.
  • Sensación de ser pecador, de estar mancillado.· Todo ha de estar siempre impecable.
  • Valorar demasiado los detalles y perder de vista el hilo conductor.
  • La persona se queda estancada en los detalles y se irrita por pequeñeces.
  • Las mujeres se caracterizan por ser amas de casa ejempla­res, con una actitud un tanto pedante.
  • Sensibilidad ante el desorden, tanto en la vida pública como en la privada.
  • Frecuente reticencia a realizar actos físicos relacionados con el cuerpo, como amamantar, besar, etc.
  •  Las erupciones cutáneas, los pies sudorosos, el acné, las verrugas y otras afecciones análogas le hacen sentir asco de sí mismo.
  • Interiormente es alérgica a la suciedad, los insectos, el peli­gro de bacterias, etc.
  • Exagerada necesidad de purificación hasta llegar a desarro­llar la manía por la limpieza.
  • Teme ser víctima de intoxicación por comidas presunta­mente en mal estado o medicinas equivocadas, y de conta­gio por culpa de cuartos de baño con pocas condiciones hi­giénicas y por la contaminación ambiental.
  • En ocasiones, una exagerada necesidad de evacuar.
  • Tiene prisa por librarse de los síntomas menores de una enfermedad, y muestra desilusión cuando esto no sucede.

Recomendaciones para las personas en estado Crab Apple:

  • Aceptar que el ser humano es imperfecto.
  • Procurar dormir lo suficiente y expansionarse en beneficio del sistema nervioso.
  • Realizar ejercicios de yoga y otros para la purificación de las glándulas y armonización del sistema nervioso.
  • Meditación regular.
  • Drenaje linfático.

Frases de programación positiva:

«Las impresiones pasan de largo por mí»;

«Siempre tengo a la vista el hilo conductor»;

«Soy un ser feliz con cualidades individuales»;

«Mi verdadero núcleo está sereno y es inexpugnable».

Potencial en estado transformado:

  • Es generosa y no deja que los detalles le hagan perder la calma.
  • Ve las cosas en su perspectiva correcta.
  • Claro sentido de las relaciones prioritarias.
  • Reconoce lo que no es claro a su alrededor y puede trans­formarlo.

 CRAB APPLE (REMEDIO T): los remedios llamados transitorios o agudos (T) son aquellos que permiten re-armonizar estados mentales negativos que no son rasgos de carácter sino desórdenes transitorios. Es una condición que aparece en determinado momento, de repente, pero no requiere asistencia de emergencia. En estos casos el efecto de la flor, si bien es elegida, se siente en pocas horas, o a lo sumo en pocos días. 

Aspectos positivos:

La personalidad Crab Apple positiva está representada por aquellas personas que pueden captar y procesar en su interior, transformando las energías negativas en positivas. Son aquellas que tienen  capacidad de proyectar su armonía interior al exterior. Esto en un doble nivel: físico y mental o psíquico.

Esta flor esta relacionada con todo lo que concierne al orden, a la pureza y a la perfección.

Son personas que tienen un buen sentido de la proporción. Tienen la capacidad de poder transformar en positivas situaciones no resueltas. Aceptan la imperfección del ser humano.

En estado negativo:

  • Aquellos que no soportan lo que no es perfecto o no cumple con su ideal personal de pureza.
  • Para el síndrome del ama de casa, que primero limpia las manchas de polvo que pudieran haber dejado sus zapatos al entrar en la habitación y luego se da cuenta de que ni siquiera se quito el abrigo, perdiendo de vista todo sentido de la proporción.
  • Aquellos que temen besar por miedo a los microbios.
  • Aquellos que se entristecen, enojan, confunden, desesperan disgustan por la más leve mancha, sea en su cara o en la pintura de la pared y no pueden parar hasta quitarla.
  • Los que reaccionan desmedidamente en relación con alguna imperfección.
  • Para los que se pierden en los detalles sin ver el todo.
  • Para los que no pueden tomar distancia y ver determinadas cosas en su justa proporción.
  • Para los que se sienten sucios, o constipados y vive tomando purgas para “limpiarse”.
  • En aquellos casos de neurosis obsesiva con formaciones reactivas como el repetido lavado de manos, baños o duchas, muchas veces por día.
  • Para quienes temen a los insectos, a las bacterias, tienen aprensión a la comida por si pudiera estar en mal estado o cualquier otro riesgo de infección.
  • Para aquellos que toman excesivas precauciones sí el vecino tiene un resfrío por temor al contagio.
  • En la resaca después de una borrachera ayuda a sentirse mejor, más rápido (tomar en este caso 4 gotas cada 30 minutos).
  • Para aquellos cuyos pensamientos negativos no les permiten ver la realidad de otro color.
  • Para aquellos que no pueden evitar decir malas palabras o palabras ofensivas.
  • Para quienes actúan con egoísmo en relación con los demás.
  • Para quienes tienen pensamientos que consideren impuros, pecaminosos, o que no se perdonan haber actuado en algún momento en contra de sus principios.
  • Para quienes sufren de acné, granos, erupciones cutáneas, manchas en la piel, verrugas, pies sudorosos.
  • En casos de tos de tipo nervioso o crónica. Rinitis crónica. Resfríos, fiebres, infecciones, descomposturas. Intoxicaciones, septicemias, sinusitis o  otro tipo de descarga del cuerpo.
  • Para aquellos que se mortifican, condenan o rechazan a sí mismos.
  • Para los que sienten vergüenza, o temen hacer papelones.
  • Para todo tipo de ideas fijas u obsesivas.
  • En pacientes psicóticos cuyos delirios “ensucian” la mente, Crab Apple ayuda a lograr una mayor adecuación a la realidad.
  • En la hipocondría como parte de una fórmula.
  • En gastritis, uretritis, enteritis, colitis, infecciones, inflamaciones, virosis (uso interno o externo).
  • Para los que sienten asco, repulsión, repugnancia en situaciones no lógicas para esas sensaciones.
  • Para los que no pueden dejar de tener presente todo el tiempo algún defecto físico en sí mismos.
  • Ayuda a eliminar toxinas en personas que hacen ayuno.
  • Como parte de una fórmula para la anorexia nerviosa por la dis­torsión de la imagen corporal.
  • Para quienes se desesperan porque se sienten sucios o porque no pueden cumplir con su  ideal de limpieza, orden y detallismo.
  • En accidentes cerebro-vasculares junto con Elm.

Frecuentes Verbalizaciones:

“Me pongo colorado sí me miran fijo.”

“Me da vergüenza bailar o hablar en público.”

“Se me metió esta idea en la cabeza y no me la puedo sacar.”

“Tengo siempre la sensación como que me tuviera que limpiar de algo sucio,”

“Todo en mi casa tiene que estar limpio y ordenado, sí no, no pue­do salir.”

“Antes de salir me plancho toda la ropa que me voy a poner.”

“Estoy desconforme conmigo misma. Me miro en el espejo y me veo fea, gorda, tonta, con mala apariencia en general.”

“Cuando voy a un restaurante, primero, antes de comer, inspec­ciono la vajilla.”

“Nunca salgo con ropa sin mangas, porque en un brazo tengo un lunar y en el otro una pequeña cicatriz.”

Crab Apple actúa:

A veces mandando al exterior lo “sucio” del interior, entonces puede suceder que por unos días haya un efecto de agravamiento, que sólo es temporal y que es la manera como se va eliminando lo de adentro hacia afuera.

Es la flor de la limpieza, de modo que actúa al estilo de “antibió­tico” del sistema.

elmElm, Ulmus procera, Olmo

Crece en bosques y setos, y las numerosas flores pequeñas en racimo  florecen entre febrero y abril, según como se presente la estación, y abren antes de brotar las hojas.

Principio:

Se relaciona con el principio de la responsabilidad. A diferencia de otras flotes   esta energía se manifiesta la mayoría de las veces en su forma positiva. En la forma negativa se muestra como «los momentos de flaqueza en la vida de 1os fuertes», cuando los individuos de capacidad y responsabilidad superiores al término medio de súbito se sienten tan agotados que tienen la sensación de no estar ya a la altura de las circunstancias.

Por ejemplo, el propietario de un establecimiento de gran éxito, para el que trabajan cuarenta hombres, teme de pronto no poder tomar una simple decisión comercial, lo cual tendrá consecuencias negativas para su personal. La madre, cuya labor con su gran familia es admirada por todos, cree de repente que la confirmación de su hija menor será un acontecimiento superior a sus fuerzas. El alcalde elegido por la mayoría piensa que no está en condiciones de dirimir una disputa interna de partidos y decide renunciar a su cargo, aun cuando sabe que las consecuencias de ese  aso serán catastróficas  para la ciudad.

Este esfuerzo que hace que los afectados perciban sus problemas  con una perspectiva distorsionada, es siempre un estado transitorio, y los que les rodean se sienten muy inseguros a1 ver de pronto tan pequeño y débil a su héroe, a quien creían invencible.

Además de estas aptitudes, las personas típicamente Elm suelen mostrar una tendencia innata al altruismo que las coloca en posiciones de mucha responsabilidad y normalmente les da la fuerza para llevar a cabo sus cometidos. En nuestro tiempo, esto implica, con bastante frecuencia, que se les endosen más y más responsabilidades.

Por suerte, los caracteres Elm se identifican plenamente con sus deberes, pero, por desgracia, a veces olvidan que también son individuos con necesidades personales y que tienen límites físicos. Muy a menudo, la crisis por agotamiento o el estado Elm negativo se presenta cuando una creciente presión profesional coincide con una fase física pasiva condicionada por la constitución de la persona, por ejemplo, al comenzar la menopausia, en fases de biorritmos negativos, etc. Hay momentos en que ya no sirve siquiera ni la motivación más fuerte y el cuerpo exige sus derechos. Esta falta de dinamismo conduce a una pasajera inestabilidad del sentimiento del propio valor.

El error reside en que en esos momentos el hombre se identifica demasiado con su papel social y cree que no le está permitido obedecer las indicaciones de su Yo Superior que lo exhorta a la moderación. Olvida que todo individuo siempre y en primer lugar es responsable de si mismo y que lo inmediato es cumplir as dictados de su alma, y luego enfrentarse con las expectativas que los terceros cifran en su papel.

Por consiguiente, los estados de depresión del tipo Elm pueden interpretarse como «llamadas al orden» para no dejarse llevar por las ideas y las especulaciones de la personalidad hasta el extremo de debilitar el vínculo con el Yo Superior. Por cierto, e1 hombre puede expandir considerablemente los límites de su capacidad, pero no los puede romper en tanto habite en un cuerpo humano.

Los esotéricos ingleses califican con bastante acierto la energía de las flores de Elm como las «sales volátiles psicológicas». Elm da fuerzas a los fuertes en sus momentos de flaqueza, los despierta de sus sueños de impotente insuficiencia y, por decirlo de alguna manera, los vuelve a plantar con ambos pies sobre el suelo de la realidad. Se clasifica así la visión para captar las correctas proporciones del problema y las propias aptitudes. La persona vuelve a saber quién es y que esta vez también saldrá adelante sola, o con la ayuda que le vendrá en el momento oportuno y del lado oportuno.

Síntomas clave del estado Elm:

Sensación pasajera de inseguridad: incapacidad de cumplir sus cometidos y estar a la altura de las circunstancias.

Síntomas en estado de bloqueo:

  • La persona se siente de pronto arrollada por sus deberes.
  • Tiene la impresión de que la responsabilidad amenaza con ahogarla.
  • Tiene la impresión de carecer de la fuerza suficiente para hacer frente a todo lo que debe y quiere hacer.
  • Fases de agotamiento y desaliento en personas de carácter fuerte que han perdido transitoriamente la confianza en sí mismas
  • Sentimientos pasajeros de inseguridad por la extenuación.
  • Duda por un momento de sus capacidades y su aptitud para un determinado cometido.
  • No sabe por dónde empezar.
  • Se deja llevar a una situación en la que se le considera im­prescindible y cree que no puede escapar ya a tanta res­ponsabilidad.
  • Asume tantos cometidos que ya no puede hacerse cargo de nada más.

Potencial en estado transformado:

  • Innata postura altruista.
  • Sigue una vocación interior.
  • Talento superior al término medio, aptitudes firmes.
  • Positiva personalidad rectora.
  • Gran responsabilidad.
  • Seguridad y confianza en si mismo.
  • Persona responsable, en la que se puede confiar.
  • Inconmovible en su convicción de que la ayuda siempre vendrá en el momento oportuno.
  • Está dispuesto a intentar lo imposible cuando se trata de salvar dificultades para los demás.
  • Es capaz de ver los problemas en su verdadera proporción.

Recomendaciones para las personas en estado Elm:

  • Recapacitar que se es un individuo y que también se tienen obligaciones para con uno mismo.
  • En la planificación del trabajo para el futuro, intercalar más fases de descanso y recreo.

 ELM (REMEDIO T): los remedios llamados transitorios o agudos (T) son aquellos que permiten re-armonizar estados mentales negativos que no son rasgos de carácter sino desórdenes transitorios. Es una condición que aparece en determinado momento, de repente, pero no requiere asistencia de emergencia. En estos casos el efecto de la flor, si bien es elegida, se siente en pocas horas, o a lo sumo en pocos días.

Aspectos positivos:

El aspecto positivo del carácter Elm es el de personas muy hábiles, que suelen asumir posiciones de responsabilidad y resuelve situaciones con fuerza, potencia y capacidad.

Tienen los dos pies bien apoyados en la tierra, saben donde pisan, ven los problemas en su adecuada proporción y son conscientes de su propia valía.

Suelen ser lideres positivos y naturales, seguros de sí mismo, confiados y confiables, que asumen sólo las responsabilidades con las que pueden cargar.

Son personas que se preocupan por el bienestar y mejoramiento de otros y poseen el firme conocimiento interior de que pueden ayudar, a pesar de las dificultades que surjan.

Es una energía que habitualmente se muestra en su aspecto positivo, el de la persona responsable, capaz, eficiente e intuitiva.

Generalmente estas personalidades sustentan posiciones de importancia. Pueden ser figuras claves en la industria, empresarios, altos ejecutivos, presidentes, ministros de estado, doctores, maestros, enfermeras, o pueden tener mucha gente a su cargo, así como padres de familia numerosa.

Tienen que tomar decisiones de importancia y saben que tienen la habilidad para hacerlo.

Frecuentes Verbalizaciones:

“Tengo tanto que hacer que no sé por dónde empezar”

“Doy vueltas y vueltas, el tiempo se me pasa y no hice nada de lo mucho que tenía que hacer”

“Me abruma que todos descansen en mí”

“Estoy haciendo más de lo que puedo”

“Si bien siempre he manejado este tipo de situaciones, siento que en este momento me sobrepasan”

“Siento que en este momento hago demasiado y quisiera dejar todo”

“Me cuesta discriminar si soy yo el que me exijo o es la situación a que me exige tanto”

“Me siento abrumado” (también puede ser por un dolor físico).

“No puedo organizar mis ideas” “Estoy como desordenado mentalmente, desorganizado”

“No sé por dónde agarrar primero”

“Me estalla la cabeza”

“Me agoto con sólo ver todo lo que tengo que hacer”

“Sé qúe puedo hacer lo que tengo que hacer muy bien, y soy perfectamente capaz de hacerlo con facilidad, pero en este momento con sólo pensar en las muchas cosas que tengo que tener en cuenta, la cantidad de personas que dependen de mis decisiones, me siento exhausto, sin fuerzas, como si jamás fuera a poder tener las riendas de la situación en mis manos otra vez”

Si Elm ha sido bien indicado:

Uno de los efectos del remedio es que permite que la mente se torne más tranquila para poner cada problema en su justa perspectiva y ser pensado con mayor claridad, racional y metódicamente. De esta manera la personalidad vuelve a adquirir mayor confianza en sí misma que es lo que se había perdido temporalmente.

Alivia los dolores, los hace más tolerables, aunque éstos no desaparezcan.

En su forma negativa:

  • Se revela como “los momentos débiles de los fuertes”, cuando estas personas tan hábiles se hallan tan exhaustas que creen que ya no pueden cumplir más con sus tareas.
  • Para los que aun sabiendo que pueden, sienten en exceso el peso de sus responsabilidades.
  • Por su gran sentido de responsabilidad, el paciente se identifica demasiado con su profesión o sus obligaciones.
  • Para situaciones momentáneas de gran exigencia.
  • Para situaciones transitorias de depresión, cuando la tarea em­prendida se hace demasiado pesada.
  • Personas exhaustas por algún dolor físico difícil de soportar.
  • Personas agobiadas por dolor de muelas, cabeza, ciática, contrac­turas en el cuello.
  • En psicosis para la ideación disgregada que abruma e invade al su­jeto. Elm ayuda a que pueda controlar mejor la afluencia de material psicótico que bombardea su yo.
  • Para los estados de congestión en gripes, resfríos, cansancio.
  • Cuando la persona es invadida de pronto por la sensación de temor a no poder tomar ni una simple decisión más.
  • Cuando teme que las decisiones que tome pueden resultar dañinas.
  • Cuando se tiene la sensación de que ya no se puede hacer frente ni los requerimientos cotidianos.
  • En accidentes cerebro-vasculares.
  • Cuando los problemas comienzan a aparecer con una perspectiva  distorsionada.
  • Para aquellos que se encuentran exhaustos de repente, o en crisis,  debido a las presiones momentáneas de la situación.
  • Para determinados momentos especiales en la vida como, por ejemplo  al comienzo de la menopausia.
  • Para aquellas personas que se ven sobrepasadas por presiones, tanto físicas como ambientalmente, y se sienten débiles de repente con fluctuaciones en su autoestima.
  • En fases de desaliento y agotamiento en personalidades usualmente fuertes, cuya seguridad en sí mismas ha desaparecido temporalmente.
  • Para aquellos que dudan circunstancialmente de su capacidad de poder cumplir con determinada función, que en otro momento era sencilla para ellos.
  • Para los que se hacen cargo de demasiadas cosas y ya no dan más”, pero ése es su rol habitual.

larch

 Larch, Larix decidua, Alerce

Este árbol ralo que alcanza hasta 30 metros de altura, crece con preferencia en las colinas y en los lindes de los bosques. Las flores masculinas y femeninas se desarrollan en un mismo árbol. Se abren al mismo tiempo, y las agujas se ven como diminutos pincelillos “verde claro”

Principio:

Larch está relacionado con la cualidad anímica de la confianza en sí mismo. En estado Larch negativo, de antemano nos sentimos inferiores a otras personas.

El individuo no duda siquiera de las propias aptitudes, ya que está afectivamente convencido de su incapacidad. Como al parecer sabe con certeza que no logrará realizar determinadas cosa tampoco lo intenta seriamente. De este modo se priva de lo más hermoso que la vida le ofrece, es decir, de la posibilidad de aprender a cambiar una y otra vez a través de las nuevas experiencias, y de vivir realmente con toda intensidad. La personalidad no se desarrolla, sino que se empobrece. Como resultado queda un sentimiento de desaliento y una melancolía, experimentados como subliminares.

El error consiste en este caso en que la personalidad se aferra demasiado a experiencias negativas pasadas, en lugar de dejarse guiar con confianza por su Yo Superior, consciente de que 1os éxitos y los fracasos son valiosos en igual medida. Si en la ida de muchas personas se convierte en un problema reconocer sus propios limites, en el estado Larch ocurre exactamente lo contrario. De antemano, aceptan como lógicos determinados limites, aún más los dan por descontado y al cho­car con ellos, cesa toda actividad.

Con frecuencia, los caracteres  Larch dan la impresión  de ser muy «razonables» y justifican con aparente lógica por qué no saben o no quieren realizar determinadas cosas: «A la larga, en mi calidad de mujer no tengo ninguna oportunidad»; «No he cursado el bachillerato como las demás»; «Me gustaría, pero sé ya  que no lo lograré…».

Los fundamentos de estos auténticos complejos de inferioridad se generaron en la mayoría de los casos ya durante la lactancia, si no antes. Con frecuencia, el bebé ya succiona con la leche  materna las posturas negativas de los padres. La expectativa de fracasar actúa, por así decirlo, como un automatismo incorporado que se refuerza con cada nuevo fracaso, y al mismo tiempo provoca más fracasos. Un círculo diabólico.

Igual de fina que la estructura de Larch, es también la del alma de las personas que necesitan Larch con frecuencia y no siempre poseen la fuerza y la resolución para ponerse a la defensiva respecto a estos programas negativos en su interior. Es una pena, porque en su mayoría no sólo están tan capacitados como los otros, sino mucho más.

Un ejemplo típico: la ayudante del jefe de compras de una cadena de almacenes, donde empezó como secretaria, prueba en el curso de los años ser más eficiente y capaz en su actividad que su superior. Al quedar vacante el puesto de jefe de compras en  otra sección, colegas bien intencionados le aconsejan postularse para el cargo, pero ella rehúsa so pretexto de tener sólo la preparación de una secretaria, un argumento que bajo una consideración más realista de su preparación actual carece por completo de fundamento. Al mismo tiempo, cita admirada el caso de una amiga que se atrevió a dar un paso análogo y supo salir adelante. En sus palabras no se percibe envidia (Holly) ni resentimientos  (Willow) sino sólo una modestia que a sus colegas les parece improcedente, una falsa modestia que pretende encubrir su anhelo desconocido del propio desarrollo.

La energía Larch ayuda a liberar las ideas fijas de la personalidad limitadas por ella misma y a desplegar aptitudes desaprovechadas. De alguna manera, de pronto se ven las cosas con mayor agilidad y se consideran otras alternativas. Se toma toma la iniciativa con resignada conciencia de que el resultado puede ser positivo o negativo, no sobrestimándose ninguna de las dos posibilidades. La frase «yo no puedo» es borrada del repertorio. Analizando en adelante las cosas con espíritu crítico, pero con una postura básicamente positiva, se pueden manejar casi toda las situaciones. Se desarrolla un punto de vista muy humano que mantiene al propio yo en el equilibrio correcto.

En la práctica, Larch se emplea tanto como remedio de larga duración como en el tratamiento de trastornos pasajero de la conciencia de sí mismo. Se ha demostrado su eficacia, por ejemplo, ante un examen, en procesos de divorcio en los que   frecuentemente la conciencia de sí mismos de cada miembro  de la pareja ha sufrido un golpe bajo, y en niños que no se estimulan    ante nada y que pretenden que papá y mamá les defiendan.

Algunos terapeutas han recogido buenas experiencias en el trat­amiento de alcohólicos que «beben para olvidar que no son tan eficientes como otros»; también en el tratamiento de trastornos de impotencia, con la típica postura a la expectativa de volver fracasar.

Síntomas clave del estado Larch:

Expectativa de fracaso por falta de confianza en uno mismo, complejo de inferioridad.

Síntomas en estado de bloqueo:

  • De antemano, sentimiento de inferioridad con respecto a otras personas.
  • La persona no se anima a hacer lo que admira en otros. Titubea y es pasiva por falta de confianza en sí misma.
  • Básicamente, espera los fracasos.
  • Está firmemente convencida que no lo podrá lograr y por eso ni siquiera lo intenta.
  • Pretexta enfermedad, para no tener que emprender alguna acción.
  • Falsa modestia por falta de confianza en sí misma.
  • Se siente inútil e impotente.
  • En la escuela, los niños se sienten fracasados.

Potencial en esta o tranformado:                                             

  • Ataca las cosas con un sentido realista.
  • Persevera, aun a pesar de los reveses.
  • Está en condiciones de evaluar las situaciones con frialdad.

Recomendaciones para las personas en estado Larch:

  • Dejar claro que cada cual experimenta lo que piensa.
  • Tener en cuenta que, según el dicho, «en todas partes se cuecen habas»
  •  Buscar nuevas experiencias, personas, entretenimientos para conocer siempre nuevas facetas de la propia personalidad.

Frases de programación positiva:

«Abandono todas las ideas delimitadoras»;

«Puedo hacerlo. Quiero hacerlo. Lo hago»;

«Cada día es un nuevo comienzo»;

«Desarrollo más y más mi personalidad».

LARCH (REMEDIO C Y A VECES T): los remedios llamados transitorios o agudos (T) son aquellos que permiten re-armonizar estados mentales negativos que no son rasgos de carácter sino desórdenes transitorios. Es una condición que aparece en determinado momento, de repente, pero no requiere asistencia de emergencia. En estos casos el efecto de la flor, si bien es elegida, se siente en pocas horas, o a lo sumo en pocos días. Existe también el remedio caracterológico o crónico (C), que es un remedio básico que corresponde a la estructura de carácter de cada individuo. Es para personas que vivieron en esa condición por períodos prolongados. En estos casos siempre hay rasgos de carácter que hay que tomar en cuenta. El tiempo que tarda en modificarse esa estructura depende de la edad y situación de cada persona, y siempre sucederá en fases, nunca abruptamente, y puede durar semanas o meses.

Aspectos positivos:

Personas que se lanzan ala vida arriesgándose si es necesario y que no se descorazonan si los resultados son diferentes de cómo esperaban. Personas que saben que aún si fallan han hecho lo mejor que pudieron y por lo menos lo han intentado. Personas que no saben el significado de “no puedo”

La personalidad Larch enfrenta las cosas con perseverancia y es objetiva tanto con los éxitos como con los fracasos. Goza de un saludable sentido de autoestima, confía en sus valores y se muestra firme para vencer los obstáculos y aprender de ellos.

En qué casos indicar Larch:

  •  Tienen una convicción total con respecto a su inferioridad.
  • Aquellos que se privan de aprender debido a que creen que no van a poder, entonces ni se animan a probar.
  • A los que se autolimitan. Creen que saben menos o pueden menos de lo que realmente es, por lo tanto no se desarrollan más.
  • Dan opiniones que suenan razonables.
  • La idea de fracaso es como una respuesta automática y se refuerza con una nueva dificultad, se crea un círculo vicioso.
  • A quienes les falte fuerza de decisión a pesar de ser tanto o más capaces que otros.
  • Estudiantes antes del examen.
  • Situaciones que ponen a prueba al individuo.
  • Personas demasiado modestas, autolimitadas, inhibidas.
  • Divorcio, donde se pone en jugo la autoestima.
  • Niños con ansiedad de separación.
  • Personas que intentan olvidar a través de las drogas, se creen incapaces
  • En impotencias sexuales, cuando aparece la idea de “para que voy a intentar, si voy a fracasar otra vez”.
  • Complejo de inferioridad, falta de confianza en sí mismo.
  • A los que sienten fracasados, creen que no pueden hacer lo que hacen otros, por eso ni prueban, sin embargo admiran a los demás, y ven el éxito de los otros.
  • A los que prefieren enfermarse antes de enfrentarse.
  • A los que han padecido de una educación familiar muy estricta.
  • En la tartamudez periódica, no en la continua.
  • Niños que fallan en la escuela y se ponen a la sombra de otros, y dejan que estos los desplacen de su lugar.
  • Los que admiran el éxito de otros sin celos, envidias, pero los alaban por lo que fácilmente podrían hacer ellos mismos.
  • Larch para la inseguridad en la acción, Cerato en las ideas.
  • Personalidad fóbica.

Frecuentes Verbalizaciones:

“Sé que nunca voy a tener éxito, así que ni pruebo.”

“No puedo… no sé… “

‘Por las experiencias negativas que tuve en el pasado, no creo que pueda tener éxito en el futuro.’

‘Siendo mujer, de todas maneras tengo menos posibilidades.’

‘Me gustaría intervenir en la mesa redonda, pero sé que me voy a trabar.’”

Todos mis compañeros juegan mejor que yo. “

“Admiro a mi amiga que se animó a aceptar el nuevo empleo que le ofrecieron.’

‘Cuando tengo que dar una clase, primero me tomo una copa para darme coraje.’

‘Me desaliento frente al mínimo error que cometo.’

‘Cuando estoy frente a una mujer siento… “

‘No sé si mi padre no tuvo razón al no dejarme estudiar.’

FLORES DE BACH. GRUPOS DE EMOCIONES: Grupo 5 – Hipersensibilidad al entorno

MEDICINA ORTODOXA, ALTERNATIVA Y COMPLEMENTARIA:

«Medicina ortodoxa es la denominación con la que se ha designado normalmente a la medicina intervencionista y de alta tecnología desarrollada en Occidente. Ésta ha tenido numerosos y espectaculares triunfos. Es el primer tipo de terapia que buscamos cuando algo falla en el funcionamiento de nuestro cuerpo. Pero en muchos casos se limita a tratar los síntomas y no trata de corregir los desequilibrios que puedan haber sido el motivo inicial de que surgiera el problema físico.
La medicina alternativa y la medicina complementaria tratan de encontrar nuevas vías para mantener la salud. De éstas se ha dicho que mantienen un enfoque holístico. Y es que se centran en toda la persona, aparte o además de los síntomas físicos.
Muchas personas emplean los términos «alternativa» y «complementaria» como si fueran equivalentes. Pero hay una diferencia, y reside en la forma en que se aplica la terapia. Los seguidores de la medicina alternativa contemplan esta forma de medicina como opuesta a la ortodoxa. Algunos incluso llegan a aconsejar a sus pacientes que se nieguen a que les visite un médico ortodoxo y a no tomar sus medicamentos.
Por otro lado, las personas que reciben el tratamiento de las flores de bach suelen dejarse llevar por la escuela complementaria, y contemplan otras formas de tratamiento además de la del dr. Bach. Ello se debe a que las flores pueden tomarse de manera conjunta con cualquier otro tipo de tratamiento o recetas médicas, sin que éstos interfieran en aquéllas y viceversa. Ningún profesional registrado de la Fundación Edwarch Bach, por ejemplo, le recomendará que deje de recibie otro tratamiento ni que desoiga los consejos de su médico de cabecera, porque no hay ningún motivo para ello.
En todo caso, aunque la medicina ortodoxa siga tratando los síntomas aislados, ésta no es razón suficiente para no emplearla. El sistema de las flores de Bach no necesita los síntomas físicos para empezar un tratamiento en función de los desequilibrios emocionales, porque no tienen en cuenta aquéllos. En otras palabras: no se pregunte cómo se siente, sino cómo se siente al respecto de cómo se siente …»

Texto extraído del libro: «TALLER DE FLORES DE BACH», de Stefan Ball (Centro Dr. Edward Bach-Inglaterra)

A continuación haremos un desarrollo de las flores que intervienen en este grupo:
walnut

Walnut, Juglans regia, Nogal

Este árbol que alcanza hasta 30 metros de altura, prospera protegido de insectos y huertos. Las numerosas flores masculinas y las femeninas, en menor cantidad, ambas de color verdoso, crecen en un mismo árbol.  Florecen en abril o mayo poco antes o al mismo tiempo de brotar las hojas.

Principio:

Walnut está relacionado con los dictados del alma del nuevo comienzo y de la libertad de espíritu. En estado Walnut; negativo, al individuo le cuesta dar el último paso decisivo por que, consciente o inconscientemente, algunas fibras de su personalidad lo mantienen atrapado en decisiones o problemas de su  pasado.

Así como Walnut era venerado por nuestros antepasados   como el árbol real los antiguos romanos lo dedicaron al dios Júpiter, la esencia floral Walnut ocupa un lugar de preferencias entre las treinta y siete flores de Bach restantes, pues se emplea sobre todo en situaciones especiales de la vida en las que ~ están preparando cambios esenciales. Estas situaciones puede  ser, por ejemplo: abrazar una nueva fe, entrar en una nueva sociedad, cambiar a una actividad completamente distinta, emigración a otro país, etc.

Así como Walnut ayuda en los nuevos comienzos intelectua­les o espirituales, también es eficaz en las grandes fases biológi­cas de transformación, que traen consigo decisivas reorientaciones  liberan  potenciales de energía  como la dentición, embarazo, pubertad, menopausia o en la terminal de la existencia física.

Todas las grandes situaciones de transformación se caracteri­zan por un aumento de estrés y de la inestabilidad interior. En estas fases, en las que «todavía no se está del todo fuera ni del todo dentro», los caracteres estables que de ordinario saben bien lo que quieren se inclinan a la irresolución. Son susceptibles a las insinuaciones de amonestadores y escépticos, revierten a viejos hábitos, se aferran a asociaciones de ideas sentimentales, criterios convencionales o antiguas tradiciones familiares, y de este modo corren el peligro de desviarse de su decisión interior.

En estado Walnut negativo, estamos como sentados en una barca que nos llevará a la otra orilla del río. Ya la divisamos con claridad, pero la barca todavía no ha soltado amarras del todo. Quedan lazos que nos mantienen atados al pasado, como por parte de magia (tal vez un inesperado suceso adverso, una relación social que no nos convenció o quizás hasta una decisión que no conocemos). No falta sino el envión decisivo, la orden de capitán de zarpar.

Bach escribe acerca de Walnut: «Está indicado para todos los que tienen que decidirse a dar un paso adelante, romper con convenciones obsoletas, dejar atrás viejos limites y restricciones y empezar desde cero». Esta despedida de los viejos lazos, ideas y sentimientos siempre es dolorosa y a menudo tiene repercusiones en el estado físico de la persona.

El estado Walnut es, por lo general, transitorio. Lamentablemente, se encuentran muy pocos caracteres Walnut auténticos pero cuando se dan, siempre hay en ellos algo de pioneros, son a menudo paladines de determinados ideales y pensamientos. Sor personas que pisan nuevos horizontes espirituales. Tienen metas de vida bien definidas, tienden a alcanzarlas más bien de ma­nera poco convencional. Sin embargo, su actitud básica abier­ta, la presión de sentirse constantemente extraídas y la natural resistencia de las «masas inertes», puede hacerlas vacilar momentáneamente, sucumbir al dictado de los contemporáneos­convencionales para que retornen y se desvíen de su propio curso.

Podrán cumplir su misión sólo si están espiritualmente libres de toda atadura, por eso deben sacudirse todo lo que pudiera amarrarlas, y Walnut7 les proporcionará la necesaria constancia y apoyo.

Se puede hablar de un defecto de la personalidad en el estado  Walnut negativo en lo que se refiere al pasajero apocamiento que    sufren estas personas y a la reacción retardada de los impulsos de­ su  YO superior. Por cierto, están abiertas a su guía interior, pero todavía se dejan desviar con demasiada facilidad, por la mente en lugar de subordinarse por entero a la guía de su Yo Superior. Todavía se orientan por las ideas de otras personas, en lugar de hacerlo por la misión que les impone la propia alma.

A menudo, las causas se remontan también a otras formas de la existencia; pueden ser lazos kármicos no reconocidos, antiguos. Es interesante la analogía óptica entre la nuez y el cerebro. Según las concepciones actuales las decisiones se toman en la corteza cerebral.

La energía Oak constituye un puente entre estos planos,  de una unión interior entre el acontecimiento fatal delante y de la cortina y ayuda a la definitiva liberación de las sombras y ataduras del pasado.

En estado Walnut positivo, se es totalmente libre interiormente y se puede navegar hacia nuevos horizontes. La persona’ avanza en la realización de los cometidos de su vida, sin la in fluencia de circunstancias externas, y libres de las opiniones de otras personas. El propio Edward Bach fue un ejemplo de este estado Walnut positivo. En los últimos años de su vida, dejó todo  atrás: el reconocimiento de la sociedad, la seguridad económica, as tradiciones de la medicina ortodoxa, todo su pasado profesio­nal, para dedicarse sólo a su vocación interior, en las condicio­nes económicas más precarias y soportando el desdén burlón de sus colegas.

He aquí algunos ejemplos de la práctica diaria en los que  Walnut, puede ser eficaz en etapas de transformación progresiva como siempre combinado con otras esencias florales especificas del carácter. Al entrar en la edad de acogerse a la jubilación- a   ingresar voluntariamente en un hogar   de ancianos, después de un ataque u otras enfermedades, que llevan a un cambio esencia en la situación de vida,  iniciar una actividad en un mundo completamente nuevo, muy diferente al anterior; después de una psicoterapia con la que se ha accedido a partes del todo nuevas de la personalidad, lo que ha llevado a la toma de nuevas decisio­nes interiores; en procesos de divorcio; cuando se ha efectuado de la separación, pero todavía algo nos liga al ex cónyuge cuyos pensamientos negativos todavía nos pueden afectar.

Algunos terapeutas recurren a Walnut para protegerse de la necesidad energética de sus pacientes. Además, se emplean también para la  fijación energética de un tratamiento homeopático de alta potencia y para el tratamiento concomitante de enfermo maníacos. Walnut actúa asimismo como estabilizador en las manipulaciones quiroprácticas de la columna vertebral y trastorno de la dentición.

A continuación se indican las diferencias entre los distinto caracteres tipificados según las flores de Bach, en lo que respecta la posibilidad que se vean influidos desde el exterior:

Centaury: Fácil de influir por debilidad de la propia voluntad.

Cerato: Fácil  influir por desconfiar de su propio discernimiento.

Scleranthuus :     Fácil de influir por falta total de orden mental es arrastrado con brusquedad y sin cesar de aquí para allá.

Wild Oat: Fácil de influir por no tener en claro la idea de su propia meta.

HoneysuckIe:      Fácil de influir, porque la conciencia permanece  más en el pasado.

Clematis:   Fácil de influir porque la conciencia permanece más en mundos de fantasía.

Walnut:    Fácil de influir debido a su acentuada sensibilidad e inestabilidad en importantes etapas de la vida, en las cua­les se debe afrontar un nuevo comienzo.

Inseguridad, facilidad para dejarse influir e indecisión durante la decisivas fases de un nuevo comienzo en la vida «La flor que procura la apertura.»

Síntomas en estado de bloqueo:

  • Tiene una idea clara de la meta a alcanzar en la vida, nor­malmente sabe con precisión  lo que quiere, pero en un momento dado tiene dificultad para permanecer fiel a sí mismos.
  • Por general, la persona reacciona con bastante indepen­dencia, pero a veces deja que las consideraciones familiares, las convenciones sociales, los recuerdos sentimentales o la opinión de escépticos, amonestadores  resten seguridad  a sus decisiones.
  • Ha tomado una decisión de importancia vital, sólo le falta dar el último paso  para concretarla.
  • Se quieren dejar definitivamente atrás todas las restriccio­nes e influencias, pero nunca se logra del todo.
  • Al tener que tomar decisiones vitales, cuesta ignorar la in­fluencia de una personalidad de carácter fuerte: un modelo, un socio, un maestro, etc. Verse obligado a remodelar de nuevo el plan de vida, por un inesperado evento exterior.
  • Se producen decisivos cambios de vida: cambio de activi­dad, divorcio, jubilación, traslado a otra ciudad, ingreso a un hogar de ancianos, etc.
  • Tener que afrontar decisivas fases de transformación bioló­gica: menopausia, embarazo, pubertad, dentición, la etapa final de una enfermedad.
  • No lograr desprenderse de un antiguo hábito, a pesar de las nuevas decisiones tomadas, por causas inexplicables.
  • Tras la disolución de su matrimonio, a pesar de la separación física, sentirse todavía «bajo el hechizo» del ex compa­ñero.

 Potencial en estado transformado:

  • El pionero que sigue fiel a sí mismo.
  • Imperturbable, sigue su meta a pesar de las contrariedades y la opinión de los demás.
  • Afronta lo nuevo abierto y sin inhibiciones
  • Reconoce las leyes que respaldan los cambios.
  • Es inmune a las influencias exteriores y está abierto a la insinuaciones interiores.
  • Puede liberarse definitivamente de la sombra del pasado.

Recomendaciones para las personas en estado Walnut:

  • En períodos de cambios: dormir lo suficiente y alimentarse razonablemente. Evitar los     factores adicionales que pudieran contribuir a la inestabilidad de la personalidad.
  • Meditación sobre el chakra coronario.
  • Contemplación sobre los principios y actos de los grandes maestros, leer el  I Ching.

Frases de programación positiva:

«Sólo obedezco a mi guía interior»;

«Ignoro todas las limitaciones que me apartan de la meta de la vida>>. 

WALNUT (REMEDIO T): los remedios llamados transitorios o agudos (T) son aquellos que permiten re-armonizar estados mentales negativos que no son rasgos de carácter sino desórdenes transitorios. Es una condición que aparece en determinado momento, de repente, pero no requiere asistencia de emergencia. En estos casos el efecto de la flor, si bien es elegida, se siente en pocas horas, o a lo sumo en pocos días. 

Características positivas:

Personas libres de espíritu que se permiten enfilar hacia nuevos horizontes, sin -sentirse afectadas por las opiniones de los demás n i por ningún tipo de circunstancias externas.

EI ejemplo primordial lo dio el Dr. Bach en persona cuando en los últimos años de su vida cortó con lo que ya no le interesaba, dejándose a seguir con lo que consideró su verdadero camino.

Personas abiertas y sin prejuicios hacia todo lo nuevo que no se dejan influir destructivamente.

Personas con fuerza de carácter y buena adaptación tanto fisico como emocional a situaciones de cambio. Suelen ser pioneros  adelantados a otros en la lucha por determinados Ideales o ideas innovadoras.

Aquéllos con metas definidas  generalmente no demasiado convencionales en la manera de concretarías.

Aspectos negativos:

  • Aquellos que son muy sensibles y absorben todo dejándose – influir demasiado por su entorno.
  • Para aquellos que necesitan protección para no desviarse de su propio camino por entrar en el campo de fuerzas de otros. Personalidad “esponja”, hipersensible. vulnerable. sumamente perceptiva.
  • Para aquellos que se “enganchan” con algo o con alguien y n pueden cortarla. Este remedio actúa como tijera.
  • Para aquellos que están atravesando un momento de cambio. por ejemplo: etapa- de control de esfínteres, dentición, pubertad. casamiento, embarazo, separación. viudez.
  • En la menopausia corta con las oleadas de calor típicas de esta  etapa.
  • En cambios de trabajo, mudanzas, migraciones. rupturas de sociedades, jubilación  permite la transición de la situación anterior a una nueva.
  • Para aquellos que creen que alguna fuerza oculta los está mandando.
  • Para aquellos con estados de ánimo muy cambiantes o que son muy influibles en momentos de cambios vitales en su vida.
  • En etapas terminales de la vida, el remedio ayuda al bien vivir al bien  morir.
  • Cualquier situación de cambio importante incrementa inestabilidad interior por más estable que la persona sea normalmente. En ese caso, Walnut ayuda a estabilizarse.
  • Para permitirse ese empujón final para cortar con algo que aún lo está atando a determinada situación que se desea cambiar, que permite progresar, pero que resulta doloroso terminarla.
  • El Dr. Bach llamó a esta flor la “rompehechizos” porque protege de las energías que vienen del exterior, como. por ejemplo. “el mal de ojo”, entre otros.
  • Para todos aquellos que no se pueden desprender de sus som­bras y encadenamientos con el pasado.
  • Para las personas ancianas que se mudan a geriátricos y tienen que dejar sus casas y sus recuerdos.
  • Para personas con ataques de hemiplejía u otras enfermedades ~e implican cambios mayores en su estilo de vida.
  • Para padentes en psicoterapia, cuando se les hicieron accesibles 1 la conciencia nuevos elementos que los llevan a nuevas decisiones­
  • Para terapeutas, para evitar  ser captados por el campo magnético de determinados pacientes.
  • Como estabilizante en tratamientos quiroprácticos de columna. En tratamientos odontológicos.
  • Para personas que por lo general saben exactamente lo que quie­ren, pero se encuentran vacilantes en alguna situación nueva. Para todos los que entran en un mundo diferente de aquel al que estaban acostumbrados.
  • Para personas que no pueden sustraerse a la influencia de una personalidad dominante a la hora de tomar decisiones sobre su propia vida. (Padres, parejas. socios, maestros, amigos, etcétera.)
  • Cuando determinado evento Inesperado fuerza a re-pensar la cosmovisión de uno.
  • Según M. Scheffer, para pilotos y azafatas que por su trabajo cambian permanentemente de hemisferios.
  • En situaciones de duelo, para poder cortar con el muerto.
  • Para casos de simbiosis o pegoteemos extremos entre dos personas: parejas, madre-hija, etcétera. Para levantar represiones.
  • Corta con situaciones de dependencia, de temor a los cambios.
  • En las etapas evolutivas beneficia tanto a los niños como a las madres.
  • Protege del malhumor de otros o de ataques envidiosos de los de­más hacia los logros de uno.
  • Ayuda a cortar con ataques de asma (como parte de una fórmula) En tratamientos de adicciones, a la nicotina en fumadores, a l~’ comida en obesos, a la droga en drogadictos, al alcohol en alco­hólicos. (Junto con Crab Apple para desintoxicar, el Walnut corta ­con la dependencia.)  –

Frecuentes verbalizaciones:

“Siento como algo cambiado, distinto. dentro de mí, pero todavía ­no me doy cuenta de qué es

“Si bien yo ahora estoy divorciada, aún me siento atada a mi re­lación anterior.”

“Ya tomé la decisión, pero todavía no la puedo ejecutar.

“Yo pienso en forma más evolucionada que mi familia, pero siempre me dejo convencer por ellos en vez de serme fiel a mi mismo

“Estoy pensando en un cambio radical en mi vida. Sé lo que quiero pero no puedo terminar de decidirme a hacerlo.”

“Me pone mal escuchar radio o ver televisión, con todas las malas noticias que hay hoy en día.”

Tomando Walnut:

Actúa sobre la independencia y el deseo de autonomía.

Permite que surja la natural seguridad en sí mismo y la fuerte carga energética para convertir las ambiciones en realidad.

centaury

Centaury, Centaurium umbellatum, Centaura

Tallo recto que alcanza entre 5 y 35 cm de altura. Crece en campos secos, al borde de los caminos o en lugares yermos. Las pequeñas flores rosadas, muy enhiestas, están insertadas en la punta de las ramas. Florecen entre junio y agosto y sólo se abren cuando reina buen tiempo.

Principio:

Centaury está relacionada con la capacidad anímica de la autodeterminación y la propia realización. En el estado Centaury negativo queda interrumpida la relación con la propia voluntad.

A los niños con acentuados rasgos Centaury a menudo se le consideran simples, de buena voluntad, obedientes y complacientes. En ellos fructifica el elogio y la censura. No causan problemas a sus padres, salvo tal vez por la circunstancia de que se dejan llevar fácilmente por sus compañeros y porque incomprensiblemente a veces son objeto de palizas. Cuando son adultos son proclives a caer bajo la influencia de una personalidad más fuerte, que aprovecha su innata servicialidad para propósito egoístas. La hija mayor que no se casa porque durante largos años cuida con abnegación y sacrificio a su madre aquejada de gota, es un caso Centaury evidente, como también el hijo quehu biera querido ser maestro, pero renuncia a su vocación para encargarse de la empresa constructora de su padre, pues a juicio de este, el negocio tiene que quedar en la familia. De la generación de nuestros abuelos conocemos también a la pálida y diligente criada Centaury, que renuncio por completo a hacer su propia vida en favor de sus señores, o al viejo factótum de la empresa que no es más que una réplica del señor director en su manera de pensar, hablar y gesticular. También la joven cónyuge que lee en los ojos de su esposo, un consentido hijito de mamá, cual­quier deseo para satisfacerlo en una manifestación de amor mal entendido, y someter, como una esclava, sus propias necesidades a sus caprichos.

A menudo, las personas en estado Centaury alegan con un res­ignado encogerse de hombros: «Si, no puedo negarme a una pet­ición suya», o «simplemente, no puedo decir no». A veces, los que están afuera deben observar con meneos de cabeza cómo el tipo Centaury se degrada a si mismo a la condición de felpudo síquico.

Por cierto, las personas que padecen el estado Centaury se quejan más a menudo de fatiga y extenuación porque en su servic­ialidad le exigen demasiado a sus propias fuerzas. Ahora bien, su condición no les hace sufrir ya que no ven su alcance; tam­poco advierten que con tanto espiritu de servicio para con los demás están dejando de cumplir su propio cometido en la vida. El motivo de su servicialidad no es más que el anhelo, muy hu­mano, de reconocimiento y confirmación.

En el estado Centaury negativo las magnas virtudes de querer ayudar y la entrega a una misión están distorsionadas negativa­mente. Esta confusión hace que el individuo se subordine como un niño- menor de edad, sin albedrío, a otra persona y a sus debi­lidades humanas, en lugar de servir a través de la propia alma a principios más elevados.

Antes de poder servir a estos principios elevados, debemos desarrollar la propia individualidad y personalidad hasta que se convierta en un instrumento del alma.

Para ello también debemos saber que la personalidad sólo se edifica, se mantiene sólida y resguardada a través de la propia voluntad. En consecuencia, eso que en la mayoría de otros esta­dos negativos del alma es demasiado intenso, la delimitación de la personalidad, en el estado Centaurv negativo es demasiado débil.

Algunos terapeutas califican a la persona Centaury como a la más sensitiva de los treinta y ocho estados animicos. Las personas en las que afloran aptitudes psíquico-mediales, al principio caen con frecuencia en un estado Centaury negativo. Reina en­tonces el desequilibrio, ya que las aptitudes psíquicas se desarrol­lan sólo de pasada y de manera más acentuada que la voluntad.

En este estado el hombre es en extremo sensible, en particular respecto a las energías no armónicas. Es fácil restarle seguridad, perturbarlo y lesionarlo. A menudo enferma sin razón aparente y no se percata que se encuentra en esta situación.

En el estado Centaury negativo -sobre todo cuando por añadidura se une al estado Walnut negativo- la persona se convierte fácilmente en víctima de influencias intelectuales más fuertes, y es absorbida por los «llamados» maestros iluminados. En el caso extremo se somete, apática, a leyes aparentemente necesarias y a rituales de grupo, corriendo el peligro de perder por com­pleto la personalidad y desperdiciar una oportunidad única de desarrollo.

La energía Centaury ayuda a restablecer el contacto perdido con la propia voluntad, a reunir y estabilizar los potenciales energéticos en la personalidad. Después de la primera toma de Centaury  una  persona sensitiva describió una  poderosa sensa­ción. Experimentó que la mitad derecha e izquierds del cuerpo se centraba y robustecía en el plexo solar y se concentraba en el chakra de la tiroides.

En estado Centaury positivo, un individuo puede aprovechar realmente sus grandes virtudes de abnegación y servicio. De acuerdo con sus propias leyes puede servir a una buena causa, pero también reconocer los momentos destructivos en los que cabe decir no. Puede integrarse muy bien a los grupos, «partici­par plenamente» sin tener que renunciar a su propia personali­dad. Así, poco a poco, puede transformarse por propia voluntad en el instrumento por el que fluyen las fuerzas divinas para bien de misiones más grandes.

Mediante el diálogo debiera hacerse entender a los pacientes en estado Centaury negativo que no siempre ayudan realmente a los demás cuando cumplen sus deseos sin previa selección, sino todo lo contrario, retardan de este modo el proceso de aprendi­zaje de ambos. No en vano dice el refrán: «El pícaro da más de la que tiene».

Una pregunta interesante es: ¿En qué medida el estado Centaury negativo no es también «un refugiarse en los demás» para eludir el propio proceso de hacerse adulto, que entre otras cosa, consiste en aprender a distinguir y decidir?

Cuando después de una prolongada enfermedad la voluntad se ha tornado demasiado débil para hacer algo en su favor, Centaury brinda nueva vitalidad al espíritu y al cuerpo.

Delimitación de la influencia en los estados Clematis, Centaury, Cerato  y Walnut:

Clematis:   Se puede influir en él porque no tiene interés por los acontecimientos del presente y su pensamiento está en otro lugar.

Centaury:   Se puede influir en él porque su postura es demamsiado abierta y la propia voluntad demasiado débil.

Cerato:  Se puede influir en él, porque no confía en su propio juicio. La intuición fracasa.

Walnut:  Se puede influir en él en una fase de la transformación porque la nueva posición espiritual todavía no ha llegado a estar lo suficientemente consolidada.

Recomendaciones para las personas en estado Centaury:

  • Preguntarse antes de toda decisión: «¿Qué quiero en realidad?».
  • A cada petición que formulen los demás, preguntarse «¿Cuáles son sus verdaderos motivos?».
  • Proteger mentalmente el plexo solar, por ejemplo: imaginar que nos colocamos un cinturón de luz blanca. La hebilla del cinturón consiste en un circulo con una cruz y descansa exactamente sobre el plexo solar.

Frases de programación positiva:

«Soy el único responsable de mi propia evolución»

«Mi cometido lo encuentro sólo en mi»

«Distingo cada vez con más claridad y precisión»

«Cuido mi personalidad y abogo por mis necesidades».

Sintomas claves  del estado Centaury:

Debilidad de la propia voluntad, reacción exagerada ante los de­eos de los demás, la bondad es fácilmente explotada, no puede decir no.

Sintomas de estado de bloqueo:

  • Dificultad para imponerse.
  • Pasividad, pérdida de voluntad, facilidad de ser influido.
  • Voluntariedad, servicialidad hasta la sumisión.
  • La persona reacciona ante  a los deseos de los demás que  a los propios.
  • Presiente enseguida lo que otros esperan de ella y no puede evitar complacerles.
  • Se deja llevar equivocadamente por el deseo de caer bien a los demás; y en casos extremos llega hasta la abnegación.
  • Se convierte en esclavo más que en ayudante.
  • Se halla bajo el yugo o la férula de otra personalidad egoísta: progenitores, cónyuge, superiores, etc.
  • Se deja persuadir fácilmente para hacer algo que en realidad no desea.
  • La propia bondad es explotada sin esfuerzo.
  • A menudo es para los demás la cenicienta o un felpudo anímico.
  • Tiene poco orgullo e inconscientemente deja que otros dicten lo que debe hacer.
  • Adopta inconscientemente los ademanes, formulaciones y opiniones de una personalidad más fuerte.
  • Se ve fatigado, pálido, macilento.
  • No defiende sus propios intereses.
  • A menudo da más de lo que tiene.
  • Corre el peligro de no cumplir su propio cometido en la vida.
  • Los niños se rigen en gran medida por el elogio y la censura.

Potencial en estado transformado:

  • Sabe cuando decir si, pero también sabe decir no en el momento oportuno.
  • Se integra bien en grupos u organismos análogos, pero conservando siempre su identidad.
  • Sirve discreta y sabiamente según la propia finalidad interior.
  • Puede consagrar su propia vida a sus verdaderos cometidos.

 CENTAURY (REMEDIO T Y C): los remedios llamados transitorios o agudos (T) son aquellos que permiten re-armonizar estados mentales negativos que no son rasgos de carácter sino desórdenes transitorios. Es una condición que aparece en determinado momento, de repente, pero no requiere asistencia de emergencia. En estos casos el efecto de la flor, si bien es elegida, se siente en pocas horas, o a lo sumo en pocos días. Existe también el remedio caracterológico o crónico (C), que es un remedio básico que corresponde a la estructura de carácter de cada individuo. Es para personas que vivieron en esa condición por períodos prolongados. En estos casos siempre hay rasgos de carácter que hay que tomar en cuenta. El tiempo que tarda en modificarse esa estructura depende de la edad y situación de cada persona, y siempre sucederá en fases, nunca abruptamente, y puede durar semanas o meses.

En su aspecto positivo:

  • Son personas con especiales cualidades de bondad, comprensión y buen carácter.
  •  Agradables, tiernos y sensibles al máximo.
  • Tienen gran capacidad de servicio, inclinándose hacia las buenas causas, pudiendo discernir entre lo positivo y lo negativo, diciendo que no a esto último si lo consideran destructivo.
  • Se integran bien a grupos, participando sin perder su propia identidad.
  • Pueden decir que sí, pero tambien que no cuando es necesario.
  • Poseen gran capacidad de dar. Son calmos, tranquilos, eficientes y discretos. Capaces de reconocer sus propias necesidades sin dar espalda a las necesidades de los demás.

En su aspecto negativo:

  • Se someten a los demás por su gran necesidad de ser querido.
  • Dan a otros olvidándose de sí mismos, con fuerte espíritu de sacrificio.
  • Frecuentemente se encuentran cansados porque ponen sus energías al servicio de complacer a los demás.
  • Suelen aparecer desvitalizados, ya que por su voluntad débil  no pueden decir que no.
  • Son personas de apariencia pálida, endeble, sobrecargada, débil.
  • Ponen poco interés en su propia vida. Poco amor propio. No suelen emitir opiniones, considerando que las que valen son las de los otros.
  • Buscan estar al lado de personas fuertes y para no perderlas se someten a ellas. Suelen ser serviles y esclavizarse estableciendo vinculos tipo amo-esclavo.
  • Para aquellos enamoramientos de tipo adolescente. Para personalidades tipo “felpudo”. según palabras de Chancellor.
  •  Son fácilmente influibles, hipersensibles, apegados a convenciones.
  • Se encuentran sometidos a emociones qué les impiden pensar decidir.
  • Se ve en niños que no traen problemas a sus padres pero que son fácilmente aprovechados por sus pares. A veces como chivos expiatorios en la escuela.
  • De grandes, son fácilmente influibles por otros más fuertes, que van aaprovecharse de suinnata naturaleza servicial con propósitos egoistas
  • Se mimetizan, adoptando los gestos de los demás.
  • Se anticipan a los deseos de otros.
  • Se sienten inseguros, lastimados y desconcertados con facilidad.
  • La persona Centaury, al revés de lo que serían las personalidades en desequilibrio de las otras flores, es demasiado débil en cuanto a la delimitación o definición de su personalidad.
  • Se enferman de repente sin saber que es por su situación parti­cular. Es como que tampoco pueden decir que no a la enfermedad. Por eso es valioso dar Centaury en pacientes psicosomáticos.
  • Dan más de lo que realmente tienen, terminando por quedar ex­haustos.
  • Son fácilmente manipulados y dominados por personalidades de tipo Vine, Chicory y Heather.

Cambios que surgen si el remedio estuvo bien indicado:

  • Cuando una persona ha quedado demasiado debilitada después una enfermedad prolongada, Centaury le devolverá la vitalidad tanto mental como fisicamente.
  • Acceden a la posibilidad de seguir manteniéndose ámables pero firmes en sus decisiones.
  • Aprenden a no ser serviles hacia nadie. A reconocer la necesidad genuina cuando aparece y dicernir cuando es necesario decir que no.
  • Se suele observar que a veces las personalidades Centaury se resisten a modificarse, castigándose a sí mismas con la aparición de culpa.
  • Frecuentemente las personas cercanas a una personalidad de tipoCentaury no soportan los cambios que se van produciendo e intentan que deje de tomar el remedio, ya que cuando empiezan a desometerse resulta incómodo y a veces conflictivo para los demás.

Suelen decir:

  • “Sus deseos son órdenes para mí.”
  • “Me dicen que soy demasiado bueno.”
  • “Me convencen con facilidad aunque no quiera verdaderamente.’
  • “No tengo tiempo para mí porque tengo que hacer lo que me pidieron.”
  • “Vuelvo tarde de la oficina porque tengo que terminar el trabajo que mis compañeros me pidieron que haga.”
  • “Cuido a mi madre, por eso no puedo salir como hacen otras chicas.”
  • “Simplemente no puedo decir que no, me resulta imposible ne­garme a lo que me piden.”

 

+++Ilex aquifolium - c./Goya, 103, 12.4.13 19.19h

Holly, Ilex aquifolium, Acebo

En general es un arbusto, pero también los hay arbóreos. Sus hojas son perennes, verdinegras y muy brillantes, con pequeñas drupas de color escarlata. Prospera en bosques y en los lindes de los zarzales. Las flores masculinas y femeninas son blancas, de suave fragancia, que por lo común  crecen en plantas diferentes.

Principio:

En inglés su nombre es parónimo de holly, santo, y en los países anglosajones sus ramas decorativas adornan las mesas navideña como símbolo de renacimiento de la conciencia de Cristo de nuestro corazón. Esto no es una casualidad. La esencia de flores de Holly representa el principio del amor divino universal que mantiene a este mundo y es infinitamente más grande que la razón humana. Este amor o suprema cualidad energética, a través de la cual y en la cual vivimos, es como la fronda para un árbol, nuestro verdadero elixir de la vida, el mayor poder curativo, la fuerza impelente más intensa, la eterna verdad, la conciencia de la unidad, lo positivo en sí. Por esta razón, en el abanico de las treinta y ocho flores de Bach, el Holly ocupa un lugar preponderante donde esta intensa fuerza del amor no puede ser aceptada, se trueca en lo contrario: la negación, la separación y el odio. Esta es la causa más profunda de los demás sucesos negativos de la vida. Cada uno de los que vivimos en esta Tierra, tarde o temprano, consciente o inconscientemente, tiene que entenderse en su vida con este tema central de la humanidad.

Se vive en la corriente del amor o «en estado de gra­cia», el corazón esta abierto y todos los hombres son nuestros hermanos, pero si el amor nos abandona, nuestro corazón se en­durece y nos sentimos dolorosamente aislados, incomunicados, separados de todo. Sin embargo, como el anhelo de este amor está programado dentro de cada una de nuestras células, en es­tado Holly negativo luchamos interiormente por nuestra existencia. Cuando viene al mundo, todo ser quisiera dar amor y entre­gar amor. Si esto le es negado, experimenta una inconcebible decepción y comienza a deslindarse y a defenderse de aquello en lo que imagina no tener participación.

Debido a que el amor es una fuerza tan poderosa, su lado oscuro se manifiesta también en poderosos e intensos sentimientos: celos, venganza, odio, envidia, rivalidad, gozo con el mal ajeno. Estos sentimientos, de los que ningún individuo de esta Tierra puede estar totalmente exento, se manifiestan notoriamente o bien transcurren más en el plano inconsciente. Entonces pueden convertirse en el fundamento emocional sobre el cual se originan enfermedades.

Por esta razón, es tan importante que se conozcan y reconoz­can por parte de cada individuo estos sentimientos humanos en extremo negativos, pues son el espejo de las necesidades más intimas. Indican lo que no se tiene pero agradaría tener y de este modo brindan la posibilidad de esforzarse convenientemente por lograrlo.

La envidia, por ejemplo, es un sentimiento que no sólo está muy difundido en la vida económica, sino también en los llamados círculos espirituales. Se mira de soslayo para ver en qué medida ha avanzado el otro, si ya se encuentra en un «peldaño más elevado». Como en los seres humanos el anhelo de amor y desenvolvimiento por el camino espiritual es particularmente  grande, estos sentimientos negativos deben manifestarse por fuerza hasta que no se dé realmente el paso para superar la sepa­ración del alma y entrar en la unidad y hayamos encontrado a Dios en nuestro propio corazón.

Los celos enfermizos, que buscan con afán lo que causa sufrimiento, son el ejemplo clásico y traído del ansia de amor en condiciones negativas. Un hombre interiormente aislado y apart­ado del amor, pero que de pronto ha encontrado a otro ser hacia e1 cual puede dirigir su ansia de amor, se ve constantemente en peligro de volver a perder este amor, que por no conocerlo él mismo, tampoco lo puede irradiar. En lugar de eso esparce su inseguridad y sus miedos y, por ello, encuentra sufrimiento.

No sólo los celosos deben reconocer que ningún amor que vea su meta únicamente en otro ser humano, puede hallar a la larga su realización, si al mismo tiempo y en primera línea no busca su meta en la unidad divina.

En lo que se refiere al fenómeno de los celos, debiéramos distinguir entre la forma patológica y la forma normal, por así decir la última siempre existirá transitoriamente en una relación amorosa, pues donde son activados los supremos sentimientos del amor, se activa al mismo tiempo el polo opuesto para dar el impulso a un nuevo paso evolutivo.

Deberíamos proceder con perspicacia cuando alguien dice que es tan tolerante que no conoce los celos. La probabilidad de que se trate de un hombre clarividente y sabio es muy exigua. Más bien cabría sospechar que este individuo es tan apático interiormente que ya no tiene posibilidad de sufrir y de amar.

Visto de este modo, siempre es motivo de alegría cuando parece Holly en el diagnóstico, pues indica que el hombre, posee en este punto central un potencial capaz de evolucionar aun, que está ávido de amor y también podrá dar amor.

Edward Bach dice: «Holly nos protege de todo lo que no es amor. Holly abre el corazón y nos comunica con el amor digno». Empezamos a intuir de dónde venimos, adónde pertenecemos y que todos somos hijos del amor. Holly nos ayuda a vivir siempre en el estado del amor, en ese estado de la belleza, la solemnidad y la realización en el que somos un corazón y un alma con el mundo y podernos conocer y reconocer todo en el orden natural dado por Dios; en el que podemos alegrarnos sin envidia del éxito del otro, aunque nosotros mismos estemos en dificultades.

La cualidad del alma de Holly es el gran estado ideal humano  que aspiramos en tanto vivimos en la Tierra.

«Pues intuir y amar al Dios de la belleza y de la bondad aun  en lo feo y lo malo y en supremo amor, anhelar curarlo de su fealdad y su maldad, esto es  verdadera virtud y moral» (Sri Aurobindo).

En la práctica, el estado   Holly negativo no suele presentarse a menudo, tan exagerado. En un país en el que durante generaciones fue de buen tono no hablar sobre los propios sentimientos, casi no podemos esperar otra cosa. Por este motivo, debemos tratar de sondear en el otro un estado Holly negativo través del diagnóstico del diálogo. Las personas que están en camino espiritual necesitan Holly con más frecuencia de lo   quisiéramos creer. En la fase terminal de las enfermedades incurables Holly puede brindar benéfica ayuda.

Desde el punto de vista del diagnóstico, Holly, junto a Wild Oat desempeña una función de apertura y clarificación. Cuando las esencias florales prescritas no dan el resultado esperado o se duda acerca de cual de los muchos estados anímicos negativo identificables predomina, debería empezarse a optar por Holly o Wild Oat. Por el primero, cuando el individuo es activo e impetuoso. Por la segunda, cuando es del tipo más pasivo y callado

Algunas experiencias cotidianas realizadas con Holly: cuando nace el segundo hijo, el primogénito suele, a menudo, genera celos en forma de mal humor, caprichos, etc. En estos casos Holly es muy efectivo. También en el caso de los perros que   pronto se encuentran con un bebé en la familia.

A veces, es necesario distinguir Holly de Chicory:

Holly: Representa el dictado más elevado del amor. Los sentimientos son más dolorosos, pueden relacionarse no sólo con seres humanos sino también con ideas.

Chicory: Representa un aspecto parcial del amor, el del dar y tomar. Prima la postura posesiva, exigente respecto a la otra persona.

Síntomas clave del estado Holly:

Celos, desconfianza, odio y envidia en todos los planos.

Síntomas en estado de bloqueo:

  • El corazón está empecinado.
  • Se está insatisfecho, la persona se siente desdichada, frustrada, pero no siempre sabe por qué.
  • Envidia y odio.
  • Celos, desconfianza, venganza.
  • Se alegra del  mal ajeno.
  • Teme ser embaucada.
  • Desacuerdos; se queja de los demás.
  • Cree adivinar algo negativo detrás de muchas cosas.
  • Sospecha con facilidad de los demás.
  • Con frecuencia se siente mortificada u ofendida.
  • Interiormente, rebaja a los demás.
  • Ira, enojo, cólera; en los niños, repentinos accesos de m humor, violentos y hasta contundentes.

Potencial en estado  transformado:

  • Vive en armonía interior e irradia amor.
  • Profunda comprensión para con el mundo afectivo hu­mano.
  • Se alegra de los logros y éxitos de los demás, aun cuando a ella no le vaya bien.
  • Tiene sentido del orden del mundo y es capaz de recono­cer a cada uno en el lugar que le corresponde por dere­cho.

Recomendaciones para las personas en estado Holly:

  • Ejercicios de yoga que armonicen el corazón.
  • Trabajo en grupo de las formas más diversas.
  • Enamorarse.

Frases de programación positiva:

«Amo y soy amado»;

«Tengo parte en el todo»

­«Abro mi corazón»;

«Siento que estoy unido a todo».

HOLLY (REMEDIO T): los remedios llamados transitorios o agudos (T) son aquellos que permiten re-armonizar estados mentales negativos que no son rasgos de carácter sino desórdenes transitorios. Es una condición que aparece en determinado momento, de repente, pero no requiere asistencia de emergencia. En estos casos el efecto de la flor, si bien es elegida, se siente en pocas horas, o a lo sumo en pocos días. 

Aspectos positivos:

Gran capacidad de dar y recibir amor.

Personas que se alegran de los éxitos de los demás aun teniendo problemas propios.

Personas que poseen gran comprensión para 1as emociones humanas en  profundidad.

Llamado el remedio del amor universal, así es la personalidad Holly en su estado positivo. Es la corporización del principio divino todo abarcativo del amor, que nos nutre y nos trasciende (según M. Scheffer).

Este amor,  esta cualidad máxima de la energía, a través de la  y en la cual todos vivimos, es nuestro verdadero elixir de vida, el mayor poder de curación y la mayor fuerza de motivación y de unión.

Yendo por la corriente del amor, nuestro corazón se abre y todos hermanamos.

Holly como catalizador:

Cuando no ha habido respuesta a otros remedios indicados  o la cantidad de flores es demasiado alta Holly actúa como catalizador.

Después de 15 días de tomarlo solo, aparece con claridad la fórmula adecuada (en el caso de personas activas). Si se  trata de personas del tipo más pasivo, el catalizador deberá ser WildOat.

Cuando la personalidad Holly se encuentra en desequilibrio aparece:

  • Envidia, desconfianza, ira, odio y celos hacia los demás.
  • Arrebatos de cólera. Peleas de todo tipo: conyugales, de trabajo, etcétera.
  • Las personas se muestran con sentimientos fuertes, temperamento violento. Muy comprometidas con sus sentimientos negativos, que generalmente son expresados con enojo.
  • Tendencia a enfermedades de tipo inflamatorio o afecciones cutáneas dolorosas.
  • En anorexias  por la desconfianza desplazada a la comida.
  • En psicosis con síntomas paranoides (persecutorios). En paranoias.
  • Bloqueo en la posibilidad de expresar amor.
  • Para los que se quejan siempre de los demás.
  • Para aquellos que estando en el camino de lo espiritual desea poder amar al prójimo sin restricciones.
  • Para aquellos que sufren de alguna enfermedad crónica en su tramo terminal.
  • Para aquellos que se sienten lastimados, heridos u ofendidos con facilidad y frecuentemente.
  • Para aquellos demasiado sensibles a los desaires  sean éstos reales o imaginarios.
  • En NIÑOSque tienen frecuentes ataques de cólera o caprichos.
  • En NIÑOS con celos por el nacimiento de un hermanito.
  • Se puede dar en perros que reaccionan mal cuando nace un bebe en la familia.
  • Como antídoto para el odio, o para las personas a las que  se le enfrió el corazón, o para aquellas que parece que no tuviera conciencia.
  • En pacientes psicosomáticos para eliminar la autoagresión.
  • En personas con mucha tensión por el odio contenido.
  • En personas que sufren de hipertensión, si corresponde a su personalidad.
  • Para los que destrozan o rompen.

 Verbalizaciones  frecuentes:

”Si me desilusionan  mi estado de ánimo positivo enseguida se transforma en lo contrario.”

“Cuando me  hacen algo malo no paro hasta vengarme”.

“Si me ofenden puedo volverme furioso”.

“Siento cómo me voy poniendo agresivo interiormente.”

“Mis amigos me dicen que no sea tan desconfiado  pero no 1o puedo evitar.”

“No sé por qué, pero siento que me aíslan en los grupos.”

“Me mata la envidia cuando veo lo que otros consiguieron en la vida. “

“Me dicen que tengo una piedra en vez de corazón.”

”No sé por qué, pero estoy descontento, frustrado.”

”Me gusta preguntar a una segunda persona lo que me  dijo la primera. Es mejor reasegurarse. “

“¿Qué habrá querido decir con ese comentarlo?”

“A mí cuñado le va bien porque tiene a sus suegros que lo ayudan.”

Dando Holly:

La persona se relaja. Si es usado como catalizador  surgen claramente los remedios que necesita. Permite la expresión del amor.

agrimony

 Agrimony, agrimonia

Para las personas alegres, joviales y de buen humor, que aman la paz y se afligen por las discusiones y para evitarlas consienten renunciar a muchas cosas. Aunque generalmente tienen problemas y están atormentadas, preocupadas e inquietas en la mente o en el cuerpo, ocultan sus preocupaciones detrás de su buen humor y de sus bromas y son consideradas muy buenos amigos para frecuentar. A menudo toman alcohol o drogas para estimularse y ayudarse a soportar alegremente sus aflicciones.

PALABRA CLAVE: TORTURA MENTAL ESCONDIDA BAJO UNA FAZ SONRIENTE. ANSIEDAD

Características emocionales de la flor:

Agrimony está representada por el arquetipo de “la máscara” .Este complejo psíquico recuerda a los actores de tragedias griegas que para dramatizar su papel utilizaban diferentes máscaras. Estas máscaras ocultan y revelan al mismo tiempo. Y es así como Agrimony puede expresarse, escondiéndose tras la fachada inauténtica.

Características psicológicas:

Si solo se pudiera utilizar una palabra para definir la actitud que acompaña este estado, dicha palabra sería: máscara. Agrimony lleva una máscara externa de alegría, jovialidad y optimismo, dando una imagen de despreocupación. Estas características se suelen acompañar de histrionismo, por lo que Agrimony es muy apreciado en la vida social. Su carácter inquieto, bromista y enormemente social lo hacen el animador, el que da ambiente a reuniones y fiestas. Se lo ha comparado al arquetipo del payaso: el que ríe por fuera… y llora por dentro.

El drama de Agrimony radica en que cuando se encuentra solo ante si mismo, la máscara se desvanece y aflora la otra cara, la interior, la verdadera. Agrimony es un ser atormentado interiormente por angustias y temores de todo tipo. Es muy ansioso y sufre por ello. Por eso siempre huye de la soledad y de sí mismo rodeándose de personas y actividades que lo mantienen distraído. Hay una tendencia clara al escapismo, lo que muchas veces está representado por el consumo excesivo de alcohol, tabaco, comida en exceso, drogas prohibidas, etc. Ante la enfermedad, el continuo enmascaramiento de Agrimony lo lleva a minimizar los síntomas y a desdramatizar la situación, lo que nos puede desorientar bastante a la hora de establecer un diagnóstico. Hay que pensar siempre en la doble cara de Agrimony: buen humor exterior (el lema es sonreír siempre y la expresión “aquí no pasa nada” y una gran preocupación interior censurada. En el trato, Agrimony siempre busca la armonía, por lo que es proverbial la facilidad con la que transige ante la menor sombra de confrontación. Es posible que haya un gran sentimiento de inferioridad. Agrimony ansía verdaderamente la paz, aunque solo sea la exterior, la que no puede encontrar en su interior. Se considera a Agrimony influenciable por los demás, pero este hecho no está dado en este caso por una debilidad de carácter, sino por lo amoldable que resulta en su búsqueda de armonía y paz. El conflicto surge porque esta personalidad cultiva la negación. Niega y oculta una parte importante de su YO: la que considera negativa. En resumen se trata a toda costa de evitar el “lado negativo de la vida”. Esto lo llevará a una verdadera dificultad en la integración de experiencias. Este grave error, esta no aceptación, motivan el que no haya una buena comunicación entre Ser Superior/Personalidad, por lo que ésta no puede beneficiarse del programa de aquél. La personalidad, en consecuencia tan limitada, actúa bajo unas determinadas máximas o premisas que invariablemente conducen al sujeto a la superficialidad y hacia lo material. Recordemos que Agrimony tiende a positivizar en exceso. Sin embargo, al menos en un nivel inconsciente, Agrimony aspira aun estado ideal, en el sentido más espiritual del término. Al no poder hallarlo en su interior lo suele buscar en el exterior a través de adicciones diversas. El perfil del niño Agrimony es muy característico: niños que lloran poco; olvidan prontamente sus penas y sus enfados; no suelen comunicar sus miedos y problemas.

Tendencias psicosomáticas:

El desasosiego interior: de Agrimony puede reflejarse en todo tipo de síntomas. Uno muy característico es la opresión torácica, o bien la sensación de nudo angustioso en la garganta o el corazón. En este estado crónico es fácil observar somatizaciones, como úlceras, cefaleas tensionales, asma, etc. Hay una tendencia considerable a las adicciones y la obesidad. Agrimony ha sido definido como el ansiolítico del sistema floral. Se debe pensar en este remedio, siempre que haya cualquier tipo de situación que pueda suponer una tortura física o psíquica, y naturalmente, cuando haya un componente ansioso. Podemos encontrarnos, en primeras visitas, pacientes que niegan que les pase nada, o que realizan una ocultación de sus problemas. Si no podemos romper la barrera externa, deberíamos tratar con Agrimony y esperar unos días para interrogar al paciente. Normalmente, hay un cambio de actitud que nos permite trabajar con la emoción que estaba censurada.

Características espirituales:

Mente atormentada que le dificulta la práctica de las técnicas de meditación, concentración, etc. Tendencia a suprimir las experiencias negativas en el plano espiritual. Su mente tiende a positivar en exceso sin permitir la unidad con el Ser Superior. Les cuesta mucho asumir situaciones en que deben admitir la existencia de lo que para ellos aparece como negativo. No acaban de encontrar el punto de “control y abandono” necesarios para toda realización espiritual.

REMEDIO para quienes esconden el sufrimiento tras una apariencia indiferente y feliz. Angustia que puede llevar a las adiciones. Tortura interna y ansiedad que la persona se niega a reconocer. La depresión que suele presentarse a los pocos días, marca el comienzo de la curación.

Aspecto Positivo:

La toma de Agrimony trae calma para aquellos que sufren ansiedad y angustia, pero sobre todo ayuda a integrar y aprender de las experiencias, a menudo penosas, que de otro modo serían retenidas y censuradas en el fondo de nuestro ser, mientras se intenta actuar en la superficie de la vida. Trae profundidad y discernimiento, pero sobre todo aceptación de las diferentes cualidades y expresiones de nuestra vida emocional, permitiendo abordar nuestro mundo interno sin miedo y enseñarlo a los otros ya nosotros mismos tal como es. La toma de Agrimony da una visión más trascendente de la vida, ya que al aceptamos tal como somos, los problemas cotidianos se redimensionan en nuestro interior, se relativizan y dejan de torturarnos y generarnos ansiedad.

FLORES DE BACH. GRUPOS DE EMOCIONES: Grupo 4 – Soledad

LOS MÉTODOS DEL SOL Y EBULLICIÓN:

El Dr. Bach preparó las flores que escogió con dos métodos muy sencillos. El método del Sol consistía en tomar las flores de las plantas seleccionadas y dejarlas flotar en un cuenco lleno de agua y a pleno sol durante tres horas. El método de ebullición, que solía utilizar para las plantas más duras y carnosas como Aspen (Álamo temblón), Willow (Sauce) y Elm (Olmo), consistía en colocar las flores, los tallos y las ramas finas en una cacerola y hervirlo todo junto durante media hora.
Los encargados de la Institución Dr. Bach, Mount Vernon, siguen empleando estos dos métodos tan simples hoy en día. El agua así preparada se mezcla con una proporción 50/50 de brandy para hacer la tintura base. En cada botellita de flores que se vende en las tiendas hay aproximadamente dos tercios de una gota de tintura base (diluida en más brandy).

Texto extraído del libro: «TALLER DE FLORES DE BACH», de Stefan Ball (Centro Dr. Edward Bach-Inglaterra)

 
A continuación haremos un desarrollo de las flores que intervienen en este grupo:
 
WATER VIOLET

Water Violet, Hottonia palustris, Violeta de agua

Pertenece a la familia de las primuláceas; florece en mayo y junio en aguas de lento fluir, estanques o zanjas. Las flores, de un color lila y suave, amarillas en el centro, se disponen en espiral alrededor del tallo sin hojas. Éstas, que tienen forma de pluma, permanecen bajo la superficie del agua.

Principio:

Water Violet se relaciona con las cualidades anímicas de la humildad y la sabiduría. En estado Water Violet negativo, el individuo no se comporta tan sabiamente como podría hacerlo, ya que aísla en su reservado orgullo.

Water Violet es un estado energético ampliamente transformado. En su mayoría, los rasgos negativos de este estado aparecen combinados en el potencial Water Violet positivo como fenómenos temporales de descarrilamiento, por así decirlo.

La forma externa de la planta reproduce muy bien su energía ‘esencial interior: delicada, pero enhiesta; mientras que la parte que le da estabilidad -las hojas, muy divididas- permanece bajo agua.

Las personas con acentuados rasgos Water Violet por lo general  dominan bien su personalidad altamente desarrollada. Su presencia es de una superioridad nada impertinente y de serena majestad. A los ojos de su entorno, esto le confiere una aureola de inaccesibilidad e intangibilidad. Las personas del tipo Water   son distintas. Se mueven con graciosa dignidad por un recinto como un gato siames de pura raza  siguen su propio camino sin ser influidas. A la vista de ellas, quién no habrá pensado  alguna vez involuntariamente: «iMe gustaría ser así!». Sin embargo, a pesar de su disponibilidad e individualismo por encima del  término medio, los caracteres Water Violet también tiene sus problemas particulares.

Un ejemplo claro es la muy admirada profesora de yoga, descendiente de una antigua familia de militares: a pesar de su majestuosidad y superioridad, a veces se siente aislada de su prójimo. En esas ocasiones no le resulta fácil bajar del pedestal interior en el que la colocaron sus alumnos y avanzar hacia ello con naturalidad. Dado que no es propio en ella una desbordante afabilidad afectiva, ya que su simpatía fluye más bien de las fuentes  espirituales, a veces no sabe hasta dónde puede avanzar interiormente, y ante la duda se mantiene a distancia. Aun cuando los otros les resulta difícil atravesar su muro de resonancia absolutamente personal, siempre buscan el consejo de las personas del tipo Water Violet, y con bastante frecuencia éstas se convierten en sumideros espirituales.

Sin embargo, cuando se les hace insoportable tolerar a personas de índole diametralmente opuesta, puede ocurrir de repente que los caracteres Water Violet se percaten, con un meneo interior de cabeza, que al parecer son en verdad algo especial, e incurren en su vicio hereditario del orgullo y la arrogancia y s retraigan bajo su caparazón de tortuga. Allí nadie les molestará. Así como por principio ellos no se inmiscuyen en los asuntos de los demás, rechazan también toda intromisión de terceros, aun cuando estén enfermos. Prefieren resolver sus problemas por sí mismos. Aunque se encuentren solos, quieren mantener en lo posible su postura, por lo que bloquean mucha energía, lo que a la larga puede llevar a tensiones y rigidez en el torso, la nuca y las articulaciones.

Las personas con acentuados rasgos Water Violet son muy apreciadas como jefes, no sólo por su manera concienzuda de trabajar sino, sobre todo, por su capacidad de convertirse en algo así como una tranquila y objetiva roca en el rompeolas de las emociones de los colaboradores. Casi siempre están por encima de todo, pero prefieren trabajar y actuar con tiento y sosegada  mente desde un segundo plano. Lo único que les cuesta es tomar decisiones duras, pues siempre tienen en su campo visual la situación de todos los implicados. A diferencia de un jefe Vine, el jefe Water Violet nunca obligará a hacer algo a un subalterno. Pero si a la larga éste no le satisface, se apartará de él interiormente.

Cuando en estado Water Violet negativo se persiste durante demasiado tiempo en permanecer bajo un caparazón espiritual  la persona no se hace ningún bien, ya que se aísla del intercambio vivo de energía sin el cual no puede vivir siquiera el más soberano de los hombres. La personalidad se torna más y más rígida en relación con su entorno y consigo misma. En este momento se aparta erróneamente de la conducción de su Yo Superior y se niega a reconocer que su superioridad y el ser  especial es a la vez su obligación.

En lugar de deslindarse en su naturaleza diferente respecto otros individuos la personalidad Water Violet debiera transmitir sus valores a otras personas a través del intercambio energético, consciente o inconsciente, y en virtud de su superioridad constituirse en un modelo que inspire.

Esta ejemplaridad es un rasgo sobresaliente en los individuos en estado Water positivo. Estas personas son  para su en­torno una isla de sosiego de paz y de confianza. Caminan por vida con amable gracia y dignidad interior.

A menudo, los maestros y las personas dedicadas al cuidado de la salud son del tipo Water Violet. Cuando un terapeuta experimenta la sensación pasajera de no estar ya en contacto con pacientes o la repentina necesidad de apartarse por entero del mundo, debería recurrir a Water Violet.

En un caso interesante se le formó a una persona, simbólicamente, un eccema en la mano derecha. Esta es la mano con la que nos relacionamos con el mundo que nos rodea.

Síntomas clave del estado Water Violet:                                

Estados pasajeros de reserva interior, orgulloso  distanciamiento, sentimiento de superioridad y aislamiento.

Potencial en estado transformado:

  • Amable, suave, de prudente reserva.
  • Independiente interiormente, equilibrado, más bien tranquilo.
  • Hábil, competente, a menudo superior a los demás.
  • Buena conciencia de sí mismo, sabe quién es.
  • Se entiende bien consigo mismo, le gusta estar solo.
  • En general, tiene buen dominio de su vida.
  • Se mueve silenciosamente, con gracia y sin importunar.
  • A menudo habla en voz baja, amable y persuasiva.
  • Postura tolerante: «Vive y deja vivir».
  • Nunca interviene, aun cuando vea las cosas de manera totalmente distinta.
  • La mayoría de las veces está por encima de todo,  la roca que aflora del mar».
  • La persona trabaja como soberana y a conciencia, con preferencia en un segundo plano.
  • Es un ejemplo para otros de persona equilibrada e interior mente independiente.
  • Obra con humildad, amor y sabiduría.
  • Es capaz de crear a su alrededor una atmósfera de paz y confianza y tranquilidad.
  • Va por la vida con gracia y dignidad interior.

Recomendaciones para las personas en estado Water Violet

  • Ejercitarse para adoptar una postura muy consciente con respecto al Yo Superior de cada persona que se relacione con nosotros.
  • Dedicarse a actividades extralaborales ligadas a la tierra.

 Frases de programación positiva:

«Tengo parte, tomo parte»;

«Necesito al mundo y el mundo me necesita»;

«Me mantengo abierto»;

«Obro con amor, humildad y sabiduría».

Síntomas en  estado de bloqueo:

Casi siempre se presentan en relación con el potencial transfor­mado:

  • La persona se siente en ocasiones aislada, «excluida» a raíz de su superioridad.
  • Actúa de manera altanera u orgullosa.
  • No tolera que otros se inmiscuyan en sus asuntos.
  • Arregla todo por si misma y no molesta a nadie con sus di­ficultades.
  • Al mantenerse interiormente a distancia, los demás la con­sideran un ser engreído, presuntuoso o arrogante.
  • Dificultad de acercarse a las personas con naturalidad y por su propia iniciativa.
  • Quiere descender del pedestal interior, pero ignora la manera de hacerlo.
  • En ocasiones, no sabe hasta dónde avanzar en una situa­ción, y ante la duda se impone cierta reserva.
  • Le gusta retraerse: «Mi hogar es mi castillo».
  • A los demás les cuesta traspasar su límite de resonancia y entrar en un contacto realmente personal con ellos.
  • Elude las polémicas conducidas con emoción porque ago­tan.
  • Ser solicitados como consejeros y a menudo convertirse en «sumideros espirituales».
  • No lograr relajarse bien.
  • El individuo rara vez llora, se esfuerza por conservar su postura interior.

WATER VIOLET (REMEDIO C):  el remedio caracterológico o crónico (C),  es un remedio básico que corresponde a la estructura de carácter de cada individuo. Es para personas que vivieron en esa condición por períodos prolongados. En estos casos siempre hay rasgos de carácter que hay que tomar en cuenta. El tiempo que tarda en modificarse esa estructura depende de la edad y situación de cada persona, y siempre sucederá en fases, nunca abruptamente, y puede durar semanas o meses.

Características positivas:

Las personalidades Water Violet poseen las cualidades de humildad, amor y sabiduría. Suelen ser  elegantes, sin miedo. Presentan una imagen de discreción, modestia y calma soberana.

Prefieren las cosas tranquilas y por eso se mantienen reservados. Son felices estando solos porque poseen paz interior y serenidad. Cargan en silencio con sus dificultades y cuando se encuentran en­fermos prefieren que no los perturben.

Suelen ser altruistas y están siempre disponibles para prestar servicios a la humanidad sin hacer ostentación de ello. Son respe­tuosos de los demás en el sentido de entender que cada uno tiene derecho a desarrollarse a su propio ritmo y encontrar su propio ca­mino.

Despliega dignidad, serenidad, aplomo, sosiego e influencia tranquilizadora sobre su entorno. Son un bálsamo de paz, calma y confianza para quienes los rodean, dándoles fuerza y coraje.

Tienen claro que ellos necesitan tanto al mundo como el mundo los necesita a ellos.

Son excelentes en cualquier emergencia, manteniéndose calmos y muy capaces.

Suele haber maestros y personas que trabajan en el área de la salud entre los tipos Water Violet. Son muy buscados para dar consejos.­

Cuando sus emociones están bloqueadas:

  • Personas que no se comportan tan sabiamente como podrían manteniéndose apartadas con una reserva orgullosa.
  • Para los que aparentan ser inabordables e inalcanzables para los demás
  • Para quienes se repliegan dentro de una caparazón, como refugio donde se sienten seguros de no ser molestados.
  • Aquellos que nunca se meten en los asuntos de los otros y tampoco dan lugar a que los demás interfieran en los suyos. Aun cuando lo necesiten. Prefieren arreglárselas solos, tomando distancia de su entorno.
  • Para aquellos que por su inflexibilidad y tensión, tanto física como mental, sufren de enfermedades de tipo reumático, problemas e las rodillas, dolores y rigidez en la columna, en las articulaciones. También suelen verse eczemas en las manos en este tipo de personalidades.
  • Personalidades como“retenidas”, sin angustia. que no se da cuenta de su aislamiento (egosintonia).)
  • Sujetos suaves, tranquilos, nada ruidosos, hablan poco y suavemente. Son independientes, capaces, confían en sí mismos. No buscan dominar a otros. Sufren de insomnio por no poder aflojar la tensión. Muestran un retraimiento interno con apariencia aristocrática.
  • Aquellos que dan la impresión de mantener la compostura pase lo que pase.
  • Se muestran orgullosos, elitistas, tipo “caballero inglés”. Esa es la apariencia que dan porque ponen mucha distancia en lo afectivo. ‘Tienen poca carga afectiva.
  • Pueden ser desdeñosos, superiores y condescendientes con los demás pero actuando con gran aplomo.
  • Dan la sensación de que viven en una torre de marfil, centrados en sí mismos.
  • Temen al compromiso y prefieren manejarse independientemente y en forma individualista.
  • No permiten que nadie interfiera en sus vidas y tampoco se meten en la vida de los demás.
  • A diferencia de Vine un jefe Water Violet jamás va a forzar a un empleado a hacer algo, pero sí no cumple con sus expectativas se va a alejar de él  ignorándolo.
  • Pocas veces llora y en el esfuerzo por controlarse ponen rígido el labio superior.
  • Les cuesta dirigirse fácilmente   los demás. Se mantienen silenciosos en las conversaciones cuando hay un grupo de personas se arreglan solos y no cargan a los demás con sus preocupaciones.
  • A los otros les cuesta atravesar esa barrera interpuesta para hacer un contacto más personal.
  • A veces sienten que hacen cosas demasiado importantes como para “descender” a lo cotidiano.
  • Personas con poco compromiso emocional con sus congéneres. Como si los demás fueran inferiores.
  • Nunca van a decir la opinión que les’ merecen los demás, se la reservan.
  • Según B. Espeche Water Violet es, efectivo en enfermedades de los huesos y de la sangre por el profundo repliegue interior y la dificultad de expresarse que tienen estas personas.
  • Para los que sienten que temporariamente no pueden contactarse bien con sus pacientes o alumnos, o que necesitan alejarse de la gente.

Frecuentes Verbalizaciones:

A veces me siento aislado de los demás.”

Siento que logro que mis alumnos me pongan en un pedestal del cual luego me cuesta descender para conectarme mejor con ellos.

‘Prefiero mantenerme reservado. No me gusta demasiado esa cos­a amiguismo tan cercano.

‘Cuando me piden un consejo, prefiero mantenerme a cierta distancia.”

‘Me dicen que ando con una coraza a cuestas. Yo no lo siento.

‘Mi esposa se queja de que yo me la paso trabajando y estudiado y no la ayudo en nada con los chicos.”

‘Soy de hablar poco, también con mi familia.”

‘Mi entretenimiento favorito es jugar al ajedrez.”

‘Casi siempre trato de arreglármelas solo en vez de pedir ayuda

‘Me dicen que soy arrogante, pero en realidad soy retraída.”

‘Me cuesta relacionarme, sin perturbarme, con los demás.”

‘Me dicen que soy diplomático cuando tengo que decir la opinón. ­que me merecen los demás. La verdad es que me cuesta mucho decirla.”

‘Está mal que lo diga, pero me siento superior a muchos de le que conozco.

‘Yo no me meto en la vida de nadie, pero que nadie se meta en la mía.”

Me siento cómodo conmigo mismo, me gusta estar solo.”

‘Prefiero ser cabeza de ratón que cola de león.”

BREZO COMÚN

Heather, Calluna vulgaris, Brezo común

No debe confundirse con la érica de flores rojas. Florece entre julioy septiembre con flores azulado-rosadas, a veces blancas, en eriales, tremedales y planicies abiertas estériles.

Principio:

Heather está relacionado con dos cualidades del alma, la comprensi6n y el altruismo. En estado Heather negativo, el individuo no hace más que girar en torno de sí mismo y sus problemas. En ocasiones, irrita a quienes lo rodean con sus problemas, y hasta trata de resolverlos a su costa.

Este estado puede manifestarse en forma extrovertida o introvertida, y transitoriamente se presenta en casi todas las personas.

Un estado Heather crónico extrovertido puede adoptar carácter de revista humorística y se deja perfilar con la frase: «iVino, vió, habló!». Este tipo de Heather es calificado cortésmente por su prójimo como molesto, porque mata a cualquiera con su verborrea. En el caso agudo, tiene una necesidad casi obsesiva de auto­representación. Siempre necesita un público que tome conciencia de sus problemas tremendamente importantes o de sus haza­ñas diarias. Las personas en estado Heather negativo sienten la  necesidad casi invencible de liberarse de todo lo que experimentan y comunicarlo. No pasan cinco minutos sin que aparezca al tema de conversación en una reunión y lo encaucen con destreza hacia su  persona.

Si queremos escapar a su molesta necesidad de comunicación, sólo podemos proceder con brusquedad, pues el individuo en estado Heather negativo no deja que la víctima se libere fácilmente de sus garras. Cuando habla con alguien se le acerca peligrosamente, y si el interlocutor retrocede para eludirle, lo persigue hasta dejarlo contra la pared, y si es necesario lo agarra de la manga.

Otros dos caracteres típicos de las flores de Bach están particularmente a su merced: el Centaury, que no tiene la fuerza de Voluntad para sustraerse a su intensa irradiación, y el Mimulus, demasiado temeroso como para levantarse y marcharse.

En caso extremo, a los caracteres Heather extrovertidos ni si­quiera les interesa con quién hablan en tanto puedan hacerlo. Las personas de cuño Heather suelen contarle su historia clínica completa hasta a un desconocido que aguarda con ellas en una sala de espera. Cuandoles falta diálogo en su casa, sostienen largas conferencias por teléfono, en las que la mayoría de las frase comienzan con «yo».

En definitiva, en el estado Heather todos los pensamientos intenciones giran en torno al yo. A la persona que se encuentre en este estado no se le ocurre ni por asomo interesarse por las necesidades de su interlocutor. ¿Cómo se llega a una forma tan extrema de referencia a la propia persona?

Una especialista inglesa en el sistema Bach describe acertadamente al individuo en estado Heather negativo como el needy child (niño necesitado) que depende de la atención y la dedicación de quienes los rodean.

Los pacientes que con frecuencia requieren Heather, proceden en su mayoría de hogares muy fríos y desde su más tierna infancia tuvieron necesidad de afecto. Dado que su joven yo no recibió la debida dedicación y confirmación, debieron tratar de cuidar por sí mismos su vida emocional, esta postura los ha acompañado también en la edad adulta. La verborrea de un carácter Heather es, en primer lugar, una medida inconsciente de su personalidad para asegurarse y confirmar que en verdad existe. Se escucha a si mismo, otros le escuchan, en consecuencia debe de existir sin duda alguna.

Cuando en la fase de formación de su Yo, los niños cuentan mucho de sí mismos y de manera atropellada, estamos en presencia de una forma normal de estado Heather. Asimismo, la constante y extrema inquietud de la persona de tipo Heather, si su proclividad a exagerar en lo afectivo y hacer de un mosquito un elefante, halla su explicación en esta postura infantil.

¿Qué puede ser peor para un «niño necesitado» que ser abandonado por quienes le proveen de energía? Dado que en el estado Heather negativo también como adultos vivimos de la energía de los demás, la soledad es lo peor que nos puede suceder.

Lo triste es que las personas que le rodean rara vez reconocen este estado psíquico del niño, tanto más cuanto que los individuos Heather se esfuerzan por no parecer necesitados, sino soberanos y seguros. Por esta razón, la mayoría de las veces logran todo lo contrario con sus redoblados esfuerzos por tener contacto y reconocimiento. La gran presión con que se acercan a los demás obliga a éstos a retroceder involuntariamente. En consecuencia, la persona en estado Heather negativo repele la unión que tanto anhela y, a pesar de estar rodeada de público, se siente sola interiormente.

El error en este estado reside de manera unívoca en el alejamiento de la personalidad de su Yo Superior y de la Gran Unidad. No se da cuenta que no necesita tomar por la fuerza aquello que viene a ella por sí solo cuando se deja guiar por las leyes del Yo Superior. Las personas en estado Heather negativo deben  evolucionar del niño necesitado que sólo quiere tener, al adulto que también puede dar. Cuando apartan de sí mismos la atención y la energía y la encauzan hacia el mundo que les rodea y al Gran Todo, revierte hacia ellas, según las leyes cósmicas, una infinidad de energía, atención, dedicación y amor. De acuerdo con la experiencia, las personas en estado Heather positivo son tan buenas oyentes como antes fueron buenas parlanchinas. Desarrollan una profunda intuición y, cuando la situación lo exige están enteramente presentes para brindarse a los demás y entregrarse sin excusas a una misión. Crean una atmósfera de confianza y fortaleza en la que los demás se sienten bien.

El estado Heather puede manifestarse en múltiples formas si transcurre de manera introvertida, no se evidencia en absoluto la acentuada necesidad de hablar, pero aun cuando el individuo no 1iga mucho, los demás se sienten absorbidos por su actividad mental referida a su persona.

De una manera transitoria, toda persona experimenta alguna  vez el estado Heather negativo cuando un problema le preocupa hasta el extremo que, necesariamente se ve abocado a desahogarse y a hablar sobre el asunto con alguien.

Las personas que tienen sus primeras experiencias con la meditación o con alguna otra forma de la ejercitación mental, a menudo caen en el estado Heather; interiormente se enfrentar con tantos aspectos nuevos de su personalidad que les resulta imprescindible volcar esas experiencias al exterior para poderlas ordenar.

En una observación superficial, el estado Heather podría confundirse a veces con el estado Chicory, por el comportamiento del individuo con respecto al entorno. Sin embargo, se diferencian:

 Chicory: «La madre necesitada». Intenta mantener firme­mente la relación con su entorno. Da, con la intención de recibir autocompasión.

Heather: «El niño necesitado». Se aferra al entorno para refle­jar en él Su Yo. No da nada. Se concentra en sí mismo pero rara vez siente autocompasión.

Recomendaciones para las personas en estado Heather:

  • Imaginar siempre el aura de la otra persona, en la que uno no debe infiltrarse.
  • Ejercitarse en escuchar, esperar alguna vez con toda conciencia qué caerá en suerte espontáneamente.
  • Comprometerse con los problemas del grupo:  ayuda a la comunidad, política comunitaria, etc.

Frases de programación positiva:

«Doy y me dan»;

«Lo que me conviene, revierte a mí»;

«Estoy a salvo en mí mismo»;

«Me uno a la corriente de energía divina».

Síntomas en estado de bloqueo:

  • Los pensamientos sólo giran en torno a los propios problemas; la persona se considera muy importante. Siente una necesidad interior de hablar con todos acerca de sí misma.
  • Involuntariamente, acapara la conversación en una reunión y la encauza hacia su persona.
  • Llevada por su insistencia pone a los demás contra pared, los agarra de la manga para que no se le escapen.
  • Necesita a su prójimo.
  • No soporta estar sola.
  • Tiende a exagerar en lo afectivo, hace de un mosquito un elefante.
  • Le cuesta escuchar a otros.
  • Se deja absorber enteramente por sus pensamientos y no tiene antenas para los demás.
  • A veces aparenta ser más fuerte de lo que es y por lo tanto no provoca una inmediata simpatía.
  • A menudo proviene de un hogar falto de vida afectiva. En su infancia ha sufrido necesidad de cariño.
  • Con frecuencia manifiesta los síntomas Heather al comienzo del camino espiritual, cuando se ve confrontado con su yo y debe exteriorizar muchas vivencias interiores.

Síntomas clave del estado Heather:

Ensimismamiento, ocupado enteramente consigo mismo, necesita tener público a su alrededor; el «niño necesitado».

Potencial en estado transformado:

  • El adulto comprensivo con mucha intuición.
  • Buen oyente, interlocutor interesado en las discusiones.
  • El individuo puede ser absorbido enteramente por otra persona o una misión.
  • Irradia fortaleza y confianza.

HEATHER (REMEDIO C,  A VECES T): los remedios llamados transitorios o agudos (T) son aquellos que permiten re-armonizar estados mentales negativos que no son rasgos de carácter sino desórdenes transitorios. Es una condición que aparece en determinado momento, de repente, pero no requiere asistencia de emergencia. En estos casos el efecto de la flor, si bien es elegida, se siente en pocas horas, o a lo sumo en pocos días. Existe también el remedio caracterológico o crónico (C), que es un remedio básico que corresponde a la estructura de carácter de cada individuo. Es para personas que vivieron en esa condición por períodos prolongados. En estos casos siempre hay rasgos de carácter que hay que tomar en cuenta. El tiempo que tarda en modificarse esa estructura depende de la edad y situación de cada persona, y siempre sucederá en fases, nunca abruptamente, y puede durar semanas o meses.

Aspectos positivos:

  • Personas con gran empatía y disposición para ayudar a los demás.
  • Crean una atmósfera de confianza y fuerza a su alrededor que hace sentir muy cómodos a todos los que los rodean.
  • En vez de ser “el niño necesitado”, como cuando está en desequilibrio, es un adulto que puede dar y recibir, capaz de compenetrarse completamente con las preocupaciones de otros y actuar según lo requieran las necesidades del momento.
  • Buen escucha y con capacidad para amarse a sí mismo y a los demás.

Aspectos Negativos:

  • Para aquellos que buscan constantemente la compañía de cual­quiera que esté disponible.
  • Los que discuten sus problemas con quien sea.
  • Es infeliz si tiene que estar solo. Es lo peor que le puede pasar.
  • Personalidades de tipo epileptoides. Se pegotean a la gente y son difíciles de despegar.
  • Necesitan ser centros. Egocéntricos.
  • Abruman a  los demás hablando de sí mismos. No escuchan.
  • Totalmente indiscriminados en su elección de interlocutores.
  • Les encanta hacer colas, porque les da oportunidad de conversar con la gente.
  • Comen mucho. Avidez en la alimentación, poco o nada selectivos. Les da lo mismo comer dulce o salado.
  • Este remedio ayuda a bajar de peso a aquellas personas obesas que además reúnen parte de las otras características que cubre esta flor.
  • Para aquellas personas que, por haber sufrido tanta carencia afectiva, necesitan que se ocupen de ellas permanentemente.
  • Sólo se preocupan de sí mismos y sus problemas. Suelen tratar de resolverlos a costa de otros.
  • Necesidad compulsiva de descargar sus cosas, evacuarlas en otros, sin consideración hacia los demás.
  • En los grupos monopolizan las conversaciones llevando los temas al terreno de lo que les pasa a ellos.
  • Para que lo “suelten” a uno, a veces hay que llegar a situaciones hasta violentas.
  • Suelen acercarse mucho al otro para hablarle. Si la otra persona da un paso atrás, ellos lo dan para adelante. A veces lo agarran  para que no se escape.
  • Víctimas de Heather pueden ser Centaury, por no tener la suficiente fuerza de escaparse del dominio de éste y Mimulus por no tener el coraje de irse.
  • Para NIÑOS muy charlatanes, muy mimosos y de llanto fácil. Para adultos de llanto fácil.
  • Generalmente logran lo contrario de lo que buscan. Por la gran presión que ejerce asustan y espantan a la gente.
  • Para aquellos que internamente se sienten tremendamente solos y abandonados
  • Pueden ser extravertidos o introvertidos. En este ultimo caso la preocupación recae sobre su cuerpo, sus enfermedades, hasta el punto de caer en la hipocondría
  • En enfermedades psicosomáticas. De alguna manera es una garantía para que no los dejen solos.
  • Hay momentos Heather en la vida de una persona por hallarse sobrecargada de alguna problemática especial y sentir gran an­siedad por su propia seguridad.
  • Absorben la fuerza de los demás y los dejan exhaustos.
  • Hacen una montaña de un grano dearena.

Verbalizaciones Frecuentes:

“Escuchen, que les voy a contar los terribles problemas que tengo.”

“Yo solo, sin ayuda, de nadie hice…”

“Yo.. ” no importa con qué sigue).

Según M. Scheffer: “Vino, vio y… habló”.

“Hablo… luego existo.” (Lema de la personalidad Heather.)

“Recién empecé a analizarme y no sé qué me pasa pero necesito contar a todo el mundo de mi vida.”

“Pareciera que para organizar mis pensamientos necesito interlo­cutores.”

“Estoy tan ocupado conmigo mismo que no puedo interesarme también por los problemas de los demás.”

“Cuando puedo hablar de mis problemas, enseguida me siento mejor”

“Yo intervengo siempre en las conversaciones, tanto si sé del tema de que se trate como si no”

IMPATIENS

Impatiens, Impatiens glandulífera, Impaciencia

Esta planta carnosa, que alcanza hasta 1,80 m de altura, crece a la orilla de los ríos, en los bancos de los canales y en otros terrenos bajos y húmedos. Florece entre julio y septiembre, y las flores son de un tono violeta pálido a rojizo.

Principio:

Impatiens está relacionada con las cualidades anímicas de la paciencia y la dulzura. En estado Impatiens negativo, el individuo se vuelve impaciente, y debido a la tensión interior reacciona contra el medio ambiente con una ligera irritación.

Como en la mente, todo se desarrolla a un ritmo vertiginoso el entorno le parece demasiado lento. Se siente como un caballo de carreras obligado a tirar de un arado en yunta con un simple caballo de labranza. Interiormente frustrado, lo quiera o no, se adapta al ritmo de vida y trabajo más lento de su entorno, si bien este proceso de adaptación a un nivel energético más bajo provoca irritación, desgasta los nervios y lleva a una tensión mental permanente.

Las personas del tipo Impatiens no siempre son apreciadas en su calidad de superiores, porque en realidad todo lo saben mejor y a menudo se lo hacen saber a sus subalternos con muy poca diplomacia: «jBah, déjelo, explicárselo me llevará el tiempo que tardaría en hacerlo yo mismo!». A los patrones que tienen carácter Impatiens les resulta muy difícil observar impasibles y pacientes las torpezas de principiantes que cometen los aprendices. ¡Deme eso, me irrita los nervios! E inmediatamente se ponen a trabajar en la confección de la pieza. Son igualmente rápidosen quitar a sus colegas la palabra de la boca.

Es peligroso hacer una crítica a personas en estado Impatiens, por diplomática que sea la observación. Su nivel de adrenalina sube como una llama viva, si bien su estallido de cólera se esfuma con la misma rapidez con que se originó. Los jefes Impatiens «impulsan las cosas hacia adelante», y algunos creen tener que acicatear a sus colaboradores para que trabajen a un ritmo más razonable, según piensan. Esta actitud les vale el titulo, no precisamente halagador, de negreros.

Lo que es casi trágico es que las personas en estado Impatiens no asumen este papel de buen grado. No ambicionan ser jefes, como por ejemplo en estado Vine, y preferirían trabajar solos para si mismos y hacer las cosas a su ritmo, sin interferencias desde el exterior. Su independencia les es muy importante. Los caracteres Impatiens conocen sus defectos y, por lo tanto en una posición equilibrada se muestran abiertos a los consejos bien intencionados y los agradecen.

Las personas en estado Impatiens negativo se remontan mucho más alto en el plano mental que el término medio.

Son de visión mas rápida, espetan sus frases como ametralladoras, reaccionan al instante, deciden sobre la marcha, y por supuesto también se agotan pronto. «Tengo tal apetito que podría  atacar a la gente!» Cita estándar de un Impatiens tres horas después del desayuno.

Con frecuencia los caracteres de tipo Impatiens evidencia  también en lo exterior su disposición cambiante como el tiempo en apenas unos instantes, el color encendido de su rostro puede dar paso a la palidez. Asimismo, su tensión nerviosa interior es capaz de conducir a veces a repentinos dolores espasmódicos en distintas partes del cuerpo. Por naturaleza, son frecuentes las hiperfunciones de diversa índole. Su intensa intranquilidad interior hace a las personas típicamente Impatiens impetuosas, y por eso pesa sobre ellas una amenaza latente de accidentes. Pero, a pesar de ello, les pasan menos cosas que las que se temen, porque en virtud de sus reacciones rápidas saben salir al paso de muchas situaciones críticas.

El error en el estado Impatiens negativo reside en una gran porfía y autodelimitación de la personalidad. Olvidan que cada individuo es parte de un gran todo en el que finalmente cada un depende de cada cual, o sea que ella también depende del prójimo en apariencia menos capaz, y a la recíproca. La personalidad tampoco tiene en cuenta que precisamente el más capa tiene el deber de poner al servicio de los demás sus talentos superiores y de este modo ayudarles en su desarrollo. Las persona en estado Impatiens deben aprender a hacer lo que más les cuesta: reprimir su actividad directa, dejar que las cosas sucedan, ejercitarse en la paciencia. Esto es más fácil cuando no se actúa desde su vigoroso plano mental, sino se piensa con el corazón.

Los individuos en estado Impatiens positivo se distinguen por su gran compasión, su delicadeza y una paciencia de santo.

Siempre están llenos de comprensión respecto a la manera de ser diferente de su prójimo y pueden poner con diplomacia a su servicio y al del Gran Todo su prontitud, su fuerza de resolución y su inteligencia.

En la práctica, Impatiens ha probado su eficacia en la vida familiar diaria. Los niños que lloriquean y tienen accesos de rabia cuando se les lleva de compras o de visita, reaccionan bien y rápidamente a Impatiens, al igual que los progenitores a los que de vez en cuando la educación de los hijos les hace perder la paciencia.

En general, el estado Impatiens no pasa inadvertido desde fuera, pues estas personas son extrovertidas por naturaleza. Si no muestran su estado a través de la palabra, lo hacen por medio de ademanes: tamborilear con los dedos, balancearse en una silla etc. Si el estado no se manifiesta con movimientos, puede evidenciarse en una repentina erupción cutánea de origen nervioso, prurito u otros fenómenos parecidos. A menudo, el estado Impatiens no es sino la punta del iceberg y no se resuelve sino a través de la eliminación de las posturas anímicas negativas más profundas, relacionadas con él.

No debe confundirse el estado Impatiens con el estado Vervain:

Impatiens:    Tensión interior por frustración nerviosa a causa de que las cosas se desarrollan con demasiada lentitud. No influye sobre los demás cuando se les deja trabajar sin ser molestado.

Vervain:     Tensión interior por excesiva intervención de la fuerza de voluntad. Siempre tiende a «inspirar» a los demás,

Síntomas clave del estado Impatiens:

Impaciencia, fácil irritabilidad, reacciones desmesuradas.

Síntomas en estado de bloqueo:

  • Tensiones mentales por un elevado ritmo interior.
  • Todo debe ir rápido y sin freno.
  • Cuesta esperar que las cosas se desarrollen por sí sola
  • Las personas que trabajan con lentitud les irritan, les frustran, y «les enloquecen».
  • Impaciente y nada diplomática con el prójimo que es  lento.
  • La persona Impatiens le quita la palabra de la boca a los demás.
  • Por Impatiens le quita las cosas de la mano a los demás.
  • Por Impatiens toma decisiones precipitadas.
  • Urge a los demás a darse prisa.
  • Prefiere trabajar sola a su propio ritmo.
  • Acentuada necesidad de independencia.
  • Se exalta con facilidad como una llama viva, es ruda, brusca, pero la ira se esfuma rápidamente.
  • Niños que no pueden estarse quietos en sus sillas.
  • Amenaza de accidentes por la alta tensión interior, a pesar de la rápida capacidad de reaccionar.
  • Movimientos nerviosos de las manos, parece estar azogado.
  • Su idiosincrasia le hace agotar rápidamente las reservas energéticas, por lo que se pueden dar breves estados de ex­tenuación y repentinos dolores provocados por la tensión y por los nervios.

Potencial en estado transformado:

  • La persona es rápida en la apreciación, en pensar, obrar.
  • Independiente interiormente.
  • Capaz por encima del término medio.
  • Paciencia, delicadeza.
  • Dulzura, compasión y comprensión hacia los demás.
  • Con diplomacia, hace útiles para la generalidad sus aptitudes.

Recomendaciones para las personas en estado Impatiens:

  • Antes de cualquier exteriorización, respirar profunda­mente.
  • Desviar la hipertensión nerviosa mediante ejercicios físico de compensación, por ejemplo: tenis de mesa, baile.
  • Cura de sueño.
  • En casos rebeldes: ponderar un cambio de actividad.

Frases de programación positiva:

«Mi mente está serena, mi corazón está despierto»;

«Profundidad, en lugar de ritmo»;

«Vibro con toda situación»;

«Cada uno tiene su propia medida».

IMPATIENS (REMEDIO T Y C): los remedios llamados transitorios o agudos (T) son aquellos que permiten re-armonizar estados mentales negativos que no son rasgos de carácter sino desórdenes transitorios. Es una condición que aparece en determinado momento, de repente, pero no requiere asistencia de emergencia. En estos casos el efecto de la flor, si bien es elegida, se siente en pocas horas, o a lo sumo en pocos días. Existe también el remedio caracterológico o crónico (C), que es un remedio básico que corresponde a la estructura de carácter de cada individuo. Es para personas que vivieron en esa condición por períodos prolongados. En estos casos siempre hay rasgos de carácter que hay que tomar en cuenta. El tiempo que tarda en modificarse esa estructura depende de la edad y situación de cada persona, y siempre sucederá en fases, nunca abruptamente, y puede durar semanas o meses.

Estado positivo:

Personalidades de ritmo ágil, que pueden relajarse y tolerar el tiempo propio de cada uno. Son capaces y decididas. Con frecuencia Brillantes.

Permiten que cada  cosa ocurra a su tiempo, con paciencia; suelen  pensar más con la cabeza que con el corazón.

Ponen su rapidez mental e inteligencia al servicio de los demás, disfrutan de la vida paso a paso. Usan la diplomacia para manejarse en situaciones que lo requieran. Suelen decirse a sí mismas que más vale ser profundo que veloz.

Impatienses el correlato a nivel corporal de lo que Chestnut Budes a nivel mental.

En estado de desequilibrio:

  • Remedio para el dolor. Según E. Bach “lmpatiens es exitoso ahí donde la morfina fracasa”.
  • Personas impacientes, fácilmente irritables, que reaccionan desmedidamente.
  • Rápidos en el pensamiento, la acción y el lenguaje..
  • Impacientes con respecto al tiempo de los demás, más que intolerantes, se irritan.
  • Hacen todo rápido, no pueden esperar, necesitan todo ya.
  • Prefieren trabajar solos antes de esperar al otro.
  • Suelen terminar la frase que otra persona comenzó a decir.
  • Inquietos, movedizos, rápidos para hablar, también para comer y agitados.
  • Suelen estar pendientes del reloj, aun sin necesidad, temiedo perder el tiempo.
  • La agitación puede ser tanto mental como muscular.
  • Personalidades de acción que tienen dificultad en usar el pensamiento para posponer la misma.
  • Intentarán que los lentos se vuelvan rápidos.
  • El cuerpo les pide moverse.
  • Tienen dificultad en relajarse.
  • Cuando no pueden dormir, no se pueden quedar en la cama, necesitan levantarse. Insomnio debido a tensión física y mental.
  • Cuando se tienen que sentar, ya sea para trabajar, estudiar, etc, se levantan a buscar algo, o buscan alguna excusa para moverse.
  • Personas que sufren de calambres, trastornos digestivos, gastri­tis, diarreas, tortícolis, contracturas musculares, úlceras, espas­mos, se tironean o se comen las uñas, cólicos.
  • Tics.
  • NIÑOS hiperquinéticos o hiperactivos.
  • Personas que hacen muchas cosas al mismo tiempo, tienen que estar en movimiento. La manifestación de la impaciencia es corporal relacionada con lo muscular.
  • Poco observadores de la realidad que los circunda.
  • Tensión muscular generalizada. Son impetuosos.
  • Gran velocidad para captar las ideas.
  • Tienen la tendencia de culpar a los demás cuando algo no les sale bien.
  • Gran sentido de independencia lo que hace que a menudo se queden solos, o trabajando en forma solitaria.
  • Suelen sacarle la palabra de la boca o las cosas de las manos las personas con las que están.
  • Personas enérgicas, activas, que parecen como eléctricas.
  • Gestos nerviosos o de inquietud como rascarse la cabeza, hace sonar los dedos, balancear las sillas, gesticular, golpetear con los dedos en la mesa.
  • Frecuentemente padecen dolores tensionales: cuello, espalda manos, nuca, piernas, etcétera.
  • A veces por la tensión nerviosa padecen de eczemas o irritaciones en la piel de aparición súbita.
  • Gran tensión mental debido a la energía que gastan para adaptarse a niveles más bajos de energía de las demás personas.
  • Se enojan fácilmente y se les pasa con la misma rapidez.
  • A veces tratan a sus subalternos como si fueran esclavos.
  • No tienen ambiciones de mando (a diferencia de Vine). Prefieren trabajar solos y a su propio ritmo, sin interferencias.
  • Se olvidan de que todos dependemos de todos, aunque unos seamos más o menos capaces que otros.
  • En NIÑOSinquietos que tienen explosiones o rabietas. También en los padres que pierden la paciencia rápidamente.
  • Apuran a los demás. No aguantan a los lentos. Los ven como tontos. Precipitados para tomar decisiones.
  • En temblores de diferentes orígenes (por ejemplo en parkinsonismos, por supuesto además de la medicación correspondiente indicada por el médico tratante).

 Verbalizaciones  frecuentes:

“Siempre me dicen que yo primero hago, luego pienso.”

“Me cuesta adaptarme al ritmo de los demás porque soy muy rápido”

“Jamás hago una cola, no lo aguanto.”

“Cuando salgo con mi señora, ella se enoja porque siempre voy caminando adelante. “

“Me dicen ‘leche hervida’, me enojo rápido y así se me pasa. “

“Este año casi tengo dos accidentes. “

“Según me dijeron no me fijo bien por dónde ando. Por suerte reacciono con rapidez.”

“Me vuelve loco esperar que me atiendan en un restaurante.”

“Conmigo todo debe marchar rápido y bien, si no, no me puedo contener.”

“Cuando llego a casa la comida ya tiene que estar sobre la mesa no me gusta esperar ni un minuto.”

“Dicen que soy poco diplomático porque suelo decirles a mis empleados que prefiero hacer yo solo determinadas cosas porque pierdo menos tiempo que explicándoselas a ellos.”

“¿Todavía están ahí?”

FLORES DE BACH. GRUPOS DE EMOCIONES: Grupo 3 – Falta de interés por el presente

CÓMO IDENTIFICAR LAS FLORES TIPO:

«Algunas de las Flores de Bach describen tipos de personas. Una de ellas (o tal vez dos, dado que algunas personas presentan mezclas de comportamiento) describirá el tipo de persona que se corresponde con usted. Pero, ¿cómo saber cuál le describe y por qué motivo debería saberlo?.
Una forma de identificar su Flor Tipo es saber cómo tiende a reaccionar cuando las cosas salen mal. Si es del tipo Vine, por ejemplo, en caso de exceso de tensión en el trabajo lo normal será que avasalle a los demás sin miramientos para salirse con la suya. Si pertenece al tipo Mimulus, el mismo detonante le hará retraerse y se mostrará tímido.
Así la Flor Tipo apunta a una debilidad determinada que usted tiende a tener. Y de la misma forma que llevaría unas pastillas para la tos si tuviera dolores de garganta con frecuencia, llevaría una botellita de Beech si tendiera a ser intolerante. Además, a un nivel más profundo, las Flores Tipo también le ayudan a hacerle pensar sobre quién es usted y sobre las cualidades que debería desarrollar para vivir más feliz. Sin embargo, es importante no aferrarse demasiado a una única Flor. Hasta el tipo Vine más recalcitrante necesitará alguna vez Centaury (la Flor que se emplea para personas a las que les cuesta decir «No» a los demás) o cualquier otra Flor. A veces creemos ser distintos a la hora de sobrellevar situaciones difíciles.
Un niño tímido que se hace el duro para enfrentarse a unas circunstancias difíciles en su colegio puede llegar a adoptar este hábito hsta el punto de olvidarse de que antes no era así. En realidad, esto tampoco es tan importante, porque las Flores descubrirán a la auténtica persona. Trate con las Flores lo más evidente que vea en usted y no irá mál encaminado.
De hecho, la auténtica Flor Tipo es a veces lo último en encontrarse al final de una búsqueda interior. No hay por qué alarmarse si no ve el final del viaje cuando acaba de empezar».

Texto extraído del libro: «TALLER DE FLORES DE BACH», de Stefan Ball (Centro Dr. Edward Bach-Inglaterra)

A continuación haremos un desarrollo de las flores que intervienen en este grupo:
CHESNUT BUD

Chestnut Bud, Aesculus hippocastanum, Brote de Castaño de Indias

Del mismo árbol se obtiene la esencia de White Chestnut, para la cual emplean las flores. En este caso sólo se emplean los brillantes capu­llos que bajo una capa viscosa de catorce tegumentos alojan por igual las flores y las hojas.

Principio:

Chestnut Bud está relacionado con la capacidad del alma para el aprendizaje y la rnateria1ización. En el estado Chestnut Bud negativo nos resulta difícil coordinar de forma correcta las ideas interiores con la realidad material. Tenemos propensión a repetir los mismos errores, y a los ojos de quienes nos rodean no aprendemos nada en el transcurso de nuestra vida. Por ejemplo, una mujer se compra blusas de una determinada tonalidad rosada aunque sabe que ese color no le sienta bien. En su armario guarda cinco blusas rosadas, casi todas de un tono idéntico y no usa ninguna de ellas. Cuando se le pregunta por qué lo hace, responde algo turbada: «Es raro, pero siempre vuelvo a elegir este color…»

A su vecino, un hombre que lleva una agitada vida privada, le sucede algo parecido. Siempre aparece en compañía de nuevas mujeres, amigas y chicas del mismo tipo, pelirrojas atractivas, aunque por su temperamento no congenia con ellas. A su alrededor, todos se preguntan ¿Por qué no intenta alguna vez ir con otras mujeres? «Sí, es lo que me pregunto yo también -admite con ingenuidad-. En definitiva, las cosas siempre acaban mal.» Sin embargo no ha acabado de decir estas palabras cuando ya está guiñándole el ojo a otra pelirroja.

Muchas personas que están en estado Chestnut Bud no hacen progresos en lo exterior, porque en su interior parecen haber incorporado un cohete que los incita sin darles punto de reposo.

A menudo, se adelantan mentalmente dos pasos a la realidad. Es como lo que le ocurre al hombre que escribe un libro y ya está elaborando el borrador para el segundo y el tercero, aun cuando todavía no ha concluido tres capítulos del primero. Por lógica en estas circunstancias se puede pensar que es dudoso que el primer libro vaya a aparecer alguna vez.

En estado Chestnut Bud negativo a la persona le resulta difícil hacer un balance intermedio y aprovechar las experiencias de modo tal que rindan beneficios en el futuro. Antes bien, algo les impele a lanzarse una y otra vez a nuevas aventuras de acuerdo con el principio de ensayo y  error. En su mayoría todas desisten debido al mismo error, y a menudo esta gente ni siquiera es infeliz.

Sin embargo, puede ocurrir que en el curso de su vida desarrollen síntomas periódicos de enfermedad somática, por ejemplo, ataques de jaqueca que aparecen después de las mismas polémicas sobre el mismo tema con el mismo interlocutor. O la famosa úlcera duodenal que se manifiesta puntualmente bajo las mismas constelaciones de estrés profesional. «Qué vamos hacer», suelen decir en el estado Chestnut Bud negativo, y compran de nuevo sus píldoras en lugar de preguntarse qué relación habrá entre la úlcera duodenal y su propia postura profesional. Tampoco se les ocurre preguntar a sus colegas acerca de sus experiencias para obtener otros puntos de vista.

Un individuo en estado Chestnut Bud negativo es como un caballo de torneo con anteojeras que corre siempre hacia la misma valla y siempre yerra el salto en el mismo lugar. Desde afuera se ve como si la misma secuencia filmina se proyectara hacia adelante y hacia atrás. La acción no prosigue, no se produce un desarrollo. La película no podrá continuar hasta que el jinete desmonte de su cabalgadura y reflexione por qué siempre fracasa en esa valla y se pregunte qué puede variar fundamentalmente. En el momento en que lo descubra, salvará la valla sin dificultad y la acción de la película podrá seguir.

Como espectadores, a veces se tiene la impresión de que las personas del tipo Chestnut Bud huyen de sí mismas y se resisten tercamente a reconciliarse con su pasado, más aún, con su vida. Como de este modo no pueden ganar de las experiencias de su pasado, siempre aparecen con las manos vacías. No tienen nada en qué apoyar sus decisiones presentes, ni principios reconocidos sobre los cuales construir algo en el futuro.

Es como si la personalidad adoptara erróneamente una pueril postura de porfía contra su Yo Superior, como si se negara a de­jarse guiar por él y a veces prefiera hacerse la remolona y faltar a todas las clases de la vida. Así se separa por propia voluntad del acontecimiento energético propiamente dicho. Realiza forzada su propia excursión» en lugar de abrirse y dejarse llevar por el gran acontecimiento energético.

En estado Chestnut Bud negativo, la persona debe aprender a avanzar como el pez que sigue la corriente con el cardumen, en lugar de nadar de aquí para allá en un pequeño «acuario» propio en medio del río. Debemos comprender que no podemos huir al futuro antes de pasar por el pasado, porque el futuro sólo es el espejo del pasado y el desarrollo propiamente dicho empieza ahora, en el presente. No podemos pues huir de nuestro pasado porque siempre nos da alcance en la nueva escena.

Comparativamente, Chestnut Bud parece ser un estado energético muy juvenil. De hecho, es muy indicado en el tratamiento pediátrico.

En los niños, este estado se reconoce porque siempre dan la impresión de estar algo distraídos y desatentos, sin detenerse con sus pensamientos en sueños o fantasías como los niños Clematis. Simplemente parecen no registrar muchas cosas. Por eso olvidan, por ejemplo, poner su merienda en la cartera o siempre escriben mal las mismas palabras en el dictado y no captan la cosas con la misma rapidez que sus compañeros.

«Este niño está algo atrasado», dicen los padres que desconocen que en ese momento su hijo vive en una realidad tiempo espacio completamente distinta, pues no puede coordinar eso  que transcurre interiormente en él, a una frecuencia vibratoria distinta, en parte mucho más alta, con la frecuencia de vibración del entorno. Si los padres tratan de meterlo por la fuerza en la realidad tiempo-espacio  normal, lograrán lo contrario de lo que se proponen: interiormente se tornará más inseguro y reaccionará con torpeza y parecerá tonto. Si los padres dejan de lado la presión y tratan de armonizar  con la frecuencia de vibración de su hijo, le darán alcance en el espacio en el que se encuentra en ese instante. Entonces las cualidades del niño podrán desarrollarse según sus propias leyes y de acuerdo con la experiencia, en poco tiempo hará progresos sorprendentes.

Chestnut Bud ayuda a coordinar mejor las actividades mentales interiores con las realidades materiales. El individuo aprende lentamente pero con seguridad a observar las cosas sin presiones, con tranquilidad. Empieza a aprender de sus propias experiencias y de las de los demás para el futuro. Desarrolla una distancia respecto a sí mismo que le posibilita verse como lo ven también los demás. Se crea así la posibilidad de experimenta cada vez nuevas experiencias de aprendizaje y de gozar una y otra vez de la vida.

Síntomas clave del estado Chestnut Bud:

Se cometen siempre los mismos errores, porque se asimilan realmente las propias experiencias y no se aprende bastante de ellas.

Síntomas en estado de bloqueo:

  • La persona incurre siempre en los mismos errores, sostiene las mismas discusiones, provoca los mismos accidentes, etcétera.
  • Parece lenta en aprender, sea por falta de interés, indiferencia, impaciencia o falta de observación.
  • Extrae bastante de las propias experiencias para sí misma no asimila las vivencias con la suficiente profundidad.
  • Prefiere lanzarse a una nueva experiencia, en lugar de disfrutar de la última.
  • No puede aprender de las experiencias de los demás.
  • Como su pensamiento está dos pasos más adelante que el de los demás, reacciona en la presente situación con falta de atención, impaciencia y desinterés.
  • Tiene la sensación interior de viajar en un automóvil cuyo motor se va ahogando.
  • Ante los demás parece despreocupada e, incluso, ingenua.
  • Le cuesta aprender, muestra bloqueo en el aprendizaje, desarrollo retardado.
  • Periódicamente y con regularidad, suele presentar los mismos síntomas de enfermedad          como jaquecas, acné, ataques.

Potencial en estado transformado:

  • Puede cambiar interiormente con facilidad, buena capacidad para aprender.
  • Mentalmente activa, aprende también a través de la observación de la conducta de otras personas.
  • Sigue con atención todos los acontecimientos de la vida, observa en particular todo lo negativo y los propios errores.
  • Siempre se halla en el presente con su atención; cada experiencia es renovado enriquecimiento interior.
  • Extrae lo mejor para ella de las experiencias diarias.
  • Puede observar y ver sus errores a la misma distancia que los ven los demás.
  • Recomendaciones para las personas en estado Chestnut Bud:
  • Cada noche pasar revista mentalmente al día anterior y analizar: ¿Qué aprendí de nuevo hoy? ¿Qué haré de otro modo la próxima vez y cómo?
  • Dedicarse a actividades cercanas a la tierra, como por ejemplo la jardinería o la alfarería.

Frases de programación positiva:

«De cada experiencia aprendo algo nuevo»;

«Siempre comprendo antes lo que me conviene y reco­nozco posibles errores»;

«Veo lo que es»;

«La tranquilidad interior me mantiene en el presente».

 CHESTNUT BUD (REMEDIO T): los remedios llamados transitorios o agudos (T) son aquellos que permiten re-armonizar estados mentales negativos que no son rasgos de carácter sino desórdenes transitorios. Es una condición que aparece en determinado momento, de repente, pero no requiere asistencia de emergencia. En estos casos el efecto de la flor, si bien es elegida, se siente en pocas horas, o a lo sumo en pocos días. 

Características positivas:

  • En su estado positivo, la persona Chestnut Bud es aquella que coordina excelentemente su mundo interior con su situación vital, viéndola con objetividad tal cual es, con calma y sin presiones. Es flexible mentalmente y aprende de su experiencia y de la de los demás.
  • Logra tomar la suficiente distancia de sí misma como para verse tal cual la ven los otros. Esto le permite aprender cosas nuevas disfrutar de la vida con tranquilidad.
  • Puede aprender de los errores, tanto propios como ajenos, focalizando su atención en el presente y aprovechando al máximo lo que la vida tiene para ofrecerle.
  • Tiene la virtud de capitalizar cada nueva experiencia.

Persona Chestnut Bud en estado negativo:

  • Tropieza dos veces con la misma piedra, es decir que no aprende la experiencia vivida.
  • Está apurada y no pone demasiada atención, pasando rápidamente de una cosa a otra sin profundizar.
  • Salta de una situación a otra sin conectarse con la experiencia.
  • Olvida el pasado. Esta flor permite tomar conciencia de que no  se puede huir del pasado al futuro sin vivir el presente, donde se produce nuestro real desarrollo.
  • Para aprender a moverse junto con los demás en vez de navegar solitariamente en medio de la corriente de acá para allá sin llegar a ningún lado.
  • En síntomas psicosomáticos como respuesta emocional a determinadas situaciones tales como discusiones, estrés, etcétera.
  • Personas muy poco observadoras o superficiales.
  • Personas que no pueden conectar determinadas causas con determinados efectos que se dan repetitivamente.
  • En personalidades muy aceleradas y poco reflexivas.
  • En diarreas, colitis a repetición, colitis ulcerosa, espasmos intestinales, si se entienden estos cuadros como ansiedad expresada a nivel vegetativo, y condice con personalidades que no pueden asimilar” o esperar a hacer la digestión, evacuando automáticamente.
  • Para aprender a aprender.
  • En dificultades de aprendizaje, tanto en niños como en adultos, más que por falta de concentración, por falta de profundización.
  • En algunos casos de retardo mental, como parte de una fórmula más amplia.
  • Pacientes con el síndrome de Down (mogolismo), junto con el Rescue Remedy, durante mucho tiempo, aprenden a controlar esfínteres y en general tienen mayor apertura hacia el aprendiza­je, hasta donde cada uno pueda llegar.
  • Para aprender a ver los errores que uno comete y tener la posibi­lidad de modificar actitudes.
  • En personas que sufren accidentes a repetición.
  • En aquellos que olvidan demasiado rápidamente las experiencias desagradables.
  • A veces en la eyaculación precoz, por no poder permanecer en el lugar (por angustia encubierta).
  • Para la “mala memoria”, como parte de una fórmula.
  • Aquellos que parecen ingenuos, torpes, poco atentos, con bloqueo mental o desarrollo lento.
  • Enfermedades físicas recurrentes sin saber por qué.

Efectos del Chestnut Bud:

  • Tiene acción ansiolítica. Es conveniente tener en cuenta que ccii da además con alguna de las emociones en desequilibrio descriptas para esta flor.
  • En situaciones de gran represión este remedio hace que la represión se levante aflorando recuerdos a la conciencia.
  • Cuando la persona no sabe por qué le pasa lo que le sucede, dando esta flor invariablemente aparece la verbalización: “me di cuenta…”.
  • Por ejemplo se da cuenta de cosas que antes no notaba, como que llegaba tarde a todos lados toda su vida.

Verbalizaciones:

“Ya sé que no estuve bien, pero lo volvería a hacer tal cual otra vez.”

“No sé qué me pasa con las parejas que elijo, siempre termino igual.”

“Siempre cuando llego a un punto en los negocios, fracaso y no logro darme cuenta en qué me equivoco.”

“Me dicen que no presto atención, pero lo que pasa es que mis pensamientos van tan rápido que yo ya estoy en otra cosa.”

“No me fijo en lo que pasó, siempre pruebo de nuevo.”

“Me resulta difícil aprender cosas nuevas.”

“Siempre vuelvo a hacer lo mismo y eso que me prometo que esta vez fue la última.”

“Siempre termino comprando ropa del mismo color sin darme cuenta.”

MUSTARD

Mustard, Sinapis arvensis, Mostaza blanca

Esta planta enhiesta, de 30 a 60 cm de altura, crece en campos y a 1a vera de los caminos. Sus brillantes flores amarillas se desarrollan primeramente en corimbo y luego rápidamente dan origen a vainas alargadas.  Florecen de mayo a Julio.

Principio:

Mustard está relacionada con las cualidades anímicas de la serenidad y la diáfana claridad. En estado Mustard negativo se está rodeado de una sombría melancolía.Sin causas que lo justifique, una profunda tristeza se abate sobre el individuo, como una pesada nube desconocida, que lo envuelve e interpone  una capa aislada de hondo sufrimiento espiritual entre él y el resto del mundo. De pronto, se convierte en un extremo en su propia vida; todos los pensamientos revierten hacia sí mismo; las energías parecen escurrirse por una esclusa invisible. Mientras gravita esta pesada fuerza sobre él, se halla expuesto a ella enteramente y no hay artimaña alguna en este mundo capaz de librarle de este oscuro sueño: ni la distracción ni los argumentos lógicos. Tampoco puede impedir exteriorizar su estado como en el caso Agrimony. La inmóvil y oscura fuerza de gravitación es más poderosa, los mantiene atrapados hasta que se aligera por sí misma y desaparece tan de repente como aparece.Liberados y agradecidos respiran entonces con alivio hasta que se presenta la próxima nube.  Toda persona conoce estos ataques de pesimismo, irritantes por su aparente falta de lógica, si bien no en forma tan extrema. El estado Mustard también transcurre a menudo inadvertido, en los planos interiores.

Un estado Mustard crítico es comparable a las etapas previas del síndrome de la depresión endógena, que se presenta también poco a poco sin que se  aprecien causas inmediatas aparentes. Al­gunos de sus síntomas físicos más típicos, como el retardo del movimiento, la debilidad de los impulsos y la reducción de la perceptividad, los encontramos a veces en el estado Mustard negativo. En este estado se hace particularmente patente que en todo estado anímico negativo se reduce la frecuencia de vibración; todas las funciones están disminuidas: las físicas, con la lentitud de los movimientos; las psíquicas, con la pobreza de impulso; las  mentales, con la percepción reducida. Lo que parece ser especial en el estado Mustard es que una intensa y desconocida vibración extraña se superpone en gran medida a la vibración propia de la personalidad y casi suspende transitoriamente su relación con  respecto al mundo.

Por esta razón, la respuesta a la pregunta de dónde residiría el error en el estado Mustard negativo no es sencilla. Se la puede observar desde diversos puntos de vista.

El error no parece radicar sólo en esta forma de existencia. Los esotéricos dirían que los motivos de un estado Mustard nega­tivo están condicionados por un karma y nacen de las capas más profundas del alma misma. El estado Mustard es la consecuencia de una caída desde una gran altura a una gran profundidad. Es el caso de una personalidad ya evolucionada que utilizó su capacidad, superior a la del término medio, para tratar con las fuerzas  cósmicas en otras formas de existencia, sólo en su propio y limitado provecho, por lo que la dilapidó. Explotó las fuentes que había en ella y que debían servirle para convertirse en instru­mento de su alma y de este modo de fuerzas divinas más grandes aún. Así pues, el estado Mustard negativo es la expresión de la   pena del alma por su potencial perdido, que la personalidad debe experimentar en dolorosa impotencia.

El hecho de haber vivido la inmovilidad, la separación total del alma, de su fuente de vida propiamente dicha, lleva tarde o temprano a la personalidad a añorar ver de nuevo la luz de su alma y a aproximarse a ella.

A este respecto, la experiencia nos demuestra que el estadoe Mustard se alivia enseguida cuando se acepta interiormente, y se entra y penetra conscientemente en la pena.

Visto de este modo, todo estado Mustard negativo se parece: también al estado Sweet Chestnut, un precioso regalo que vuelve a abrir, hacia las profundidades del alma, la puerta cegada.

A menudo, el estado Mustard se presenta antes de dar decisivos pasos evolutivos. En el curso de su desarrollo mental, casi todos los individuos pasan por fases Mustard negativas, para conocer en si mismos esa oscura energía cósmica, vivirla dolorosamente y transformarla.

Algunas personas parecen tener una facilidad especial en  poder transformar en si más de esta cualidad energética que otras personalidades. Para ellas debiera ser un consuelo saber que toda transformación en un individuo siempre repercute en todos los demás y en el Gran Todo. Con la tranquilidad de haber aclarado un poquito nuestro planeta con cada día Mustard oscuro transcurrido, pueden sobrellevar su melancolía con íntima satisfacción, incluso con un silencioso gozo.

Edward Bach escribió: «Mustard ahuyenta la tribulación y devuelve la alegría de vivir». El paciente tratado con Mustard tiene la sensación de despertar lentamente de un profundo y oscuro sueño.

En estado Mustard positivo, las personas pueden recorrer los días soleados y nublados de su vida con una sensación de paz interior. Aunque no dejan de ver las nubes oscuras, ya no permiten que les opriman.

He aquí la diferencia entre el estado Mustard y el estado Gentian:

Mustard: La pena viene y se va sin una relación interior aparente

Gentian: El motivo de la pena es conocido, por ejemplo: climaterio, la crisis de la mediana edad, la pérdida de un empleo.

La diferencia decisiva entre los estados Mustard y Sweet Chestnut es la siguiente:

Sweet Chestnut: Un estado más activo; pueden traducir en palabras su honda desesperación.

Mustard: Estado más pasivo y afectivo; no saben lo que les ha ­sucedido porque no pueden reconocer ningún nexo con su otra vida.

Síntomas claves del estado Mustard:

De repente se presentan períodos de profunda melancolía sin causa aparente, y tal como vienen se van.

Síntomas en estado de bloqueo:

  • Profunda tristeza, pesimismo.
  • Algo pesado, negro, desconocido se abate; el alma pena.
  • De buenas a primeras, la melancolía envuelve a la personalidad como una nube negra.
  • El individuo se siente excluido de la vida normal, se han apagado todas las luces; clima interior de día de difuntos.  
  • No encuentra ninguna relación lógica entre este estado y su vida cotidiana.
  • Grave melancolía en la que el presente casi no es tenido en cuenta.
  • Completamente introvertido, cautivo de la pena.
  • No puede disimular ante los demás su estado de ánimo.
  • No puede contribuir a mejor su estado de ánimo con ar­gumentos razonables.
  • Es prisionero de esa sensación hasta que desaparece de sú­bito por si sola entonces se siente como liberado de una prisión

Estos estados lo asustan porque no los puede controlar.

Potencial en estado transformado:

Pasa los días, tanto claros como oscuros, con claridad interior, serenidad y estabilidad.

Recomendaciones para las personas en estado Mustard:

  • Reconocer el estado de ánimo, comprometerse con él de lleno, por ejemplo, escuchar música melancólica, navegar por el mar del Norte bajo la lluvia, o cosas parecidas.
  • Añorar su alma como un amante.
  • Psicoterapia, acentuando el trabajo simbólico.   

Frases de programación positiva:

«Estoy lleno de alegría»;

«Camino por cimas luminosas»;

«Mi corazón está liviano y alegre»;

«Estoy agradecido por las horas de dolor».

Después de tomar Mustard:

El sujeto tiene la sensación de irse despertando de a poco de un pesado y oscuro sueño.

En la entrevista con estas personas suelen mencionarse antecedentes de depresión endógena en la familia.

MUSTARD (REMEDIO C): el remedio caracterológico o crónico (C), es un remedio básico que corresponde a la estructura de carácter de cada individuo. Es para personas que vivieron en esa condición por períodos prolongados. En estos casos siempre hay rasgos de carácter que hay que tomar en cuenta. El tiempo que tarda en modificarse esa estructura depende de la edad y situación de cada persona, y siempre sucederá en fases, nunca abruptamente, y puede durar semanas o meses.

Apectos positivos:

Personas que gozan de estabilidad  interna, paz y alegría suficientemente fuertes como para contrarrestar cualquier ataque de melancolía.

Personas que ven las nubes oscuras pero no se permiten ser deprimidos por las mismas: por el contrario, el goce y la serenidad interiores los acompañan tanto los días nublados como los soleados.

En situación de desequilibrio:

  • Depresión profunda que envuelve al sujeto con un manto oscuro.
  • Estado depresivo y desesperado que hace que el sujeto se aísle del resto del mundo.
  • Personas que sólo pueden pensar en sí mismas, aun así sintiéndose extrañas en su propia vida y despojadas de todas sus energías.
  • Los que se sienten a merced de una fuerza negra de la que se creen que no pueden salir y que los mantiene prisioneros. Este estado puede aparecer y desaparecer bruscamente sin previo avi­so y sin razón aparente.
  • Esta depresión suele aparecer con la depresión de otras funcio­nes físicas como lentificación de movimientos, percepción reduci­da, lentificación mental, baja en los estímulos.
  • No se puede encontrar una conexión coherente entre el estado depresivo y el resto de la vida de la persona.
  • En melancolías o depresiones de tipo endógeno.
  • Para quienes tienen la sensación de estar hundidos en un pozo sin posibilidad de salida. Cuando se les pregunta si saben por qué están así, no saben dar razones.
  • Las personas en este estado son difíciles de acompañar y no logran sobreponerse a esta situación con argumentos lógicos. Se encuentran a merced de estos sentimientos hasta que éstos desaparecen por su cuenta y entonces tienen la sensación de haber sido liberados de una cárcel.
  • Puede haber síntomas fisicos como cefaleas, insomnio, inapeten­cia, falta de interés en la sexualidad y sensación de vacío inte­rior. También autorreproches.
  • A veces es un tipo de depresión que surge relacionada con la época menopáusica.
  • Depresión que aparece por ciclos de meses o épocas determinadas del año, como otoño o primavera.

Frecuentes verbalizaciones:

“Sufrode depresión: no me pregunte por qué!. De pronto me pongo contenta y de pronto veo todo negro.”

“‘Me siento totalmente bloqueada y separada de la Vida y no sé por qué.”

“Es como si hubiera perdido algo pero no sé qué.”

“Así como me viene esta depresión, así después de un tiempo se me va.”

“Tengo familia, hogar, dinero, no sé qué me pasa, no lo puedo entender, no tengo ganas de hacer nada, todo me es indiferente.”

“Sólo me atrae quedarme en la cama.”

“A la mañana me cuesta muchísimo levantarme y estoy muy deprimida, hacia el anochecer estoy mejor, pero a la mañana  siguiente estoy muy mal otra vez.”

“No sé para que vivo, nada me atrae ni me estimula. Sería mejor para mi familia y para mí que estuviera muerta.”

“Me siento como dentro un pozo negro.”

WHITE CHESNUT

White Chestnut, Aesculus hippocastanum, Castaño blanco o Castaño de Indias

Florece a finales de mayo o principios de junio. En su mayor parte las flores superiores del árbol son masculinas, y las inferiores, femenina al principio su color es blanco amarillento, luego se tiñen de manchas rojizas.

Principio

White Chestnut está relacionado con las cualidades anímicas de la tranquilidad espiritual y del discernimiento. En estado White Chestnut negativo se es víctima de ideas improcedentes, mal entendidas.

¿Quién no conoce este estado? Ha habido problemas en la empresa. Al cabo de dos horas de acalorado debate todo parece quedar arreglado satisfactoriamente pero una vez en casa, sumergidos en la bañera para relajarnos, se reanuda el debate: se nos ocurre todo lo que hubiéramos tenido que decir. Una y otra ve nos defendemos ante un imaginario consejo de empresa. Una otra vez escuchamos la observación desfavorable de nuestro socio, al que teníamos en tan alto concepto. No puede ser cierto que nos decepcione de ese modo. ¿Tal vez deberíamos separarnos? ¿Pero qué sería entonces del nuevo e importante proyecto Decidimos no pensar más por el momento. Mañana temprano habrá tiempo de meditar el asunto con calma. Lo primero es meterse en la cama y dormir. Sin embargo, el sueño anhelado no viene. Nos damos vueltas  y  vueltas en la cama abrumados por los mismos argumentos y contraargumentos, Si pudiéramos desconectar el torturante aparato pensante, si pudiéramos yacer quietos, si…!

Las personas de acentuados rasgos White Chestnut no expe­rimentan este estado de vez en cuando, sino con frecuencia. Mu­chos se acostumbran tanto a su diálogo interior, que casi lo con­sideran un estado normal.En estado White Chestnut negativo se es víctima de una mente demasiado poderosa que predomina sobre todos los demás planos de la personalidad. Algunas personas que usaron White Chestnut experimentaron en la meditación que su cabeza era como una unidad energética completamente separada de ellas.

«En pensamiento me muevo como un hámster en la rueda y no avanzo un solo paso», admitió un alumno de los cursos superiores en estado White Chestnut. «Mis ideas son como moscardones mentales que no logro ahuyentar de mi cabeza. Me dominan por completo: Hace poco estuve a punto de  golpearme la cabeza contra un poste de alumbrado, harto de mi discusión interior. En mi cabeza bulle tanta cháchara que en la oficina no logro concebir una  idea clara». Estas son típicas exteriorizaciones de personas en estado White Chestnut negativo. No pocos de ellos padecen dolores de cabeza,  en particular localizados sobre los ojos. Muchos tienen problemas para conciliar el sueño, o a las cuatro de la mañana los despiertan pensamientos que no logran ahuyentar, y que vuelven a meterse por la puerta del fondo como importuno representantes. Con frecuencia, la intensa tensión mental se re­fleja en el rostro. Al igual que los individuos en estado Vervain los que están en estado White Chestnut mueven inconscientemente el maxilar inferior como si masticaran.

Chancellor  escribe con mucho acierto: «A diferencia del estado Clematis en el que huimos voluntariamente de la realidad para refugiarnos en el mundo de nuestros pensamientos, en el  estado White Chestnut daríamos todo por escapar del mundo de nuestros pensamientos, para estar sólo en la realidad con mente clara y sobria».

Existen las más variadas hipótesis acerca del origen del estado White Chestnut negativo. El propio Bach decía que se presenta cuando el interés de la personalidad no está puesto con suficiente intensidad en la situación presente, como para absorber su mente por completo. En esos momentos parecen infiltrarse en la conciencia otros ciclos de ideas más importantes, con la esperanza de ser ordenados por fin satisfactoriamente.

En todo caso, en estado White Chestnut negativo parece no desarrollarse de manera óptima un proceso de selección en el plano espiritual y mental. La personalidad no ha desarrollado en este último una pauta eficaz de decisión para discriminar qué impulsos ideológicos deben ser tomados del sistema y cuáles relegados. Casi podríamos decir que toma con avidez todo lo que viene, y luego se ve confrontada a un cúmulo de estos impulso: que no puede ordenar. Estos revolotean en derredor como una ­infinidad -de breves notas o mensajes cifrados sobre un escritorio desordenado que ocultan a la vista los legajos realmente impor­tantes. El hombre sentado al escritorio está tan sobreexcitado a nivel mental que le resulta difícil  poner orden en su mesa y sepa­rar lo importante de lo que no lo es tanto, lo que tiene prioridad de lo que puede esperar.

En White Chestnut positivo la personalidad puede  dar vía libre a cualquier impulso ideológico extraño, que pasará vertiginoso de largo cómo un tren expreso, sin sucumbir a la tentación de abordarlo. Su estado mental se caracteriza por el sosiego y la la paz. Del claro lago de su conciencia surgirán por sí solas las respuestas y las soluciones deseadas. Las personas en estado White Chestnut positivo pueden aprovechar de manera constructiva su poderoso plano mental.Los médicos rurales del siglo pasado recomendaban a sus pacientes lleven consigo durante tres días consecutivos tres castañas crudas para combatir las cefaleas provocadas más por los nervios que por la excesiva afluencia de sangre al cerebro, y tenían éxito.

Véase la distinta sensación de carga mental entre los estado  Hornbeam, Scleranthus y White Chestnut:

Hornbeam: la cabeza pesa, la persona se siente sobrecargada, mentalmente; predomina  una sensación de desidia.

Scleranthus:  El pensamiento salta entre dos posibilidades como lo hace un saltamontes; se destaca en primer plano un sentimiento de indecisión.

White Chestnut: El aparato intelectivo está sobreexcitado, las ideas giran sin cesar, da lasensación de estar a merced de ellas.

Síntomas clave del estado White Chestnut

Determinadas ideas dan vueltas sin cesar en la cabeza, sin poderse librar de ellas. Departe y dialoga con su interior.

Síntomas en estado de bloqueo

  • Pensamientos o imágenes indeseables penetran continuamente en la conciencia y no se pueden ahuyentar.
  • Inquietud y debilitamiento del ánimo provocado por la preocupación o acontecimiento.
  • Se piensa una y otra vez en «lo que deberíamos haber dicho» o «lo que diremos».
  • Es como si la aguja se hubiera quedado atascada en un surco del disco.
  • Con el pensamiento, se marca el paso siempre en el mismo lugar, infructuosamente, como el hámster en su rueda.
  • Incesante cháchara interior, ecos que reverberan en la ca­beza.
  • Interiormente se analizan una y otra vez los mismos pro­blemas sin llegar a una solución.
  • Excesiva actividad interior del cerebro, de ahí que en la vida diaria se parezca distraído, por ejemplo: no escuchan cuando les interpelan.
  • Debido a la torturante congestión de pensamientos no se puede dormir, especialmente en las primeras horas del amanecer.
  • En ocasiones, la tensión mental hace rechinar los dientes, mover el maxilar inferior. Sensación de tensión en la frente y alrededor de los ojos.

Potencial en estado transformado

  • Estado mental equilibrado.
  • En la cabeza reina paz y sosiego.
  • De la calma interior aflora por sí sola la solución de cada problema.
  • Se puede trabajar de manera constructiva con la fertilidad mental que presenta cada individuo.

Recomendaciones para las personas en estado White Chestnut

  • Ocuparse mentalmente en el tema «fuerza de pensa­miento».
  • Disolver las ideas indeseables mediante la visualización:
  • Por ejemplo, ahogándolas en agua, quemándolas en fuego, cubriéndolas con nieve, despachándolas a bordo de un tren.
  • Hacer ejercicios respiratorios y de yoga que armonicen el sistema energético.
  • Frases de pronunciación positiva:«Me inunda la calma»;«Todo se desenvuelve consecuentemente»;«La solución buscada surge en mi por si sola»;«Libero todos los pensamientos extraños y extemporá­neos».

WHITE CHESTNUT (REMEDIO T): los remedios llamados transitorios o agudos (T) son aquellos que permiten re-armonizar estados mentales negativos que no son rasgos de carácter sino desórdenes transitorios. Es una condición que aparece en determinado momento, de repente, pero no requiere asistencia de emergencia. En estos casos el efecto de la flor, si bien es elegida, se siente en pocas horas, o a lo sumo en pocos días. 

Aspectos positivos

Personas capaces de hacer un uso constructivo de su podero plano mental, que controlan su pensamiento con una mente calma.

Quienes pueden deshacerse de sus pensamientos improductivo  para no perturbar la armonía. la calma y la paz de su mente.

Tienen la cualidad de que las respuestas y soluciones buscada para ciertos problemas circunstanciales emerjan espontáneamente.

Aspectos en desequilibrio

  • Aquellos que aunque desean relajarse, repiten mentalmente los problemas y discusiones que tuvieron a la mañana.
  • Aquellos que desean dormir pero que al apoyar la cabeza sobre la almohada no pueden impedir que sus pensamientos vaguen por todos lados sin poder desconectarlos.
  • Aquellos que se quejan de tener diálogos internos que los tortu­ran.
  • Aquellos que a pesar de sus deseos no pueden frenar los argumentos y contraargumentos que se les imponen mentalmente.
  • Personas que experimentan a su cabeza como un ente energético completamente independiente mientras meditan.
  • Para quienes sufren de dolores de cabeza en la zona de la frente justo arriba de los ojos.
  • Para problemas de insomnio, al irse a dormir, o de despertarse por los pensamientos que rondan la cabeza en medio de la noche.
  • Para todo tipo de pensamientos persistentes e indeseados que inoculan a la persona.
  • En personas con fallas en la selección de lo que desean pensar no hay discriminaciones entre pensamientos e ideas que debieran ser aceptados por  el sistema mental y aquellos que debieran ser rechazados.
  • Absorben todo y después no lo pueden integrar.
  • Personas cuyas ideas vagan desordenada y fragmentariamente como perdidas en el psiquismo, sin orden de prioridades entre las que son importantes y las que son banales. Pensamientos indeseados que dan vueltas y vueltas en la cabeza  y que no se pueden frenar.
  • Diálogos y argumentos mentales.
  • Preocupaciones o vivencias que vuelven una y otra vez al plan mental. Independientementede los deseos.
  • Los que no pueden evitar rumiar una y otra vez los mismos problemas o pensamientos.
  • Personas que debido a la hiperactividad mental ponen escasa atención a lo cotidiano. Por ejemplo, no escuchan cuando se dirigen a ellas.
  • En la psiquiatria: rumiación obsedente en las neurosis obsesivas y en las melancolías.
  • Personas’ cansadas, deprimidas durante el día, que de noche se sienten acosadas por un diálogo interior o con la cabeza llena de pensamientos que las torturan y que no pueden cortar.
  • Según Chancellor, aquellos que sienten como un disco rayado en la cabeza.
  • Diálogos y conversaciones internas frecuentes en la adolescencia.
  • Personas que inconscientemente aprietan sus mandíbulas inferiores o rechinan sus dientes.
  • Aquellos que se quejan de fallas en la concentración.
  • Los que sufren de trastornos en el sueño.
  • Según M. Scheffer  estos síntomas se encuentran frecuentemente entre personas que tuvieron meningitis.
  • A diferencia de Clematis que usa sus pensamientos para escapar del mundo. White Chestnut daría cualquier cosa por escapar de sus pensamientos al mundo. El pensamiento de White Chestnut es penoso, el de Clematis no.

Frecuentes Verbalizaciones

“En mis pensamientos parezco un hámster en su rueda, siempre girando en redondo, sin avanzar un solo paso.

“Mis pensamientos me dominan y no los puedo apartar de mi ca­beza.”

Cuando estoy muy ocupado con mis pensamientos a veces ni me fijo en los semáforos al manejar.”

“Mi cabeza está tan llena de cosas que no puedo pensar una Idea coherente y clara cuando estoy trabajando.”

“Cada vez que me quiero sentar a estudiar en mi cabeza apare­cen todo tipo de pensamientos bullendo y no me puedo concen­trar en lo que quiero hacer.”

“No sé qué daría por tener mi mente fresca y clara.

“Me siento prisionero de mis propios pensamientos.

“No puedo sacarme de la cabeza que en la discusión con mi jefe yo debería haberle dicho… mañana voy y le digo… porque no le dile… si le dile… me dijo…”

“Me retumba la cabeza como con ecos.

‘Lo único que me falta es que me cuelguen un cartelito que diga Ocupado pensando’.”

‘Me despierto a las   de la mañana pensando y con Imágenes. No puedo desenchufarme.”

Tomando White Chestnut
Entre otros beneficios facilita la concentración y el desarrollo de facultades creativas e intuitivas.

WILD ROSE

Wild Rose, Rosa canina, Rosa silvestre o escaramujo

Esta planta, que dio origen a muchas especies de rosas cultivadas, crece a la vera soleada de los bosques, en setos y laderas pedregosas. Sus flores blancas, rosa claro o rosa fuerte, se abren entre junio y agosto, presentan cinco grandes pétalos y brotan aisladas o en grupos de tres.

Principio                                                                              

Wild Rose está relacionada con las capacidades anímicas de la entrega y la motivación interior. En estado Wild Rose negativo  se entiende erróneamente el principio de la entrega y se vive de manera negativa. En lugar de entregarse gozosos a la vida y a su cometido de conformidad con el Gran Todo, en estado Wild Rose el individuo  se abandona a expectativas negativas muy fijas. Este error proviene a menudo de los primeros días de vida, o quizá venga ya con nosotros de formas de existencia anteriores. Provoca una ­total renuncia de la propia iniciativa, una resignación apática frente a la vida interior y exterior.

Un bebé que llora durante horas por la ausencia de su madre en algún momento deja de esperar a que ella venga y sacie su hambre. Se abandona a su destino, con una sensación de infinito desamparo y vacío total. Desaparece el interés de vivir. Lo que queda es un a apático seguir vegetando Los pacientes que necesitan Wild Rose dan con  frecuencia impresión de estar medio muertos, se ven como plantas achapa­rradas por las que no corre la savia vivificante. Ya han pasado por todas las depresiones. Han capitulado como «condenados vitali­cios» y se han resignado a su destino. Creen que su situación es irreversible: su enfermedad crónica, su matrimonio fracasado o su trabajo poco satisfactorio. No conciben la idea de que para ellos pueda haber algo diferente.

«Esto nos viene de familia». «No me queda más remedio que soportarlo». «Para mí la suerte está echada de todos modos». Estas y otras frases similares, dichas con voz inexpresiva, no des­piertan, por lo general, compasión en el entorno porque las cir­cunstancias externas no siempre son tan negativas.

Las personas en estado rosa silvestre son aburridas y fatigan, pues su apático desinterés torna opresivo el clima a su alrede­dor.

También se ha definido el estado Wild Rose como «anemia psíquica», porque a raíz de muchos programas mentales de inhi­bición, el ser no es capaz de absorber la energía vital del cosmos con la correcta calidad y transformarla en su interior.

No siempre el estado Wild Rose es tan manifiesto como se lo describe aquí. Si transcurre en planos más sutiles, puede eviden­ciarse, a modo de compensación, una especie de actividad deses­perada, como la que se observa a veces en los llamados «ejecuti­vos agresivos».

La persona que toma Wild Rose advierte un paulatino des­pertar de su chispa vital y comienza a vivir de nuevo. Redimida ya, puede entregarse cada día más a la vida. Inundada cada vez más de energía vital, puede dejar que por fin afluyan a ella las grandes y pequeñas riquezas de la vida y lo haremos con gozosa expectativa y vivo interés.

Con frecuencia, Wild Rose es un remedio para tratamientos prolongados, pero también se ha mostrado eficaz en estados transitorios de abulia: por ejemplo, durante una psicoterapia en la que se trabaja sobre los primeros arios de vida; tras la atenua­ción de la energía vital debido a una excesiva actividad sexual; después de abortos o de una fase de intenso trabajo sobre la pro­pia personalidad.

He aquí la diferencia entre la desesperación en estado Wild  Rose y Gorse:

Wild Rose: Vive en una apatía mortal. No se le ocurre esperar­ algo distinto para su persona. Completamente pasivo.

Gorse:     Tiene esperanzas, pero se desespera porque cree tener  que enterrarla definitivamente. En su interior es algo más activo que Wild Rose.

Diferencia entre la resignación en estado Sweet Chestnut en estado Wild Rose:

Sweet Chestnut: Cree haber alcanzado el límite de su resistencia. Se halla ante el limite inmediato de la resignación, pero todavía no se entrega.

Wild Rose: Se resigna a haber cruzado el limite. Interiormente, se ha entregado en parte o por completo. Más pa­sivo que Sweet Chestnut.

Síntomas clave del estado Wild Rose

Desinterés, apatía, resignación, capitulación interior.

Síntomas en estado de bloqueo

  • Interiormente se ha claudicado, aun cuando las circunstan­cias exteriores no son de manera alguna tan desesperadas o negativas.
  • Pérdida total de la alegría de vivir y de la motivación inte­rior, debida a decisiones inconscientes negativas.
  • Ya no se hace esfuerzo alguno por cambiar algo en la pro­pia vida hacia lo positivo.
  • Con actitud fatalista la persona se conforma con todo.
  • Se somete a su destino, por ejemplo: un matrimonio desdichado, una profesión insatisfactoria, una enfermedad crónica, etc.
  • Cree ser portadora de una tarea negativa hereditaria.
  • Tristeza subliminar.  No se queja de su estado que considera normal.
  • Se siente aburrido, indiferente e interiormente vacío.
  • Estado de lasitud, de total falta de energía, apática.
  • Habla con voz monótona y apagada.

Potencial en estado transformado

  • Cada día se halla un nuevo interés en la vida.
  • Se vence lo cotidiano sin esa sensación anquilosante de la rutina.
  • El individuo puede entregarse contento a sus leyes vitales interiores.
  • Vive con la sensación de libertad y flexibilidad interior.

Recomendaciones para las personas en estado Wild Rose

  • Reconocer que se deben cambiar consciente y decididamente los programas mentales negativos.
  • Psicoterapia con trabajo simbólico.
  • Realizar entretenimientos físicos que obliguen a reaccionar con flexibilidad y a improvisar.
  • Frases de programación positiva:

«Tengo derecho a todo lo que deseo de la vida»;

«Siento que mi vida se torna cada vez más hermosa e inte­resante»;

«Me embarco de lleno en la vida»;

«Desarrollo nuevos programas positivos de vida».

WlLD ROSE (REMEDIO T Y A VECES C):  los remedios llamados transitorios o agudos (T) son aquellos que permiten re-armonizar estados mentales negativos que no son rasgos de carácter sino desórdenes transitorios. Es una condición que aparece en determinado momento, de repente, pero no requiere asistencia de emergencia. En estos casos el efecto de la flor, si bien es elegida, se siente en pocas horas, o a lo sumo en pocos días. Existe también el remedio caracterológico o crónico (C), que es un remedio básico que corresponde a la estructura de carácter de cada individuo. Es para personas que vivieron en esa condición por períodos prolongados. En estos casos siempre hay rasgos de carácter que hay que tomar en cuenta. El tiempo que tarda en modificarse esa estructura depende de la edad y situación de cada persona, y siempre sucederá en fases, nunca abruptamente, y puede durar semanas o meses.

Características positivas

  • Personalidades que diariamente encuentran nuevos intereses en la vida. No se dejan paralizar por la rutina, siguiendo sus inquietudes interiores con dedicación y logrando que sus motivaciones internas e interés en las cosas les produzcan gran capacidad de goce.
  • Poseen libertad y flexibilidad para recrear lo cotidiano, disfrutar de lo interesante y hermosa que es la vida.
  • Sienten que tienen derecho a todo lo que desean que la vida le brinde

En estado de desequilibrio

  • Personalidades muy pesimistas. Fijadas a expectativas negativas.
  • Personas sin iniciativa personal con apatía y resignación tanto hacia la vida interior como exterior.
  • Criaturas que pidiendo atención de sus mamás y no habiéndola ­recibido abandonaron la esperanza de ser tomadas en cuenta, re­signándose a la concomitante sensación de vacío.
  • Personas con my poco interés en la vida. que vegetan en lugar de vivir, sin energía. A veces parecen medio muertas (desde un punto de vista psíquico, no físico. Va más allá de la depresión.
  • Personas en las que aparece una especie de capitulación, como si estuvieran sentenciadas y aceptaran opacamente su destino.
  • Aquellos que piensan que sus circunstancias no pueden ser mo­dificadas  sea su enfermedad crónica, su matrimonio atascado y sin esperanza o su trabajo poco satisfactorio.
  • Quienes no se les ocurre qué las cosas puedan ser diferentes.
  • Personas con cara inexpresiva, con voz monótona.
  • Personas que son aburridas como compañía y por eso cansan a  los demás. Su apatía y falta de interés deprimen todo su entorno.–
  • Personas que aparecen como desvitalizadas, mentalmente poco activas, abúlicas.
  • Puede interpretarse este estado como una forma de depresión.
  • Personas “que no tienen ganas”. Aplastadas.
  • A nivel energético pareciera que les es imposible a este tipo de  personalidades tomar las energías cósmicas en sus cualidades positivas y transformarlas dentro de sí. (según. M. Scheffer.)
  • A veces el estado Wild Rose aparece sobrecompensado por hipe­ractividad, como en el caso de ejecutivos exitosos. que sin embargo se quejan de que no le encuentran el gusto a la vida.
  • Según R. Demarchi. en estos pacientes. por estar encerrada la” energía suelen presentarse dificultades de elongación y en las articulaciones.
  • Personas  que así como son espectadoras de la vida, sin participar en ella así también se quedan sentadas frente al televisor.
  • En vivencias que lo dejan a uno aplastado, como por ejemplo abortos.
  • Personalidades muy pasivas  en estado de apatía casi paralizante. Faltos de interés y ambición. Resignados, con chatura emocional. Ni felices ni tristes.
  • Bloqueo tal de energía que hace que la persona renuncie aunque   las circunstancias no sean tan negativas y sin esperanza.
  • Personas que no hacen ningún esfuerzo para producir cambios   positivos en sus vidas.
  • Crónicamente aburridos, rendidos, descoloridos, indiferentes, va­cíos desinteresados, aletargados, hipotónicos.
  • Poco o ningún registro emocional, tanto interno como externo, nada lo estimula,
  • No buscan cambios, por eso dejan pasar las oportunidades. Es demasiado esfuerzo para ellos.

Frecuentes Verbalizaciones

“Esto es así, ¿qué voy a hacer?”

“Esto me viene de familia. Uno tiene que aprender a convivir con lo que es. Ya está jugado en lo que a mí concierne, de todas ma­neras.

“Yo me resigno a la fatalidad. Que sea lo que debe ser.”

“Yo soy un fracasado, soy así.”

“Yo no me quejo de mi situación, es como es.”

“Siempre estoy cansado, tengo poca energía, no estoy motivado   para hacer gran cosa.”

“Mi señora dice que mi vida transcurre frente al televisor. Tal vez  sea así.”

“Así es la vida.” (Frente a alguna adversidad.)

“Yo estoy bien como estoy.”

“Me preguntan si estoy vivo o sólo vegeto.”

“Me siento siempre como opaco. Nada me hace feliz. En realidad, nada en la vida me entusiasmó nunca.”

“Cuando yo hablo nadie me presta atención.”

“Me siento con poca fuerza. Poca vitalidad como para emprender algo.”

“No lo hago ni lo hice nunca, pero tal vez si me drogara…”

Tomando Wild Rose

El individuo gradualmente se pone más vivaz, más lleno de vida y energía vital. Liberado, con fuerzas para participar activamente de la vida.

Es un remedio que hay que tomar durante mucho tiempo y repo­ne energía en todos los niveles, hasta en el de la sexualidad para aquellos con apatía sexual.

A veces es un estado difícil de diagnosticar,especialmente si es crónico.

OLIVE

Olive, Olea europaea, Olivo

El olivo perenne del Mediterráneo florece en distintos meses de la primavera, según el país. Cada inflorescencia presenta de veinte a treinta flores blancas insignificantes.

Principio

La paloma llevó a Noé una rama de olivo en señal de que el diluvio había terminado y que la tranquilidad y la paz habían regresado a la Tierra. De manera análoga, la esencia floral Olive está relacionada con el principio de la regeneración, de la paz y equilibrio restaurado.

Es la  calma después de la tempestad» cuando después prolongadas y duras exigencias, el cuerpo, el alma y la mente han quedado totalmente agotados y consumidos: después de una grave dolencia física, después de prolongados regímenes alimentarios, después de haberse visto privados de sueño, pero también después del cuidado sacrificado de un enfermo de la familia, después de largos años dedicados a una ocupación secundaria y de intensos procesos evolutivos interiores que han consumido demasiada energía en los planos inconscientes.

En todo caso, cuando en el estado Olive negativo «se apaga el horno» como consecuencia de la fatiga, ocurre lo que se podría llamar la «huelga energética». Ya no quieren ver ni oír nada más solo dormir o simplemente quedarse sentado. La tarea más insignificante como lavar los platos cada día, se transforma en una insuperable dificultad: «Estoy tan agotado que en cualquier momento me pondría a llorar» Estoy harto de todo, me siento mal de tanto cansancio». «Ya no tengo ganas siquiera de dedicarme a mi pasatiempo favorito» estas son las frases típicas que se exteriorizan en estado Olive negativo.

Las personas que caen con frecuencia en este estado deben aprender a manipular correctamente su fuerza vital o sea su energía. Su error reside en que agotan sus fuerzas por entero en el plano de la personalidad, cuyo potencial energético es limitado en lugar de beber en las fuentes superiores.

En los períodos de grandes sobrecargas de trabajo se evidencia con claridad que el individuo no debe esforzarse hasta el límite de rendimiento personal, sino pedir energía de las fuentes más elevadas a través de su Yo Superior. En el Universo existe suficiente energía a su disposición, cuando se la requiere con la debida conciencia de que no se vive de su propia fuerza. Al mismo tiempo, se impone reconocer y aceptar las leyes muy individuales del propio cuerpo.

Todo estado Olive es una invitación a la humildad y a la vez desafío a aprender a manipular correctamente la fuerza vital o a la energía divina. A algunas personas les resulta difícil, pues el        sistema de alarma de su cuerpo a través del cual el Yo Superior advierte que nos estamos desgastando demasiado en lo físico, lo espiritual o mental, funciona de manera precaria.

Las personas en estado Olive positivo experimentan que aun el estrés más agudo puede ser superado con vigor y alegría. Tienen puesta la mira en otras reservas energéticas, al parecer más notables. Comprenden las pequeñas señales y son capaces de adaptarse con flexibilidad a las correspondientes condiciones y  exigencias energéticas. Se confían por entero a su guía interior, con la idea de que en el momento oportuno les fluirán las fuerzas necesarias del Universo.

Frente a un estado Olive negativo, el terapeuta debe prestar mucha atención al lado físico. El hecho de que la energía no fluya correctamente por todo el sistema se evidencia a menudo en las disfunciones físicas, por ejemplo, en la alteración del porcentaje de oxigeno en la sangre, en una insuficiencia renal, en una flora intestinal intoxicada y otros fenómenos. El estado Olive también debe ser investigado a fondo y tratado en el plano físico, si no se hizo con anterioridad. A la inversa, en el tratamiento de las dolencias físicas que consumen mucha energía, Olive siempre es un buen auxiliar que robustece el cuerpo y el alma. De acuerdo con las experiencias de algunos terapeutas, Olive demostró su eficacia, junto con otros remedios, para el tratamiento ulterior del alcoholismo.

He aquí la diferencia entre Olive y Hornbeam:

Olive: Para el agotamiento total del alma, de la mente y del cuerpo.

Hornbeam: El agotamiento es más bien mental. Por la ma­ñana, el individuo cree no poder cumplir con sus cometidos, pero a medida que transcurre el día se hace evidente que sí lo consigue.

Síntomas clave del estado Olive

Completo agotamiento, extremo cansancio del cuerpo y espíritu.

Síntomas en estado de bloqueo

  • Huelga energética, «todo es demasiado».
  • Extenuación después de prolongada y sostenida sobreexigencia o de una larga enfermedad física al final, el paciente se siente sin vitalidad.
  • Necesita mucho sueño.
  • No puede emprender nada, no tiene ganas absolutamente de nada.
  • Profundo cansancio interior después de épocas de intensas luchas y cambios interiores en los que se consumió mucha energía psíquica.
  • Agotamiento por la prolongada y sacrificada atención a enfermo.
  • No puede manipular debidamente su energía vital.   
  • En la vida siempre alterna las fases de gran rendimiento  y extremo agotamiento.

Potencial en estado transformado

  • Mucha fuerza y vitalidad.
  • Dispone de reservas energéticas, aparentemente inagotables.
  • En las fases de sobrecarga se abandona por entero a la guía interior y de este modo puede superar con vitalidad y buen   humor los mayores esfuerzos.    

OLIVE (REMEDIO T)

Aspectos positivos

Personas que pueden enfrentar situaciones de stress en el más completo equilibrio de sus fuerzas y sin perder el  buen ánimo. Pareciera que sus recursos fueran inagotables, pero son capaces de tomar en cuenta señales de alarma, reconociendo las necesidades de su cuerpo. Son flexibles en adaptarse al gasto de energía que se les requiere.

Gran fuerza y vitalidad, bien administradas en momentos de gran stress.

Frecuentes verbalizaciones

“Me siento como si me hubieran apaleado”.

“Estoy exhausto, agotado, cansado. Ya no puedo más con mi cuerpo.”

“Primero tuve que cuidar a mi madre enferma. Saqué fuerzas d donde podía. Ahora ella esta bien y caí yo”

“No quiero ni ver ni escuchar más nada. Sólo descansar y descansar”.

“Estoy tan cansada que podría hasta llorar. No puedo más.”

“Parpadear es demasiado esfuerzo para mi.”

“No puedo parar de dormir.”

“El cuerpo no me responde. De la cabeza ando bien. No tengo ni fuerzas para hacer lo que más me gusta.”

“Ni con todo el oro del mundo me sacan ahora de mi casa.”

“Estoy 10 minutos parada y siento que me tengo que acostar por que no puedo más. Es como si se me hubieran descargado las pilas.” (Dicho por una persona de edad avanzada.)

Aspectos en estado de desequilibrio

  •  Para aquellos que se encuentran sin fuerzas físicamente para ha­cer el mínimo esfuerzo.
  • Para quienes sienten que vivir es un sufrimiento, carente de placer por el cansancio que implica.
  • En convalecencias para recuperar fuerzas.
  • En personas que no saben usar su energía vital adecuadamente y desafían sus fuerzas más allá de lo razonable.
  • Personas que tienen alguna pérdida de su caudal de energía por diferentes causas y que puede manifestarse físicamente por alguna disfunción. Conviene hacer un chequeo médico en estos casos.
  • Para recuperación de alcohólicos en abstinencia.
  • En estados de gran fatiga física y mental, en los que el individuo está exhausto y sin reservas.
  • Posterior a situaciones de crisis, pérdidas afectivas, divorcios, guerras, operaciones, enfermedades de larga duración, o muy dolorosas, en las que el individuo se queda sin vitalidad.
  • Ayuda a estudiantes con muchos exámenes o a aquellos que seencuentran involucrados en algún trabajo mental o físico pesado, agotador.
  • Para personas ancianas que sienten que les quedan pocas fuerzas.
  • Después de un día tan agotador que la persona quedó exhausta.
  • En pacientes oncológicos que sufren gran desgaste en tratamientos, Olive los saca del terrible agotamiento.
  • En NIÑOSque han  sido operados.

Dando Olive se logra

Reciclar la energía, tanto física como psíquica. También da vitalidad y regenera la piel.

 Recomendaciones para las personas en estado Olive

  • Analizar el tema energía, prana y otros similares.
  • Ejercicios de yoga dosificados que sirven a la armonización del sistema energético.
  • Dormir mucho.
  • Buscar expansión al aire libre, en el bosque.
  • Alimentación rica en proteínas etéricas, por ejemplo: cereales, hortalizas, frutas.
  • Frases de programación positiva:

«Pido fuerzas para mi misión»;

«Siento que la fuerza cósmica fluye hacia mí»;

«Reconozco las necesidades de mi cuerpo».

CLEMATIS

Clematis, Clematis vitalba, Clemátide

Esta trepadora crece en suelos calcáreos, en sotos, zarzales y bosques. El tallo de las plantas más viejas, que alcanzan una longitud de hasta 12 metros, es sarmentoso y de dos a tres centímetros de grosor. Florece de julio a septiembre. Las flores de suave fragancia presentan cuatro sépalos de color blanco verdusco. En otoño, los pistilos se vuelven plateados filamentosos como el cabello de un anciano.

Principio

La Clematis está relacionada con la capacidad anímica del idealismo creador. En estado Clematis negativo, la personalidad trata de participar lo menos posible en la vida real y de ensimismarse en el mundo de la ilusión y la fantasía.

Nos cruzamos en la calle con una jovencita, hija de nuestros vecinos, y nos mira con grandes ojos, con una mirada muy remota, perdida en un país de maravillas y sin el menor vestigio en ella de que nos haya reconocido. Es un típico caso Clematis, a igual que nuestro pequeño profesor distraído de nueve años cuyo cuerpo comparte con nosotros la mesa del almuerzo, pero su espíritu vuela raudo por el universo como comandante de una nave espacial. La conocida violinista que vive en la casa de a lado y que da la impresión de ser algo torpe en las cuestiones de la vida cotidiana, es también una representante del estado Clematis.

«¿ De veras?  ¡No te puedo creer. !»  Estas y otras expresiones estereotipadas  se escuchan con frecuencia en labios de personas en este estado, que en realidad no tienen el menor interés en lo que el otro quisiera comunicarles porque su pensamiento está en otra parte.

Los individuos Clematis son caminantes entre dos mundos. Para ellos, la realidad no es particularmente atractiva, de ahí que siempre que les es posible se apartan del tedioso presente para refugiarse en los castillos en el aire de su imaginación. Cuando algo amenaza tornarse desagradable o difícil, proponen, ante el horror de sus cónyuges, soluciones en extremo irreales o se entregan a utopías.

En estado Clematis negativo la personalidad atribuye, al parecer, poca importancia a la realidad física. Por esta razón, en el plano físico hay a menudo muy poca energía. Esta energía puede hacerse evidente en lo corporal y en la conducta. El paciente necesitado de Clematis tiene con frecuencia las manos y los pies fríos, se siente a veces como si tuviera la cabeza vacía, su memoria deja que desear y le cuesta pormenorizar. Corre a la cocina tropieza con las jambas de la puerta por su deficiente orientación espacial, y una vez allí ya no recuerda qué iba a hacer.

Como prefiere pasar sus propias películas en su cine interior en lugar de participar del gran teatro universal de la realidad tarde o temprano tiene tendencia a sufrir trastornos visuales auditivos. Por andar sumergido en un estado de ensoñación tiene más probabilidades de sufrir accidentes de tránsito en la vía pública. A las personas en estado Clematis les gusta dormir larga y profundamente, voluntaria o involuntariamente, cuando ven la televisión, asisten a una conferencia o durante el sermón de los domingos. Su activa vida interior no les deja mucho poder de concentración para el tema. Estos individuos casi siempre parecen algo distraídos. En realidad, nunca están totalmente despiertos.

Como consumen la mayor parte de la energía psíquica en los planos interiores, jamás se les ve arrebatados. Son poco agresivos no tienen miedo. A veces, reaccionan ante una buena noticia con la misma indiferencia irritante que ante una mala.

La tarea del médico no es fácil con una persona en estado de Clematis enferma, pues su instinto de autoconservación es débil  por ende también su impulso a sanar.

A veces casi se tiene la impresión que a los pacientes Clematis no les asusta abandonar esta tierra para reunirse quizás en el más allá con un ser querido perdido. No en vano Edward Bach llamó al estado Clematis  una forma cortes  y decente de suicidio. La ola romántica de añoranza por la muerte a fines del  siglo fue una perfecta manifestación del estado Clematis negativo.

Las personas de tipo Clematis tienen por lo general un potencial de talento creador mayor que el hombre promedio, por esta razón se las encuentra a menudo en profesiones productora de sueños, como pueden ser el sector de la moda, la cinematografía y la prensa. Si su potencial creativo no puede volcarse en la realidad, casi automáticamente se presenta el estado Clematis  negativo, en el que la energía creadora aparece como un romanticismo exagerado, excentricidad o, distorsionada, bajo la forma de toda clase de ideas fijas.

Muchas personas en este estado ansían un futuro mejor en el que por fin podrán materializarse los verdaderos ideales humanos, así como en este momento mucha genteaguarda un desastre total con la esperanza de que luego seguirá una nueva era dorada.

La personalidad en estado Clematis negativo no piensa que todo futuro se conforme en el presente y que para esta misión la  Providencia planeó el concurso de toda energía, todas las manos todos los cerebros, todos los corazones. Quien se limita a apearse y espera a que llegue su hora, no sólo perjudica al Gran Todo sino también al propósito de su propia alma, y ha interpretado  erróneamente el sentido de su existencia terrenal.

Si la personalidad se abre a su verdadera misión, reconoce más y más las verdaderas relaciones entre el mundo físico y el espiritual y él profundo sentido de todo el acontecimiento. De este modo, su vida real se hace cada día más interesante.

La energía Clematis positiva se da entre los individuos que tienen bajo control su rica imaginación y pueden introducirla certeramente en el mundo de la materia, que a través de la belleza y sensibilidad de sus ideas y acciones enriquecen su entorno. Ejemplo de ello son los artistas, los sanadores, los idealistas prácticos. Clematis puede ser un remedio eficaz en proceso de larga duración, pero también emplearse con buenos resulta los en todos los estados psíquicos y físicos transitorios en los que la conciencia ha sido sustraída del presente por la alegría, la  pena o circunstancias físicas.

Las personas típicamente Clematis soportan peor que la demás los psicofármacos, los experimentos con drogas y la privación del sueño. Algunos terapeutas emplean Clematis para evitar la amenaza de infecciones, porque restablece de manera más intensa el vínculo del cuerpo físico con sus otros planos.

En combinación con otras flores de Bach, Clematis ha ayudado a matrimonios, cuya esterilidad no respondía a ninguna  causa orgánica, a concebir un hijo.

Recomendaciones para las personas en estado Clematis

  • Adoptar aficiones creativas, como por ejemplo, tejer, pintar, etc., en las que no sea obligatorio transformar en la materia el potencial creativo no usado.
  • Trabajar teórica y prácticamente con el concepto «así como en lo interior, en lo exterior».
  • Hacer ejercicios de yoga que robustezcan el cuerpo etéreo.
  • Mucha luz y sol.
  • Frases de programación positiva:

«Reconozco cada vez más las relaciones entre el mundo in­terior y el mundo exterior»;

«Mi misión se encuentra en el presente concreto»;

«Me inspiro y traduzco mis ideas en la realidad»;

«Participo».

Síntomas clave del estado Clematis

Ensoñación: siempre están ausentes con el pensamiento; ponen poca atención en lo que sucede a su alrededor.

Síntomas en estado de bloqueo

  • Absorta en sus pensamientos y alejada, la persona rara vez está del todo presente.
  • Falta de atención, distracción, sueña despierta.
  • No tiene interés por el presente y vive más bien en los mundos de su fantasía.
  • Camina entre dos mundos, a menudo no se siente cómoda en la realidad.
  • Da un gran lugar a la fantasía en su vida.
  • Da la impresión de estar algo desorientada, «aplastada».
  • Frente a las dificultades suele refugiarse en ideas irreales e ilusorias.
  •  Mirada típica: como si viniera de lejos, como si estuviera distante.
  •  Parece adormilada, como si no estuviera del todo des­pierta.
  •  Reacciona con igual indiferencia ante las buenas noticias que ante las malas.
  • Ausencia de instintos agresivos y de miedos, porque no está plenamente en el presente.
  • Falta de vitalidad; a menudo llama la atención su pali­dez.
  • Suele tener cíe pronto las manos y los pies fríos o una sen­sación de vacío en la cabeza.
  • Sensación de estar flotando; a veces se siente amodorrada, como bajo los efectos de un narcótico.
  • Necesita dormir mucho, le gusta cabecear en los momentos más inconcebibles.
  • Propensión a los desmayos, se «aparta» con facilidad.
  • Falta de vitalidad, se agota fácilmente.
  • Mala memoria, carece del sentido de la pormenorización porque por desinterés no se esfuerza en escuchar con atención.
  • Propensión a los trastornos visuales o auditivos, ya que los ojos y oídos se vuelven más hacia el interior que al exte­rior.
  • En caso de enfermedad, muestra poco interés por restablecerse, ya que el instinto de supervivencia física es muy débil.
  • No es capaz de distinguir claramente entre la fantasía y la realidad.
  • A menudo se encuentra entre los talentos creativos no desplegados, personas con dotes artísticas dedicadas a áridas ocupaciones para ganarse la vida.

Potencial en estado transformado

  • La persona que consigue dominar su mundo de ideas y cada día obtiene de la realidad nuevos estímulos, porque entiende y acepta las relaciones entre los diversos mundos y su significado profundo.
  • La creatividad se traduce certeramente en la realidad física, por ejemplo, cuando se trata de un escritor, de un actor, un dibujante, etc.

 CLEMATIS (REMEDIO C Y T): los remedios llamados transitorios o agudos (T) son aquellos que permiten re-armonizar estados mentales negativos que no son rasgos de carácter sino desórdenes transitorios. Es una condición que aparece en determinado momento, de repente, pero no requiere asistencia de emergencia. En estos casos el efecto de la flor, si bien es elegida, se siente en pocas horas, o a lo sumo en pocos días. Existe también el remedio caracterológico o crónico (C), que es un remedio básico que corresponde a la estructura de carácter de cada individuo. Es para personas que vivieron en esa condición por períodos prolongados. En estos casos siempre hay rasgos de carácter que hay que tomar en cuenta. El tiempo que tarda en modificarse esa estructura depende de la edad y situación de cada persona, y siempre sucederá en fases, nunca abruptamente, y puede durar semanas o meses.

Aspectos positivos

Aquellas personas como poetas, artistas, diseñadores, científicos que integran su capacidad creativa, sus ideales, sus fantasías, sus sueños, utililizandolos en su realidad cotidiana como un modo de crecimiento y enriquecimiento tanto en lo personal como del mundo que los rodea.

Personas que se permiten vivir plenamente el presente consciente de la belleza y sensibilidad de su pensamiento o acción.

Aspectos negativos

  • Pérdida de conciencia, lipotimias, coma.
  • A nivel de ideas: fabulador. Para los que están en la luna.
  • En psicosis, por su desconexión con la realidad.
  • A nivel de emociones: está como abrumado, obnubilado, lento, indiferente, desconectado con el presente, aturdido, con entur­biamiento de conciencia.
  • A nivel del cuerpo: pálido, ojeroso, cuerpo pesado, somnoliento
  • Estados de ensoñación. Para el que vive en un mundo diferente, sea porque se nutre constantemente con sus fantasías o porque escapa de la realidad y le resulta muy duro bajar a la tierra.
  • En trastornos auditivos y visuales que no se deban a una enfermedad crónica.
  • Para “aterrizar” después de haber estado desconectado al volver de un viaje, en relación con el desajuste de tiempo y espacio.
  • Para las personalidades distraídas, inconstantes, que viven mas en el futuro que en el presente.
  • En adolescentes con ensueños diurnos que se refugian en un mun­do de fantasía y viven sólo haciendo proyectos para el futuro.
  • Falta de concentración o atención.
  • Personas que duermen en exceso.
  • Personas que prestan poca atención a lo que pasa a su alrededor. Suelen estar con el pensamiento en otras cosas.
  • Ponen poca energía en cuidarse o curarse en caso de enfermedad.
  • Personas de gran talento antístico, romántico, imaginativo, pero que toman poco contacto con la vida y se encierran en su propio mundo lleno de una frondosa imaginación.
  • Personas poco interesadas en lo que otros pudieran contarles. Poco conectados.
  • Personas con gran capacidad de construir castillos en el aire.
  • Personas que se quejan de sentir un vacío en la cabeza.
  • Aquellos que se quejan de poca memoria y que no son nada detallistas. En realidad se debea que no prestan atención.
  • Personas que hacen su propia película en vez de participar con los demás.
  • Personas que raramente se violentan, se ponen agresivos o ansio­sos. Tienen bajo instinto de autoconservación. Más bien “se dejan ir”.
  • Mala tolerancia a los psicotrópicos.
  • Esta flor aumenta la fertilidad cuando no hay razón orgánica para no concebir.
  • Personas que reaccionan con la misma indiferencia frente a las buenas noticias como a las malas.
  • A veces sensación de estar flotando en el vacío, como anestesiado­
  • “Me cuesta concentrarme en la escuela y prestar atención todo el tiempo. Generalmente mis pensamientos van para otro lado.”
  • “A veces me invento situaciones y termino creyéndomelas yo mismo.”
  • “Se me duermen fácilmente las manos y los pies.”
  • “En la clase me pusieron el apodo de profesor distraído.”
  • Se duermen en cualquier lugar  o momento, a veces sólo 10 mi­nutos, y luego siguen.
  • Tendencia a desmayarse con facilidad, desmemoriados, distraídos, hipersomnia.
  • Faltos de conciencia de sus problemas,vienen a un tratamiento pero en realidad no saben bien para qué consultan.
  • Para los que oyen sin escuchar, miran sin ver, olvidan lo que di­cen o lo que se les dice.

Al indicar esta flor

Tener en cuenta que por ser un remedio que despabila puede, en pocos casos, producir insomnio. Sí es así, reducir la frecuencia de las tomas.

Verbalizaciones

“Ando con sueño todo el día.”

“Voy manejando y de repente me doy cuenta de que estoy yendo a otro lado del que quería ir.”

“Soy muy distraído.”

“Me molestan los contrastes de luz/oscuridad.”

“Me molestan los ruidos.”

“Me encanta la penumbra.”

“Tengo mala memoria, me lo paso buscando cosas que no recuerdo donde guardé.”

“Estoy lleno de hematomas porque me golpeo por no presta atención  por dónde camino.”

“Suelo soñar con los ojos abiertos.

HONEYSUCKLE

 Honeysuckle, Lonicera caprifolium, Madreselva

Esta trepadora vigorosa, fragante, crece en los bosques, en los lindes de éstos y en los prados. Los pétalos de las flores, rojos por fuera y blacos por dentro, toman color amarillo en la época de la fecundación. Es más rara que la Honeysuckle amarilla y florece entre julio y agosto.

Principio

Honeysuckle tiene que ver con la capacidad para transformarse y a comunicación. En estado Honeysuckle no estamos bastante unidos al flujo de la vida.

Aquí, la dificultad reside en un deficiente movimiento inte­rior. Con una cierta inercia, la persona persevera para quedarse mentalmente en el tiempo y en el lugar equivocados y de este modo se vuelve incapaz para la acción. El ejemplo clásico de este estado es la mujer de Lot, convertida en estatua de sal, por­que contrarió las advertencias de su ángel guía y, atraída por el pasado, volvió la vista a Sodoma en lugar de concentrar todas sus fuerzas en el presente, en su huida y su salvación.

En el estado Honeysuckle, el individuo vive, por cierto físi­camente en el presente, pero su espíritu se ha quedado detenido en el pasado. Para salvar esta brecha, se debe emplear mucha energía psíquica que se pierde como una columna de humo, deja atrás escorias y falta en el aquí y ahora, donde se hacen los cam­bios de vida para el futuro.

En estado Honeysuckle negativo, la personalidad rehusa dejarse guiar por su Yo Superior, de acuerdo con las leyes de su alma, aun cuando no siempre comprende enseguida estas leyes. ignora que uno de los más importantes principios de vida es el cambio continuo  que fluye en todo. En lugar de eso prefiere te­rminar y controlar por sí misma su desarrollo, particularmente allí donde están en juego las vivencias afectivas. Las escalas que impone para tal fin están referidas a ella misma y por lo tanto son limitadas.

La viuda que durante años conserva el despacho de su difunto esposo como si éste acabara de levantarse del escritorio, se encuentra en estado Honeysuckle. Otro ejemplo más acusado aun es el de la actriz que se ha quedado estancada en su época de esplendor. A los cincuenta años, todavía luce la vestimenta, el peinado y el maquillaje de la «dulce niña», el papel que una vez desempeñó con tanto éxito. También podemos citar el caso de la joven que, muerto su prometido, se resiste a todo nuevo vínculo, el del ingeniero alemán destacado en África, enfermo de nos­talgia. Ambos necesitan Honeysuckle, al igual que la pareja que se vio obligada a mudarse a otra parte de la ciudad y no deja  hacer notar cuánto añora su viejo barrio. No es de extrañar que al adoptar esta postura no logre habituarse ni hacer nuevos amigos.

Las personas de los casos arriba citados se niegan inconscientemente a aceptar un nuevo desarrollo. Los caracteres Honeysuckle empiezan sus frases, con más frecuencia que otros con las palabras: «Antes, yo…» y «Cuando todavía yo…». Esto  evidencia, que en cierta medida se apegan a su pasado y que todavía no lo han digerido en su debida forma. No pueden establecer una comunicación fluida entre él y la situación actual de su vida, porque no pueden o no quieren contemplar su pasado desde todos los ámbitos. Se fijan sólo en un aspecto, la mayoría de las veces en el lado agradable. «En el Tercer Reich reinaba el orden y construyeron autopistas.» El lado oscuro del Tercer Reich no se tiene en cuenta ni se discute. De esta manera, estas experiencias no se pueden integrar, ni se puede extraer de ellas provecho para el ulterior desarrollo de la personalidad.

El sentimiento de nostalgia es un estado Honeysuckle. Mucho de esto vibra en el nombre alemán de la flor Jelangerjelieber. (Cuanto más tiempo hace, mejor). Se refugian en un tiempo pasado para no tener que enfrentarse con los rigores del presente , pero  el sentimiento está fuera de tiempo, es más bien un intento de compensación sentimental.

El estado Honeysuckle es comprensible y en cierta medida normal en los ancianos que en su interior están haciendo un balance sobre todo. En la actualidad, en que se los excluye de manera sistemática de la corriente activa de la vida y de las generaciones, resulta lógico que se aparten en espíritu del presente poco halagüeño para refugiarse en el recuerdo de épocas pasadas. También es propio del estado Honeysuckle lamentarse por las oportunidades perdidas y las esperanzas malogradas; un nostálgico comprender que se han hecho tantas cosas como las que se han hecho pero sin sentimientos de culpa. La Honeysuckle ayuda a los agonizantes a desprenderse con mayor facilidad de la parte perecedera de su existencia.

Bach escribió lo siguiente sobre la Honeysuckle: «Aleja de la conciencia toda pena y preocupación por el pasado. Neutraliza las influencias, deseos y añoranzas de tiempos pretéritos y nos devuelve al presente».

En estado Honeysuckle transformado se mantiene un contacto vivo con el propio pasado. Se aprende de él, pero no hay que aferrarse necesariamente a él. Se puede trabajar con el propio pasado. Desde este punto de vista, los arqueólogos, los historiadores y los anticuarios se encuentran en un estado Honeysuckle positivo. Durante la labor psicológica en grupo o una terapia de reencarnación, la Honeysuckle puede contribuir a restablecer la comunicación entre el pasado y el presente y cuida que el pasado conserve el verdadero valor de ubicación aún durante una terapia de ese tipo.

El estado Honeysuckle negativo se extiende en su mayoría durante un período prolongado, pero también puede ser de  breve duración, en especial en los niños. La Honeysuckle ha ayudado con frecuencia a los niños enfermos de nostalgia de los hogares escuela del campo o los internados.

Es curioso que algunas personas que necesitan Honeysuckle  casi no pueden recordar su pasado. En estos casos se ha evitado conscientemente, hasta ese momento, todo intento de dominarlo.

En algunos aspectos, el estado Honeysuckle se confunde con el estado   Clematis, pues ambos se caracterizan porque el individuo no tiene interés alguno en el presente y no vive aquí y ahora, he aquí la diferencia:

Honeysuckle:  Se refugia en el pasado y ya no espera nada positivo del presente y el futuro.

Clematis:    Huye del presente y se refugia en la fantasía. Confía en un futuro mejor.

En ocasiones, hay que distinguir también entre el estado Honeysuckle y el estado Pine:

Honeysuckle:  Pesar melancólico.

Pine:  Auténticos sentimientos de culpa.

O entre los estados Honeysuckle y Walnut:

Honey~suckle:           No puede haber evolución porque el individuo se niega a seguir hojeando el libro de la vida y no tiene nuevas experiencias.

Walnut: Todavía no puede operarse una evolución porque la fuerza no es bastante intensa para traducir en hecho una nueva experiencia.

Síntomas clave del estado Honeysuckle

Añoranza de lo pretérito; pesar por lo que pasó; no se vive en el presente.

Potencial en estado transformado

  • Mantiene una relación viva con el pasado, pero vive en el presente.
  • Aprende de las experiencias pasadas, pero sin aferrarse a ellas.
  • Pueden rescatar para el presente cosas bellas del pasado.
  • Como escritor, arqueólogo o historiador, puede hacer revivir el pasado.

Recomendaciones para las personas en estado Honeysuckle

  • Inclinar a las personas hacia otros pensamientos, hacerlos asumir nuevas responsabilidades, por. ejemplo: un cargo honorífico, aceptar un ahijado, cuidar un perro o las plantas.
  • Ocuparse de problemas del presente.
  • Dedicarse a actividades artísticas, por ejemplo: gimnasia rítmica, canto, clases de guitarra.
  • Frases de programación positiva:

«Todo fluye»;

«La vida empieza hoy»;

«Cada día es nuevo y está lleno de expectativas»;

«Me identifico con mis cometidos actuales».

Síntomas en Estado de Bloqueo

  • Referirse constantemente a lo pasado, en el interior y al conversar con los demás.
  • Glorificar el pasado y preferir que todo fuera como antes.
  • Pensar con melancolía en los bellos tiempos que quedaron atrás.
  • No lograr superar la pérdida de un ser querido (por ejemplo: el padre o la madre, un hijo, el cónyuge).
  •  Vivir enteramente en los recuerdos.
  •  Nostalgia.
  • Deplorar una oportunidad perdida o una ilusión que no se realizó.
  • Mostrar poco interés por los problemas actuales; el pensa­miento se ha quedado anclado en el pasado.
  • Añora poder empezar una vez más desde el principio.
  • Un determinado suceso ocurrido en el pasado mantiene tanta actualidad como si hubiera acaecido ayer.
  • En  ocasiones: un recuerdo particularmente desleído de la infancia.

HONEYSUCKLE (REMEDIO T): los remedios llamados transitorios o agudos (T) son aquellos que permiten re-armonizar estados mentales negativos que no son rasgos de carácter sino desórdenes transitorios. Es una condición que aparece en determinado momento, de repente, pero no requiere asistencia de emergencia. En estos casos el efecto de la flor, si bien es elegida, se siente en pocas horas, o a lo sumo en pocos días. 

Aspectos positivos

Flexibilidad para hacer cambios. Posibilidad de establecer vínculos, recordando el pasado en su justa medida sin que impida vivir plenamente el presente.

Capacidad para traer el pasado al presente, propia de escritores, historiadores, arqueólogos, psicoanalistas, etc.

En su aspecto positivo esta personalidad tiene en cuenta que la vida está sucediendo ahora.

Cuando la personalidad está en desequilibrio

  • Para aquellos que viven recordando amigos del pasado.
  • Para quienes viven recordando ambiciones que no se cumplieron.
  • Para personas cuyo presente es demasiado pesado, y se refugian en el pasado.
  • Para los que sufren de remembranza y nostalgia o tienen una conexión muy débil con lo actual.
  • Para tomar cuando hay mudanzas, migraciones, viudez y separaciones.
  • Para todo lo que se relacione con envejecimiento, anciano en soledad.
  • Para los que sienten pena porque lo pasado ya pasó y se aferran al mismo.
  • Para los que no pueden elaborar vivencias o pérdidas o personas muy sentimentales a las que les cuesta mucho el cambio.
  • Para personas de tipo conservador, tanto interna como externamente.
  • Personas de edad que se conectan poco con el presente y sólo se nutren de sus recuerdos.
  • En situaciones de mudanza, con la imposibilidad de poder des­prenderse de nada, aunque ya no sea de utilidad.
  • En NIÑOS que no pueden desprenderse de sus padres para ir al jardín de infantes o a la escuela.
  • Para los que se centran en aspectos idealizados del pasado, sin poder también integrar las malas experiencias y continuar con su desarrollo personal.
  • Ayuda a combatir la pena de sentir que uno se está poniendo viejo…
  • En el estado emocional de pesar en que se acelera el envejecimiento y se observa tanto en la piel como en la postura o porte de la persona.
  • Para  personas en estados terminales las  ayuda a dejarse ir  con mayor facilidad (según M. Scheffer).
  • Cuando en los sueños aparecen recuerdos desagradables. En  personas que temen a los cambios.

Verbalizaciones frecuentes

“Todo tiempo pasado fue mejor.”

“Cuando yo era joven… “

“No me puedo acostumbrar a estos tiempos modernos.”

“No voy a encontrar otro hombre como mi marido.”

“Eran otras épocas aquéllas… “

“Lástima que no se pueden volver a vivir cosas que ya pasaron”.

“Me gusta mirar fotos y recordar tiempos idos.” –

“El accidente que tuve hace unos años se me aparece como muy actual. A veces veo la situación con todos los detalles como si lo estuviera viviendo otra vez.”

“Lamento no haber seguido el consejo de mi madre de estudiar. “

“Disfruto mucho coleccionando cosas de antes: tarjetas postales, discos, etcétera.”

“Yo prefiero pensar que mi marido se fue de viaje en vez de ha­cerme a la idea de que ya nunca más lo veré.”

“No puedo superar lo que perdí…”

“De mi infancia no me acuerdo nada.”

“Cómo me gustaría poder volver a empezar.”

“Estoy casada con un hombre buenísimo, tengo dos hijos hermo­sos, pero extraño tanto mi país, mis padres y el tipo de vida que se lleva allá, que no puedo disfrutar lo que tengo aquí.”

A %d blogueros les gusta esto: